Unidas Podemos pide a Ábalos que la ley de vivienda obligue a bajar los alquileres en las zonas tensionadas

Los ministros de Transportes, José Luis Ábalos, y Derechos Sociales, Ione Belarra, flanquean a la vicepresidenta tercera, Yolanda Díaz, y la portavoz, María Jesús Montero, en una rueda de prensa tras una reunión del Gabinete.

"Se establecerán mecanismos de contención o eventualmente bajada de los precios, tanto de los nuevos contratos como de los existentes". Esta frase del acuerdo entre el PSOE y Unidas Podemos que dio luz verde en el Consejo de Ministros al proyecto de Presupuestos Generales del Estado de 2021 está en el centro de la disputa entre los dos partidos que integran el Gobierno de coalición sobre la ley de vivienda, que acumula ya varios meses de retraso. El Ministerio de Transportes de José Luis Ábalos da por zanjada la negociación después de haber acordado incluir la prohibición de subir las rentas más allá del IPC en las zonas declaradas "tensionadas", es decir, con fuertes subidas. Pero en el Ministerio de Derechos Sociales de Ione Belarra lo considera insuficiente. Fuentes de Unidas Podemos aseguran a elDiario.es que ahora mismo no se cumple el acuerdo de Gobierno y que en estas circunstancias no darán su visto bueno a la norma.

Medio año del límite catalán de precios del alquiler: inquilinos que rebajan su contrato e impacto incierto en el mercado

Medio año del límite catalán de precios del alquiler: inquilinos que rebajan su contrato e impacto incierto en el mercado

Esta misma semana el departamento de Ábalos remitió al de Belarra una propuesta con el detalle normativo de cómo sería la congelación de rentas con la intención de recibir el visto bueno definitivo. Pero desde Unidas Podemos consideran que "la propuesta de congelar el precio de los alquileres en las zonas tensionadas incumple el acuerdo de Gobierno y, por tanto, resulta insuficiente para cerrar la negociación". Así lo han asegurado fuentes de Unidas Podemos, que exigen "cumplir con la bajada de precios pactada entre los socios".

Este mismo miércoles se ha enviado desde Derechos Sociales una contrapropuesta que, dicen las mismas fuentes, "sí incluye un mecanismo para bajar los precios del alquiler". Dicho mecanismo, en resumen, pasa porque los nuevos contratos en una zona tensionada no puedan superar el máximo establecido por el índice de referencia de precios realizado por el Ministerio de Transportes. Así, si un piso tiene una renta superior a ese límite, en el nuevo contrato debería bajar hasta situarse en ese nivel.

"Para los ministros y ministras de Unidas Podemos, esta es la vía idónea para garantizar que las comunidades autónomas acometen la necesaria bajada de precios de las rentas", aseguran fuentes gubernamentales.

"Condición sine qua non"

En el PSOE sostienen que con las medidas asumidas por Ábalos bajarán los precios, por lo que se daría por satisfecho el acuerdo de Gobierno. Así lo explicitó este mismo miércoles José Luis Ábalos en una comparecencia ante la comisión de Transportes del Congreso, en la que aseguró: "Es una cuestión que hay que negociar con los socios de Gobierno. Si me preguntan si vamos a cumplir el acuerdo de gobierno, le digo que sí. En ese acuerdo pone frenar las subidas abusivas. Y eso vamos a hacer: frenar las subida abusivas".

Además de la congelación de las rentas del alquiler en las zonas tensionadas, desde el Ministerio de Transporte recuerdan su plan de poner en marcha un parque público de viviendas y las bonificaciones para propietarios que bajen los precios. Desde el Ministerio de Transportes creen que incluir una bajada expresa de precios desincentivaría la salida de viviendas al mercado, algo que no ha ocurrido por ejemplo en Barcelona.

Pero para Unidas Podemos no hay debate al respecto. En su opinión, es una medida acordada expresamente en el marco de la negociación presupuestaria de finales de 2020 y una reivindicación histórica del grupo confederal, así como de los aliados parlamentarios del Gobierno y de los movimientos sociales. De hecho, creen que con la propuesta de Transportes no se daría el paraguas jurídico necesario a la ley catalana de vivienda, que sí establece un límite a los alquileres y que el Ejecutivo ha terminado recurriendo al Tribunal Constitucional por, en principio, una cuestión de competencias.

Desde Unidas Podemos aseguran que la propuesta de bonificación fiscal no formaba parte de ningún acuerdo, aunque están dispuestos a asumirla. Y recuerdan que la negociación presupuestaria de 2020 fue muy dura y que uno de los principales escollos fue, precisamente, la inclusión de esas cinco palabras ("eventualmente bajada de los precios"). "Fue una condición sine qua non" para cerrar aquél acuerdo, aseguran las mismas fuentes. En el grupo confederal no hay discrepancias en este punto y todos los espacios que lo integran (Podemos, IU, En Comú Podem, Galicia en Común, Alianza Verde) se han reafirmado en defender que la futura ley de vivienda debe incluir expresamente el mecanismo para bajar los alquileres .

Etiquetas
Publicado el
24 de junio de 2021 - 08:13 h

Descubre nuestras apps