Carmen Amores (CMM): “Lo más importante era recuperar la credibilidad y el prestigio de la televisión pública”

Carmen Amores, directora de Castilla-La Mancha Media

Carmen Amores llegó a lo que ahora es Castilla-La Mancha Media cuando el ente regional estaba en pie de guerra. Los ‘viernes a negro’ fueron una constante en los últimos meses del Gobierno del PP, con una plantilla en pie de guerra y una reputación por los suelos. “Desde el primer momento tuve claro que lo más importante era recuperar la credibilidad y el prestigio de la televisión pública. Más que conseguir audiencia, que es el deber que tengo como responsable de un ente público”, asegura Amores. Pero recuperar la credibilidad del medio sólo fue el inicio de su tarea como Directora General del Ente Público Radiotelevisión de Castilla–La Mancha.

"El medio público está hecho para vertebrar a la región. Fundamentalmente, para ser útil y es algo en lo que insisto mucho, porque el medio público es de los ciudadanos", recalca. El ente público logró la firma del convenio colectivo de los trabajadores de la casa en marzo de este año, , algo que Amores destaca porque "el valor de una empresa son sus trabajadores y no tiene sentido una situación de constante crisis con tus propios trabajadores". "Yo creí en la plantilla desde el primer momento, y creo que el capital humano es lo más importante de una empresa pública", recalca.

Consejo de informativos

Sin embargo, señala que"siempre habrá diferencias" en la misma familia, y que eso es algo que se debe tener en cuenta. "Es importante que la plantilla sienta que es útil, que su trabajo tiene sentido, y creo que cada vez estamos más en acuerdo". Además, mejorar la relación con los trabajadores también ha permitido mejorar la información ofrecida en la cadena, que estuvo puesta en duda durante la dirección de Ignacio Villa. Carmen Amores explica, al respecto, que ella ha querido que "se iniciara el camino de un Consejo de informativos", un camino "largo", debido a que no está contemplado dentro de la legislación del ente público.

Amores explica que la modernización de la cadena empezó por su nombre y su marca, que se estrenó en agosto del 2016. Así comenzó la transición hacia lo digital, señala la periodista, por una medida que pretendía cambiar “la percepción y la utilidad del propio medio público”. “El medio público es de los ciudadanos y si no eres útil, corres el riesgo de dejar de ser necesario”, advierte. Y estas medidas que ha ido tomando la cadena, han logrado que el ‘share’ pase de un 4,2% en agosto de 2015, cuando Carmen Amores asumió el cargo, a un 6% en abril de 2019, un mes que pretende cerrar con un 6,5%. “Este incremento supone un aumento de un 36,6% en la cuota de la cadena. Esto se traduce en una mayor inversión publicitaria”, asegura.

No niega que la cadena sufre la crisis en la publicidad, una realidad que viven todos los miembros de la Federación de organismos de radio y televisión autonómicos, FORTA. Sin embargo, niega que el concepto de la televisión autonómica pública esté en riesgo ni mucho menos. “No hay crisis. Ahora mismo, están teniendo los informativos más vistos en todos los ámbitos regionales. Están ayudando a crear el sector audiovisual en sus regiones. Las audiencias bajan, porque la tarta se está repartiendo entre más actores”, recalca. Y, además, añade que sólo hay una televisión regional que ha crecido más que la castellano-manchega: TV3. “Como es lógico, tiene una explicación que no se le escapa a cualquiera”.

Irrupción en las redes sociales

El cambio de nombre estaba muy lejos de ser una casualidad. “Desde el primer momento incidí en que no hablábamos de una televisión y una radio, sino de una corporación de medios públicos en los que se incluían los medios digitales y la posibilidad de que todo tuviera el mismo fin”, recuerda Amores. Y tiene un ejemplo claro para ello: el proyecto de ‘Los Investigadores’, un concurso educativo transmedia en el que han participado institutos públicos de toda Castilla-La Mancha. “Ha tenido una vida previa en internet, luego ha llegado a la televisión y ha vuelto a internet, apoyado siempre por la radio también. No hay producto que se pueda diferenciar, sólo los soportes. Cada producto debe adecuarse a cada pantalla. Eso es un producto transmedia”.

El desarrollo de la parte digital ha logrado aumentar de manera exponencial el seguimiento en todas las redes de la cadena pública. “La comunidad y los seguidores de CMM ya superan el medio millón”, afirma Amores, en una región en la que hay más de dos millones de habitantes. En abril de 2019, continúa, hay 115 mil suscriptores de Youtube, más de 200.000en las distintas cuentas de Facebook, más de 120.000 Twitter y más de 30.000 en Instagram. “Esto convierte a CMM en una de las radiotelevisiones con más comunidad de usuarios en internet, por detrás de aquellas, como Madrid, Cataluña, País Vasco y Andalucía que ya tenían una base hace tres años. Nosotros, en cambio, estábamos sin seguidores en las redes”, explica. “Ya no podemos hablar sólo de audiencia en televisión convencional. Es importante que los usuarios puedan acercarse a nosotros a través de las redes”, subraya.

CMM Play, la gran apuesta

El trabajo en las redes sociales y, en general de todo el departamento digital, desembocó en el “gran proyecto” de la cadena pública, un servicio que se asemeja a Netflix, pero con las características de una televisión pública. CMM Play se lanzó hace unos seis meses, como una herramienta para poner a la región “a la vanguardia” de la televisión autonómica. Se trata de una aplicación en la que se puede acceder a través del móvil a cinco canales de servicio público: conocimiento, campo, salud y calidad de vida, talento players y ‘En play’, dedicado a deportes y retransmisiones deportivas en directo. “En apenas seis meses hemos conseguido 50.000 usuarios registrados y 200.000 usuarios que han accedido a la misma, con un total de 1.500.000 páginas vistas y 430.000 sesiones”, asegura Amores.

La aplicación, además, ha sido visitada desde más de un centenar de países y tiene un tiempo de consulta de más de seis minutos de media. El 62% de quienes la visitan son hombres, debido al canal de deportes. “El fútbol regional es un gran reclamo para los hombres y por eso sube su presencia”, explica. Se trata de una herramienta única entre las televisiones autonómicas. ¿Será imposible imaginar la televisión sin el móvil? “Completamente”, zanja Carmen Amores, mientras añade que “dar la espalda a toda la revolución digital es absurdo”.

“Incluso en una región como la nuestra, con un gran entorno rural, es inútil pensar que no interesa el aspecto digital de la comunicación y las plataformas que conviven en él. Las televisiones de pago y las temáticas están subiendo mucho. CMM Play ha llegado cuando tenía que llegar y estoy contenta de haber podido hacerlo”, asegura la directora general del ente. Pero es que, además, no ha sido necesario ampliar el presupuesto dedicado a Castilla-La Mancha Media para ponerlo en marcha, sólo un “pequeño apoyo” de las distintas Consejerías para los canales de conocimiento, salud y campo.

“Creo profundamente en la televisión pública. Creo que es un derecho de los ciudadanos y por eso hacemos un uso sensato de los presupuestos que, en nuestro caso, son muy pequeños”, afirma. Por eso, lamenta afirmaciones como la del dirigente de Vox, Javier Ortega-Smith, que planteó el cierre de la cadena.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats