Euskadi no baja de los 500 positivos y la incidencia en Álava se acerca a la de Bizkaia con más de 100 casos en Vitoria

Traslado de un paciente en una ambulancia de Osakidetza

Euskadi no registraba dos jornadas consecutivas con más de 500 positivos desde los momentos más duros de finales de marzo, en pleno confinamiento y con el estado de alarma más vigente que nunca. El Servicio Vasco de Salud (Osakidetza) ha comunicado este viernes que 510 personas han contraído la COVID-19 en las últimas 24 horas, el 7,7% de las 6.617 personas que se sometieron a una prueba PCR, un porcentaje elevado. Además, la presión asistencial continúa creciendo con 38 nuevos ingresos -uno cada tres cuartos de hora-. Hay 136 personas hospitalizadas, 13 de ellas graves en la UCI. Continúan sin ofrecerse datos actualizados de los fallecimientos, que también se están incrementando.

La crisis del coronavirus: mapas y gráficos de su expansión en Euskadi

La crisis del coronavirus: mapas y gráficos de su expansión en Euskadi

Nuevamente, Bizkaia concentra la mayoría de casos, 292 de los 510. Sin embargo, son un centenar menos que en la jornada anterior. Es Álava el territorio donde más está creciendo la incidencia en los últimos días y casi alcanza la de Bizkaia en relación con su población: 140,87 casos semanales por cada 100.000 habitantes frente a 158,90. En Gipuzkoa son 61,07. En Álava, el problema principal es el importante incremento de positivos en Vitoria. Son 103 -por 112 de la provincia- en las últimas 24 horas en la que fue la ciudad vasca más golpeada en la primera ola. Osakidetza ya ha activado dos campañas de rastreo por los focos aparecidos en dos bares, en concreto el Sagartoki y el Oh Malbec. en los que se han hecho 133 y 152 PCR, respectivamente.

En Bizkaia, 127 de los 192 casos se dan en Bilbao, cuya incidencia es muy superior a la media: 261,77 casos. Barakaldo, Getxo -hay 1.020 test pendientes por un foco en un bar de Algorta- o Portugalete, en el área metropolitana, presentan también más de una decena de contagios. Mientras, los importantes brotes en residencias de Gallarta y Zamudio disparan las tasas en sus municipios. En Gipuzkoa, ha habido 92 positivos -la incidencia ya llega a niveles de las semanas de junio y julio en las que se sucedieron los rebrotes allí- y, además de en la capital (23 positivos en Donostia) lleva varios días alta la incidencia en Azkoitia y Azpeitia y hay seis casos también en Arrasate-Mondragón.

Las cifras son muy negativas en Euskadi. Los 38 nuevos ingresados es el peor dato en semanas y los hospitales han recibido ya a 136 de los nuevos contagiados en agosto. Además, el empeoramiento de cuadros clínicos es constante y cada vez más personas pasan a la UCI. Se nota especialmente en centros vizcaínos, pero un responsable de Txagorritxu en Vitoria ha explicado a la Cadena Ser que también está subiendo la carga de trabajo en este hospital. No hay datos de fallecimientos porque Osakidetza eliminó esa estadística, pero en los informes de 'exitus letalis' sí consta que se están produciendo defunciones de pacientes con COVID-19 en las últimas jornadas, siete entre el lunes y el miércoles.

No hay previsión, además, de que la situación mejore. La pandemia continúa en expansión si se atiende al R0, que mide los casos derivados de cada contagio y que está constantemente por encima de 1, que es la barrera de seguridad. Ahora marca 1,25. Las autoridades sanitarias vascas se agarran a que muchos de los contagios nuevos -hasta el 50%, estiman- son o bien personas asintomáticas o bien contactos de otros positivos, es decir, casos localizados fruto del trabajo de rastreo que antes no era tan intenso. Estas personas, de otro modo, no estarían aisladas y seguirían contagiando. Se pueden consultar más datos sobre la evolución de la pandemia en Euskadi en el especial interactivo de elDiario.es/Euskadi.

Etiquetas
Publicado el
14 de agosto de 2020 - 13:14 h

Descubre nuestras apps

stats