La portada de mañana
Acceder
La España temporal: una máquina que crea y destruye 100.000 empleos al día
Almudena Grandes, la escritora que se negó a olvidar
OPINIÓN | Salpicaduras de mierda judicial, por Elisa Beni

Los 10 nuevos proyectos de protonterapia anunciados por Sánchez no rivalizarán en envergadura con el de Valdecilla

Máquina de protonterapia.

Pedro Prada, jefe del Servicio de Oncología Radioterápica del Hospital Valdecilla e impulsor de la creación de una Unidad de Protonterapia en Cantabria ha manifestado a elDiario.es en Cantabria que la decisión del Gobierno Sánchez de destinar una donación de Amacio Ortega a crear 10 unidades más por España, no pone en peligro el proyecto que está a punto de licitarse en la Comunidad. Asimismo, Prada ha añadido que la envergadura de los proyectos que Sánchez va a implantar no es comparable con el de Santander.

La Fundación Amancio Ortega donará 280 millones para 10 equipos de protonterapia

La Fundación Amancio Ortega donará 280 millones para 10 equipos de protonterapia

Por de pronto, la Unidad de Valdecilla, que es doble (clínica y asistencial) va a suponer una inversión de 44 millones de euros de fondos europeos, mientras que las inversiones que se acometerán en el resto del país arrojan una media de 28 millones de euros. En todo caso, y dado el estado avanzado del proyecto cántabro, Valdecilla estará a la cabeza del sistema sanitario público español en cuanto entre en servicio, ya que las anunciadas ahora tienen todavía todo el camino presupuestario y administrativo por delante.

El Ejecutivo regional aprobó hace un mes en Consejo de Gobierno los pliegos de calificación de esta obra y "si todo va como nos gustaría, si no es esta semana o la semana que viene, conseguiremos aprobar la licitación de esta obra que contempla una inversión de 39 millones euros para ser el primer hospital público", ha asegurado el vicepresidente socialista Pablo Zuloaga.

Anuncio y crítica del PP

Así lo ha asegurado Zuloaga este martes, tras las críticas del PP al convenio de colaboración de la Fundación Amancio Ortega y el Gobierno central para la instalación de diez equipos en diez puntos de España, entre los que no se encuentra la región, y que según los populares "pone en cuestión la viabilidad del proyecto en Cantabria".

La Fundación Amancio Ortega ha donado 280 millones de euros al Ministerio de Sanidad para la compra de diez equipos de protonterapia, los tratamientos más avanzados contra el cáncer, que irán distribuidos a País Vasco (uno en Vizcaya), Cataluña (dos en Barcelona), Galicia (uno en A Coruña), Andalucía (uno en Sevilla y otro en Málaga), Comunidad Valenciana (uno en Valencia), Comunidad de Madrid (dos en la capital) y Canarias (uno en Gran Canaria).

Hasta el momento los dos únicas unidades en territorio español están en Madrid y son propiedad de Quirónsalud y de la Clínica Universidad de Navarra. No obstante, Cantabria será la primera Comunidad cuyo sistema público se inaugure, ya que su proyecto de protonterapia está muy avanzado. Ahora, la compra de los 10 nuevos equipos la anticipará Sanidad con cargo a cuatro años en los Presupuestos Generales del Estado (PGE), aunque el coste total para las arcas públicas será de "cero euros" gracias a la donación.

El Partido Popular de Cantabria ha advertido este miércoles que el "proyecto estrella" de la coalición de Gobierno PRC-PSOE "se ha estrellado", después de la firma del Plan de Colaboración en la Implantación de la Protonterapia en el Sistema Nacional de Salud (SNS), que "pone en cuestión la viabilidad del proyecto en Cantabria".

El diputado regional y portavoz de Sanidad del Grupo Popular, César Pascual, ha valorado en rueda de prensa que la donación de la Fundación Amancio Ortega para la adquisición e instalación de 10 equipos de protonterapia en distintos puntos de la geografía española conocida ayer, "cuestiona la viabilidad del proyecto de Cantabria".

Además, a su juicio, supone un "ridículo nacional" para el Ejecutivo autonómico por dos motivos: "el ninguneo sistemático de Sánchez a Cantabria" y "la inutilidad e inoperancia del Gobierno presidido por Miguel Ángel Revilla".

Según Pascual, "Cantabria pagará por la protonterapia mientras el Gobierno de Pedro Sánchez se la da gratis a otras comunidades autónomas", porque el convenio con la Fundación Amancio Ortega, por valor de 280 millones de euros, posibilitará la instalación de equipos de protonterapia en el País Vasco, Cataluña, Galicia, Andalucía, Comunidad Valenciana, Madrid y Canarias.

"Ahora vemos como de los fondos de Reconstrucción y Recuperación se nos fuerza en Cantabria a pagar por una cosa que a otras comunidades se les da gratis. Un despilfarro de dinero público, como si esos 44 millones de euros no pudieran destinarse a cientos de proyectos que esta región necesita para salir adelante", ha sentenciado.

En este sentido, también ha cuestionado que el coste de los equipos adquiridos por el Gobierno de Revilla y Zuloaga ascienda a 44 millones de euros, mientras que el Gobierno de Sánchez "los compra por 28".

Zuloaga: "El primero público"

El vicepresidente del Gobierno, Pablo Zuloaga, ha afirmado que Cantabria será "la primera" comunidad autónoma en contar con una unidad de protonterapia para la lucha contra el cáncer. Según Zuloaga, el Ejecutivo autonómico, en una "apuesta clara" por el avance científico y sanitario en la comunidad ha defendido que Cantabria será "la primera" comunidad autónoma en contar con una unidad de protonterapia en la lucha contra el cáncer, pero esto no quiere decir que "íbamos a ser la única", sino que "hemos dicho que seríamos la primera como así va a ser".

Asimismo, ha destacado que la región va a desarrollar este proyecto gracias a "la capacidad" del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla y a "la gestión" del Ejecutivo autonómico a través de los fondos de recuperación de la Unión Europea, que llegaron en enero.

Además, ha aclarado que no se van a destinar recursos públicos del Gobierno cántabro, sino que se van a destinar los recursos europeos que el Gobierno central ha puesto a disposición de las comunidades autónomas en "un claro síntoma de salud democrática y de saber que tenemos que salir todos adelante".

"Cuando hablamos de ser el primer hospital público de España con el sistema de protección de salud pública que tenemos en nuestro país podríamos decir que es el primero en Europa y quizá el primero en el mundo de la sanidad pública en dotarse de un servicio como este, que es pionero en la lucha contra el cáncer. Lo cual, a pesar de la crítica del PP, es una gran noticia para los cántabros y la salud de Cantabria", ha sentenciado.

Etiquetas
Publicado el
20 de octubre de 2021 - 18:43 h

Descubre nuestras apps

stats