Europa Laica contabiliza más de 5.000 bienes inmatriculados por la Iglesia

La polémica de la Mezquita surge a raíz de la inmatriculación del templo.

Desde que en 2007 saltara la alerta sobre los bienes que la

Cuando la Iglesia registra a su nombre los edificios que han levantado los vecinos

Cuando la Iglesia registra a su nombre los edificios que han levantado los vecinos

Iglesia católica estaba inscribiendo a su nombre en el Registro de la Propiedad

amparada en los artículos de la Ley Hipotecaria que le dan categoría de

administración pública, Europa Laica ha venido desarrollando un trabajo de

investigación sobre ello que da como resultado la suma de más de 5.000 bienes

inmatriculados por la Iglesia en todo el país.

Así, los datos que maneja esta organización -que trabaja por separar la influencia de la religión del espacio público del Estado- señalan que sólo

en las provincias de alrededor de un millón de habitantes, existen entre 500 y

1.000 bienes en cada una de ellas que han sido inscritos por la Iglesia a su nombre, según explica a

eldiario.es/andalucia el presidente de Europa Laica, Francisco Delgado. “Venimos

trabajando en este tema desde que saltara la alarma sobre lo que estaba haciendo la

Iglesia a raíz de los casos detectados en Navarra”, cuenta Delgado para

explicar a continuación la “opacidad” con la que la Iglesia ha actuado y la

dificultad de contabilizar todos los bienes inmatriculados.

Primero fueron más de 1.000 bienes los que se certificaron

por parte de la Iglesia en el Registro de la Propiedad en Navarra, entre 1998 y

2007; y a raíz de ellos, Europa Laica ha promovido grupos de trabajo en cada

provincia del país para arrojar luz sobre la práctica de bienes inmatriculados

por la Iglesia valiéndose de artículos franquistas de la Ley Hipotecaria y su

Reglamento, que “han permitido usurpar miles y miles de bienes en

España, con nocturnidad y alevosía”.

Investigaciones más avanzadas en la Comunidad Valenciana o

Aragón han hecho aflorar un largo listado de bienes de los que la Iglesia se ha

“apropiado”. De esa forma, además de lugares de culto, pasaron a manos de la

Iglesia propiedades como viviendas, fincas, viñedos, almacenes e incluso

trasteros, según consta en los datos que maneja Europa Laica y las plataformas

ciudadanas que trabajan sobre ello.

La Mezquita-Catedral y la acción de las administraciones

La Mezquita-Catedral y la acción de las administraciones

Y

entre todos esos bienes, destaca la Mezquita-Catedral de

Córdoba –“ningún otro bien tiene su

valor”- dice Delgado sobre el monumento que la Iglesia inscribió a su nombre en

2006 por 30 euros.

Desde el inicio de su trabajo sobre las inmatriculaciones,

Europa Laica tiene claro que éste “es una cuestión política, no jurídica”, dice

su presidente para explicar que “el balón están en el tejado de las administraciones”

y ha lanzado un mensaje directo al Congreso de los Diputados para modificar la Ley

Hipotecaria y derogar -“con carácter retroactivo”- los citados artículos que

confieren a la Iglesia categoría de entidad pública. “El poder ejecutivo tiene

capacidad jurídica para hacerlo y no permitir que una entidad privada siga

actuando como entidad de carácter público. Porque no lo es desde que en 1978 se

aprobó la Constitución”, añade.

Igualmente y en referencia específica al caso de la

Mezquita-Catedral, Delgado ha solicitado a la presidenta de la Junta de

Andalucía, Susana Díaz, “que no haga declaraciones y actúe” porque “la Mezquita

es un bien público, no es de la Iglesia y debe pertenecer a la ciudadanía”.

Y en un mensaje directo al Ayuntamiento de Córdoba y a su

alcalde, José Antonio Nieto (PP), desde Europa Laica han pedido “que trabaje a

favor de las instituciones públicas y de la ciudadanía”. En ese sentido, ha

añadido: “Si el ayuntamiento plantea el tema, si tiene voluntad política, lo

tiene ganado en los tribunales”.

“Los partidos políticos en general han hecho dejación de sus

obligaciones” en el caso de las inmatriculaciones, ha criticado Delgado. “Ningún

ayuntamiento, salvo alguno de Navarra y País Vasco, han dado la voz de alarma”,

añade. Y también pone sobre la mesa el papel de los registradores de la

propiedad: “Han hecho la vista gorda ante algo que no era normal”.

Campaña de Europa Laica

Campaña de Europa Laica

“Desde Europa Laica vamos a seguir luchando” dice sobre su tarea

para alzar la voz contra las inmatriculaciones de bienes por parte de la Iglesia,

explica su portavoz. “La razón está de nuestra parte aunque es un camino lento”,

ha añadido para “felicitar” a la Plataforma Mezquita-Catedral Patrimonio de

Todos que ha abierto recientemente el debate en Córdoba para conseguir la titularidad pública

de este monumento y ya cuenta con más de 200.000 firmas ciudadanas de apoyo y

adhesiones de personalidades del mundo académico, de la cultura y el

pensamiento. “Es un movimiento cívico que va a generar el apoyo de la inmensa

mayoría de la ciudadanía para que la Mezquita pase a ser un bien de derecho

público”.

Sobre su propia tarea, Europa Laica proseguirá su trabajo de

investigación para sacar a la luz bienes inmatriculados, además de promover una campaña de recogida de firmas y apoyo

social que, a través de su web http://laicismo.org/detalle.php?pk=30143&tp=ds

suma más de 7.000 adhesiones contra las inmatriculaciones de la Iglesia

c atólica y por una Mezquita pública y de uso civil.

En un documento dirigido al Congreso, Senado,

Ministerio de Educación y Cultura, Junta de Andalucía, Parlamento de Andalucía,

Parlamento y Unión Europea, Consejo de Europa y UNESCO, se pide la “devolución

de la Mezquita de Córdoba al Estado” y se sugiere que se constituya una

fundación o patronato público que gestione el monumento, integrado por el

Ayuntamiento de Córdoba y la Junta de Andalucía, con participación del Estado

central, universidades y entidades privadas de carácter cultural o de

investigación.

Asimismo, también se pide “que la Mezquita de Córdoba deje

de ser un lugar de culto religioso-católico y de explotación del Obispado de

Córdoba, para convertirse en un espacio exclusivamente civil, como monumento

histórico-cultural al servicio y disfrute de toda la ciudadanía”. Y añaden,

sobre su denominación, que sea llamado oficialmente “Mezquita de Córdoba”, sin

más alusión a la catedral que se inserta en su interior.

Este mismo documento de Europa Laica incluye otras dos

peticiones, ya a nivel general. Una, para solicitar que se modifiquen los

artículos de la Ley Hipotecaria que han posibilitado que la Iglesia haya

realizado inmatriculaciones a su nombre en el Registro de la Propiedad de

bienes no registrados hasta la fecha, al otorgarle categoría de administración

pública a la Iglesia y sin más justificación que la firma de sus propios

obispos.

Y una segunda para “que se devuelvan a los municipios, entes

públicos, personas físicas o jurídicas del lugar donde se encuentran ubicados

todos los bienes, edificios o espacios usurpados y que, supuestamente carecían

del título escrito de dominio hasta ese momento, mediante las inmatriculaciones

ejercidas por la jerarquía católica haciendo uso de la Ley Hipotecaria”.

Etiquetas
Publicado el
8 de abril de 2014 - 23:10 h

Descubre nuestras apps

stats