Junta de Andalucía y sindicatos sientan las bases para tumbar la fusión hospitalaria de Huelva

Acceso principal al hospital Juan Ramón Jiménez.

Van habiendo fumatas blancas poco a poco que anuncian el fin, o al menos la resolución, de algunos de los conflictos de la sanidad pública onubense, demandadas en la calle por unas 19.000 personas en la última movilización en las calles onubenses.

Solo dos semanas después de que la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, dijese en Ayamonte que afirmar que toda la sanidad está mal es como decir que una casa está mal por tener una bombilla fundida, las bombillas se han comenzado a sustituir.

Este lunes, el nuevo director gerente del Servicio Andaluz de Salud (SAS), Mariano Marín, y la directora general de Profesionales del SAS, Celia Gómez, se sentaban sin anuncio previo con los sindicatos de la Mesa Sectorial de Salud de Huelva, para abordar el nuevo modelo hospitalario, tras el anuncio de la orden que deroga la fusión de las áreas sanitarias de Huelva.

El encuentro con estas organizaciones sindicales --CCOO, UGT, Satse, Sindicato Médico y USAE-- tuvo lugar a primera hora de la tarde en el Hospital Juan Ramón Jiménez, y sobre la mesa estaba retomar la conversaciones una vez anunciada la orden que deroga la fusión hospitalaria y acordar con los sindicatos cuál va a ser el modelo hospitalario de Huelva. Y de la reunión salieron acuerdos.

El acuerdo se ha reflejado en la puesta en marcha de mesas técnicas que van a analizar la vuelta a la situación original, es decir, revirtiendo una fusión que hizo que el hospital Infanta Elena se quedase sin muchas de sus especialidades, y que el Juan Ramón Jiménez dejase de ser una referencia en el sector. El calendario está pendiente de ser firmado, pero la voluntad de las partes es clara para llegar a un acuerdo.

“Sin líneas rojas”

Por partes, el gerente del SAS se ratificaba en el acuerdo del Consejo de Gobierno que decidió la retirada de la Orden de creación del Complejo de Huelva, añadiendo que iba a la reunión sin líneas rojas, aunque una de esas líneas la marcaba parte sindical, reclamando la conveniencia de que no sea una retirada del recurso con allanamiento, sino que se emita una orden de derogación, y que dicha orden recoja un periodo transitorio que dé seguridad jurídica a los profesionales en tanto se alcance un acuerdo definitivo para la vuelta a la situación anterior.

Con respecto a la mesa técnica, vigilará que defina la vuelta a los dos hospitales completos, aumentando los actuales servicios para colocar al Hospital Juan Ramón Jiménez como hospital de nivel 1, todo ello salvaguardando los derechos de los diferentes profesionales con independencia de la dotación definitiva que para cada servicio se acuerde.

Como complemento, se ha fijado que trabaje una segunda mesa, que estudiará los déficits sanitarios del conjunto de la provincia de Huelva, con especial atención al Área Norte y a la Atención Primaria. La situación de los tres chares proyectados para la provincia, en Lepe, Aracena y Bollullos Par del Condado, será estudiada también en profundidad, para intentar arrojar luz sobre los motivos que han llevado a que ninguno de los tres funcione todavía.

Las partes parece que salieron satisfechas de la reunión inicial. Ahora falta trasladar los acuerdos a la puesta en marcha de los mismos. Los sindicatos dan prioridad a que se firme una orden de derogación de la fusión, y la administración pide que el trabajo se realice en plazos concretos para que sean eficaces. Si la reunión ha sido tan prolífica como parece se verá en los próximos días.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats