The Guardian en español

"No me siento segura": los testimonios sobre la nueva ley del aborto de las mujeres de Alabama

Manifestantes en contra del aborto en Estados Unidos.

Adrian Horton

Nueva York —

Tres de los principales periódicos de Alabama dedicaron su edición del domingo a publicar cartas enviadas por mujeres de todo el estado, una mirada integral sobre las reacciones a la aprobación por parte de la legislatura de Alabama (formada casi exclusivamente por hombres) de la ley contra el aborto más restrictiva de Estados Unidos.

Así gana terreno la campaña coordinada para la prohibición total del aborto: el ejemplo de EEUU

Así gana terreno la campaña coordinada para la prohibición total del aborto: el ejemplo de EEUU

El grupo Alabama Media, dueño de Birmingham News, The Huntsville Times y The Mobile Press-Register, llenó sus periódicos del domingo con 200 textos escritos por mujeres de Alabama de diversos orígenes, ideologías y edades. Bajo el título ‘Ya es hora de escuchar a las mujeres de Alabama’, las cartas también se pueden consultar por Internet.

El estado de Alabama fue la semana pasada el tema de "conversación en todo el país", escribió la vicepresidenta de Alabama Media Group, Kelly Ann Scott, en la introducción a la serie de cartas. "En muchas de esas conversaciones faltaban las voces de las mujeres de este estado", añadió. En menos de 24 horas, según Scott, más de 200 mujeres de Alabama aportaron su perspectiva.

"Hemos pedido a las mujeres de todo el estado que nos hicieran llegar sus experiencias y reflexiones sobre lo que significa ser hoy mujer en Alabama. Ahora compartimos con ustedes sus historias Ya es hora de escuchar a las mujeres de Alabama", afirmó el grupo empresarial en Twitter

"Son mujeres que viven aquí, y también mujeres que se han ido", escribió Scott. "Mujeres que han rezado por esta ley y mujeres que ahora viven con miedo. Madres que tratan de descifrar lo que significa la ley para sus hijas y sus hijos. Y mujeres enfurecidas porque una mayoría de hombres de la legislatura estatal ha hablado en su nombre".

En el Senado de Alabama, los 25 votos en favor de la prohibición (la ley penaliza casi todos los casos de aborto, incluidos la violación y el incesto) fueron de hombres blancos. Las cuatro mujeres que hay en el Senado estatal votaron en contra de la ley. Kay Ivey, gobernadora de Alabama, firmó la propuesta aprobada para convertirla en ley el miércoles por la noche. Varios grupos, incluyendo la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles (ACLU) y la organización por los derechos reproductivos ‘Planned Parenthood’, han afirmado que recurrirán la ley, lo que posiblemente paralizará durante meses su entrada en vigor.

Los textos enviados muestran toda una gama de sentimientos de desilusión y enfado por la aprobación de la ley. Algunas mujeres dijeron estar indignadas por la hipocresía de la posición supuestamente provida del Congreso estatal. "Si de verdad creyeran en el valor de todas las vidas, no habrían permitido el alarmante ritmo de muertes de habitantes de Alabama por accidentes, partos y afecciones médicas evitables", escribió Tabitha Isner, candidata a la presidencia del Partido Demócrata en Alabama.

"Los republicanos de Alabama quieren que interpretemos esta nueva ley de aborto como prueba de que harán lo que haga falta para salvar vidas.... Les importa la vida, pero les importa menos de lo que les importan sus derechos de la Segunda Enmienda [en referencia a la libertad de portar armas]", añadió Isner.

"Esta prohibición del aborto me pone en peligro a mí, a mis amigas y a las futuras generaciones, por no hablar de las víctimas de violaciones o de abusos sexuales", escribió la adolescente Isabel Hope, desde Tuscaloosa. "Nunca me siento segura caminando sola, ¿cómo me voy a sentir ahora sabiendo que no tendré opciones si me pasa algo?".

Otras mujeres fueron capaces de ver el conflicto entre sus creencias personales y el efecto que la prohibición tendrá principalmente sobre las mujeres negras y de bajos ingresos. "Soy provida pero sigo encontrando problemático que mis puntos de vista personales sean impuestos por ley a otras personas, especialmente cuando sé las privaciones económicas y el racismo sistémico que enfrentarán muchas niñas afroamericanas al nacer. Ser provida para las mujeres negras debe significar que nuestros hijos tengan las mismas oportunidades de prosperar y tener éxito en este país que los demás, una vez que han nacido", escribió Idrissa Snider. "En nuestro estado, estos temas afectan a la calidad de vida de las niñas afroamericanas a diario".

Otra mujer, Rachel Hauser, escribió que la aprobación de la ley la forzó a hablar por primera vez en público de la agresión sexual que había sufrido. "Si me hubiera quedado embarazada, habría tenido un aborto", escribió. Estaba "agradecida" de haber tenido la posibilidad de la anticoncepción de emergencia.

Los comentarios en la página web han sido restringidos. En su introducción, Scott explicó que el Alabama Media Group lo hizo para que las voces de las mujeres fueran "escuchadas y no debatidas". "Nadie debe ignorar sus voces".

Traducido por Francisco de Zárate

Etiquetas
Publicado el
21 de mayo de 2019 - 20:58 h

Descubre nuestras apps