La portada de mañana
Acceder
Ayuso se encomienda ahora al auxilio del Gobierno para afrontar la tormenta
Médicos de familia: "Estamos achicando agua de un sistema que naufraga"
OPINIÓN | El final de la escapada, por Antón Losada

El siguiente número de El Jueves es un especial sobre el rey que está en el aire

Una decena de humoristas deja El Jueves tras la la retirada de la portada sobre el Rey. En la foto, Albert Monteys, exdirector de la revista. EFE

La censura del número de la revista El Jueves sobre la abdicación del rey vino directamente de la empresa que tiene la mayoría de las acciones de la publicación. Ricardo Rodrigo, presidente de RBA, dio la orden a la imprenta para que parara la impresión saltándose a la dirección de la revista, según han explicado a eldiario.es fuentes de El Jueves.

El Jueves retira 60.000 ejemplares con una portada sobre la abdicación del rey

El Jueves retira 60.000 ejemplares con una portada sobre la abdicación del rey

La decisión obligó a cambiar la primera página de la publicación una vez que se habían impreso 60.000 ejemplares en los que aparecía una viñeta del rey colocando al príncipe una corona repleta de heces. A continuación, se cambió la portada que había decidido la dirección de la revista tras la abdicación del rey por la que habían elaborado antes del anuncio del monarca en la que aparece el líder de Podemos, Pablo Iglesias, y que es la que finalmente ha llegado con un día de retraso a los quioscos.

La maniobra de RBA, que compró el 60% de las acciones en 2006, ha provocado la dimisión de una decena de colaboradores de la revista, entre ellos el autor de la portada retirada, Manel Fontdevila, el dibujante Albert Monteys o Isaac Rosa.

El siguiente número previsto para la semana siguiente era un especial sobre el rey que ahora está en el aire. RBA ha dado instrucciones a la redacción para que no aparezca nunca más el rey en la portada, según explican fuentes de El Jueves.

La versión oficial de El Jueves es que la portada de Pablo Iglesias era la que estaba prevista y que no dio tiempo a que llegara a la imprenta la de la abdicación.

No es la primera vez que la revista satírica sufre censura por sus publicaciones relativas a la Casa Real. En julio de 2007, la Justicia secuestró un ejemplar en el que aparecían los príncipes manteniendo relaciones sexuales y se hacía una alusión a los 2.500 euros del 'cheque-bebé' que impulsó el Gobierno socialista. En aquella ocasión la censura fue externa, mientras que la retirada de la portada de esta semana la ha ordenado el dueño de la publicación.

Etiquetas
Publicado el
6 de junio de 2014 - 21:06 h

Descubre nuestras apps

stats