La portada de mañana
Acceder
El PP intenta enterrar la investigación judicial de las primarias de Mañueco
Los cuatro nuevos debates que plantea ómicron frente a la pandemia
OPINIÓN | ¡Paguen más!, por Esther Palomera
Sobre este blog

Artículos de opinión de Javier Gallego, director del programa de radio Carne Cruda.

Accede aquí a nuestra portada.

Quieren ser feministas, conservadores y neoliberales... y todo no se puede

La periodista y escritora Anna Pacheco dio una charla sobre feminismo a alumnos de Operación Triunfo, dijo que el capitalismo es incompatible con la igualdad no sólo de las mujeres sino de las clases sociales, criticó a Ciudadanos por su incongruencia y la derecha acabó pidiendo el cierre de TVE. El caso es censurar. Cuando ellos convierten la televisión pública en órgano de propaganda del partido y se gastan nuestros impuestos en misas, caza, toros y programas de Bertín, Cárdenas o Herrera, no es adoctrinar, es alta cultura. Llega una mujer y explica una obviedad y poco menos que piden la hoguera. Muy feminista todo.

Luego Cayetana Álvarez de Toledo nos revela que ella no está con el feminismo del bloque monolítico de las mujeres y que por eso no irá al 8M, al que ya calificó de disparate en 2018. Ella es feminista amazónica, dice, como Camille Paglia, autora que defiende que la libertad de la mujer se la ha dado el hombre haciendo la Revolución Industrial o inventando la lavadora. Tal cual. Volviendo a Cayetana: Caye no es como las demás mujeres, Caye cabalga sola. Tan sola que se declara feminista mientras asegura que "no hay una ideología machista que someta a las mujeres". Os lo habéis inventado todo, loquitas.

Su partido, el PP, y Ciudadanos sí se sumarán a la manifestación del 8 de marzo porque ellos no quieren perder comba, aunque gobiernen en ayuntamientos y comunidades gracias a la ultraderecha que no sólo llama al feminismo "ideología de género" sino que niega la violencia machista que ha matado a más de mil mujeres en España en lo que va de siglo. Más que ETA. La derecha quiere ser feminista porque es lo que toca, pero le toca el coño el feminismo, hablando mal y pronto.

Y es lo que les pasa todos los años, que quieren subirse al carro porque está de moda y queda feo decir que estás en contra de que las mujeres sean iguales, pero no quieren renunciar ni un ápice al sistema que provoca la desigualdad. El capitalismo neoliberal que defienden sin matices ni limitaciones, se nutre de la explotación y la precariedad, se enriquece a costa de que unos pocos ganen mucho más que el resto, se beneficia de que las mujeres tengan que trabajar el doble para ganar la mitad que los hombres. En el mundo es palmario que el liberalismo no genera la justicia social de la que los liberales presumen. A ningún capitalista le interesa que los sexos se igualen ni que la mitad femenina reclame sus derechos. Tus derechos, sus pérdidas.

No, señores y señoras, el feminismo no es una camiseta cuqui ni un lema cursi en una taza. No es un producto de consumo más. Como dice Ana Bernal-Triviño, no es amable ni cómodo, es molesto porque ha venido a derribar el orden abusivo y violento al que ustedes representan y protegen. Feminismo neoliberal es un oxímoron como también lo es querer conservar las cosas y cambiarlas al mismo tiempo. Las derechas quieren ser neoliberales, conservadoras y feministas... y todo no se puede.

Carne Cruda es independiente sólo gracias a los oyentes que nos financian. No podemos hacer periodismo libre si tú no nos ayudas.

Sobre este blog

Artículos de opinión de Javier Gallego, director del programa de radio Carne Cruda.

Accede aquí a nuestra portada.

Etiquetas
Publicado el
4 de marzo de 2020 - 22:41 h

Descubre nuestras apps

stats