Periodistas salvadoreños denuncian en EEUU al fabricante del software Pegasus

Fotografía del 30 de septiembre de 2016 de José Luis Sanz , miembro del periódico digital El Faro de El Salvador, durante una entrevista con EFE.

EFE

0

Un grupo de 15 periodistas y administrativos del medio digital salvadoreño El Faro presentaron este miércoles una demanda en una corte federal en California contra la empresa tecnológica NSO, creadora del software Pegasus, a la que acusan de violar leyes de fraude y de abuso informático.

PEGASUS: El escándalo del espionaje masivo

PEGASUS: El escándalo del espionaje masivo

La demanda contra NSO, una empresa israelí financiada y controlada por compañías con sede en Estados Unidos, pide que la Corte condene a la compañía y la obligue a revelar la identidad de los clientes que usaron el software Pegasus para espiar a los reporteros y otros trabajadores de El Faro. Entre junio de 2020 y noviembre de 2021, al menos 22 de los poco más de 30 integrantes de El Faro fueron víctimas de ataques con el software Pegasus, explica el documento judicial. Es la primera denuncia de este tipo presentada contra la empresa israelí en EE UU por el daño causado a periodistas.

“El uso del programa espía creado por NSO supone una de las principales amenazas a la libertad de prensa y a la democracia hoy en día”, dijo a EFE Caroline DeCell, una de las abogadas que lidera el caso. Con la demanda, los periodistas afectados por el espionaje esperan “sentar un precedente”, explicó a EFE José Luis Sanz, corresponsal de El Faro en Washington D.C. y uno de los demandantes.

Sanz y sus compañeros decidieron acudir a la Justicia estadounidense ya que “en El Salvador no se puede perseguir el espionaje ilegal, porque no hay independencia judicial”.

Varias organizaciones, incluida Amnistía Internacional (AI), confirmaron que el Gobierno salvadoreño estuvo detrás del espionaje a los reporteros, algo que ha sido negado desde la Administración de Nayib Bukele.

El software Pegasus ha sido usado por Gobiernos como el de México, Arabia, Saudí o la India para espiar a activistas y periodistas, según reveló en 2021 la investigación Proyecto Pegasus.

En noviembre de ese año, el Departamento de Comercio de EE UU agregó NSO a una lista de empresas cuya actividad comercial queda restringida en el país por haber desarrollado y vendido programas espías a Gobiernos extranjeros que lo han usado para perseguir a periodistas y disidentes políticos.

El programa Pegasus puede ser instalado en un dispositivo sin que su dueño se dé cuenta. Con ello, el cliente tiene acceso a la lista de contactos, el calendario, los mensajes de texto, correos electrónicos, búsquedas en internet y localización GPS de una persona, y también puede activar la cámara o el micrófono del dispositivo y grabar material, detalla la demanda.

De acuerdo con los abogados, las empresas NSO y Q accedieron a servidores de Apple, el gigante electrónico con sede en California, para identificar vulnerabilidades en los software y acceder por medio del programa espía a móviles iPhone y a su información almacenada en la nube. Ya en 2021, Apple demandó a las compañías, con sede principal en Israel, por daños a su negocio y a sus usuarios.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats