Ingeteam, socio de referencia de La Naval, cobró 9,7 millones de deuda en puertas del preconcurso de acreedores

Los trabajadores de La Naval convocan nuevas movilizacion y CC.OO. anuncia que también recurrirá los despidos

Los trabajadores de La Naval de Sestao preparan nuevas movilizaciones para el 6 de abril contra el desmantelamiento del histórico astillero de la Margen Izquierda, ahora privatizado. 173 están abocados a un ERE de extinción. El comité de empresa sigue demandando implicación a las instituciones mientras se habla ya de la recolocación de parte de la plantilla que procedía del antiguo astillero público en las sedes de Navantia de Galicia, Andalucía o Madrid (oficinas). Y, en paralelo, los distintos procedimientos judiciales y concursales en torno a la crisis de una compañía llamada oficialmente Construcciones Navales del Norte siguen adelante. Sobre el tapete, el escrutinio de la gestión de los principales accionistas Astilleros Murueta (38%) y, sobre todo, Ingeteam (38%).

La Naval, a la deriva y con una vía de agua de más de 107 millones de pérdidas en tres años

La Naval, a la deriva y con una vía de agua de más de 107 millones de pérdidas en tres años

Esta semana ha finalizado el plazo de calificación del administrador concursal, Ignacio Barainca (de PKF Attest), y se espera que en los próximos días se conozcan sus conclusiones. Además, el juzgado de instrucción de Barakaldo que desde 2015 analiza una querella por delito societario y apropiación indebida presentada por los minoritarios Iniciativas Navales del Norte va completando la recopilación de toda la documentación sobre las cuentas de La Naval. Se trata de material aportado por la administración concursal en las últimas semanas, ya que el juzgado había cursado a la dirección de la compañía hasta cuatro peticiones desde septiembre de 2016 que no habían sido atendidas.

Según la documentación judicial a la que ha tenido acceso este periódico, Ingeteam reclama en el concurso de acreedores una deuda de solamente 229.302,83 euros. Se trata del acreedor número 227 de la lista y tiene la condición de crédito subordinado, es decir, de muy difícil cobro porque se trata de una empresa "especialmente vinculada" al ser parte del accionariado. Se da la circunstancia de que un informe interno de mayo de 2017, justo el mes previo a la declaración del preconcurso, el dinero adeudado por La Naval a Ingeteam era mucho mayor, de casi 10 millones. Concretamente, Ingeteam tenía reconocidos 9.936.872,60 euros.

Fuentes internas de La Naval señalan que Ingeteam fue cobrando las facturas que se le adeudaban en los meses previos a la declaración definitiva del concurso de acreedores, en octubre de ese año. Se trata de una fase crítica en las empresas en esas circunstancias y entienden que, en la jurisdicción mercantil, podría ser un elemento probatorio para declarar "culpable" por mala gestión la quiebra del astillero.

Otro informe muestra que Ingeteam es, con claridad, el acreedor que más ha reducido su deuda entre mayo de 2017 y el final del concurso. La ha dejado en solamente el 2,3%. Hay otro proveedor, SP Consultores, que también tiene un porcentaje similar (del 4,5%), pero en su caso los pagos en ese período crítico ascienden a alrededor de 500.000 euros. En la imagen adjunta de un documento interno se puede ver toda la lista de proveedores teniendo en cuenta su deuda en mayo de 2017 (primera columna), el porcentaje de dinero reclamado (segunda) y la cantidad reclamado (última).

La gestión de Ingeteam en los años anteriores suscitó también las críticas de accionistas minoritarios y comité de empresa. Como ya publicó eldiarionorte.es en 2017, La Naval iba acumulando pérdidas a pesar de tener hasta cuatro barcos contratados. Estas fuentes denunciaban que se trataba de contratos leoninos para el astillero pero muy rentables para el socio. De hecho, Ingeteam multiplicó por tres sus ingresos como proveedora de servicios de ingeniería para los proyectos hasta sumar 13 millones de euros anuales de facturación. El 76% de las denominadas operaciones con empresas vinculadas recayeron en Ingeteam. Ingeteam disponía de un "derecho de macheo" o de tanteo que le permitía igualar las condiciones de cualquier otro proveedor para quedarse con el contrato.

El grupo Ingeteam ya manifestó tajantemente que esas acusaciones eran infundadas y negó que "se haya enriquecido" utilizando su posición en La Naval. "Ingeteam no ha saqueado La Naval", afirmaron en 2017 desde la compañía, que cuantifica en un 6% su peso entre los proveedores. "La Administración del astillero ha actuado de forma diligente y como mejor ha sabido en cada momento", remarcaron.

En cuanto al procedimiento penal vivo en Barakaldo, que debería haberse resuelto meses atrás, hay una decena de exgestores de La Naval imputados. Son Arturo Córdoba -que fue presidente del consejo de administración-, Felipe García de Eulate, César Aizpuru, Juan Antonio Díez, Ignacio Irasuegui, Eduardo Jiménez, Juan Arana, Agustín Ortiz de Eribe y Javier Ojeda. Entre los abogados defensores se ha personado el bufete del reconocido jurista Jesús Urraza, que ha participado en numerosos casos mediáticos como recientemente el 'caso De Miguel' de corrupción de excargos del PNV o los delitos fiscales del exfutbolista del Real Madrid y de la Real Sociedad Xabi Alonso. El fiscal asignado inicialmente al caso fue José Manuel Ortiz, recientemente designado como primer coordinador autonómico contra los delitos económicos y la corrupción.

Etiquetas
Publicado el
27 de marzo de 2019 - 20:44 h

Descubre nuestras apps

stats