EH Bildu no impedirá la investidura de María Chivite: su militancia vota abstención

Las bases de EH Bildu deciden abstenerse en la investidura de Chivite

Las bases de EH Bildu han dado el sí a María Chivite. No es exactamente un apoyo, sino una abstención, pero como si lo fuera. La socialista no logrará ser investida presidenta en el pleno del jueves, para el que es necesaria la mayoría absoluta, pero sí en el del viernes, en el que basta una mayoría simple. La tiene asegurada gracias a los votos del PSN (11); sus socios de gobierno Geroa Bai (9), Podemos (2) e Izquierda-Ezkerra (1); y la imprescindible abstención de la izquierda abertzale (7). El parlamentario Adolfo Araiz ha confirmado este miércoles por la mañana que el 75% de la militancia de EH Bildu ha votado a favor; es decir, 1.400 personas de las 1.909 que han votado en total. El resto, el 25%, ha apostado por el no.

Navarra elegirá el viernes a su tercera presidenta consecutiva de la democracia

Navarra elegirá el viernes a su tercera presidenta consecutiva de la democracia

Una decisión política imprescindible para que Navarra cuente con un gobierno progresista y no tenga que repetir elecciones en otoño. Lógica, desde ese punto de vista, pero para la que la izquierda abertzale ha tenido que aceptar el veto impuesto por los socialistas. No hablar, no negociar ha sido la norma impuesta por María Chivite, una línea roja impuesta por Ferraz que los socialistas navarros han aceptado de buen grado. Las "diferencias éticas y políticas" que esgrimen contra EH Bildu han sido uno de los principales escollos en la formación de gobierno, y necesitarán pactar políticas con la coalición abertzale durante la legislatura. Cosa que, por cierto, tanto el PSN como el resto de partidos del Parlamento de Navarra ya han hecho en muchas otras ocasiones, puesto que EH Bildu es un partido legal e integrado en la vida institucional de Navarra y el País Vasco.

La callada labor de puente entre dos mundos desarrollada por Geroa Bai desde el primer acuerdo in extremis que se produjo en la Mesa del Parlamento ha sido clave. También los mensajes proabstención de líderes como Arnaldo Otegi, que abogaba por "facilitar sin dar un cheque en blanco" el Gobierno a los socialistas; o el posicionamiento oficial de la Asamblea Territorial de Eusko Alkartasuna, que pese a la "desconsideración permanente" del PSN al negarse a mantener "relaciones oficiales" considera que "la prioridad es poner freno a la derecha", o la argumentación de la portavoz en el Parlamento, Bakartxo Ruiz, que habla de "razones estratégicas" que podrían colocar a sus siete parlamentarios como "llave para condicionar las políticas del Gobierno", llevan a pensar que tampoco esta última piedra impedirá que Navarra cuente con un gobierno de progreso.

La pregunta a la que respondieron ayer los militantes era: ¿Cuál consideras que debería ser la postura de EH Bildu en el pleno de investidura para la elección de la Presidencia de Navarra ante la candidatura de María Chivite, que plantea la formación de un Gobierno de coalición entre PSN, Geroa Bai y Podemos, con el apoyo de I-E? Había dos opciones de respuesta, abstención (las que fueran necesarias) o votar en contra de la investidura de la candidata socialista.

Tras el sí de EH Bildu, se despeja el camino para el debate de investidura de María Chivite, que comenzará este jueves a las 12 horas con la intervención de la candidata socialista y continuará por la tarde con la intervención de los grupos. Está previsto que a las 20.30 horas se produzca la primera votación, en la que es necesaria la mayoría absoluta, que Chivite no alcanzará. Será en la segunda votación, que se realizará 24 horas después y en la que es suficiente la mayoría simple, cuando Navarra volverá a tener un presidente socialista 24 años después. Una presidenta esta vez.

Etiquetas
Publicado el
31 de julio de 2019 - 10:54 h

Descubre nuestras apps

stats