La patronal arremete contra la subida del 0,9% del salario de funcionarios y pensiones: "No tiene sentido"

El presidente de la patronal CEOE, Antonio Garamendi, en una imagen de archivo.

El presidente de la principal patronal de empresarios, CEOE, ha criticado este martes la subida del 0,9% de los salarios de los empleados públicos y de las pensiones plasmada en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado de 2021. Al igual que defendió el gobernador del Banco de España la semana pasada, Antonio Garamendi se ha opuesto a este aumento general y ha sostenido que se debería haber "discriminado" la subida para que beneficiara a algunos colectivos concretos, como "los sanitarios y policías" y, en el caso de las pensiones, solo a aquellas de cuantía más baja.

El gobernador del Banco de España pide dedicar parte de los fondos europeos para introducir la mochila austriaca

El gobernador del Banco de España critica el aumento del salario de los funcionarios y de las pensiones

"No entiendo muy bien esa subida del 0,9% a los funcionarios. Lo digo cuando la deflación va a ser del 0,9%. Es decir, estamos hablando del 1,8% de subida", ha afirmado el dirigente empresarial en un encuentro informativo organizado por Nueva Economía Fórum. "Nosotros entenderíamos incluso subir algo más a sanitarios, a la policía, a gente que todos sabemos que hay que premiar. Porque también sabemos, como nos ha pasado en las empresas, que hay otra gente que está en casa. Había que haber discriminado", ha añadido.

El empresario vasco coincide en este planteamiento también respecto a la subida de las pensiones del 0,9%. El Gobierno ha plasmado en los Presupuestos el acuerdo que han alcanzado los partidos en la Comisión del Pacto de Toledo: revalorizar anualmente las pensiones en base al IPC. Como la previsión del deflactor del PIB –indicador aproximado al IPC– que maneja el Ejecutivo es del 0,9%, este es el incremento que se ha incorporado a las cuentas públicas, además de una subida del 1,8% para las pensiones no contributivas, pensiones más bajas de personas que no han cotizado lo suficiente para acceder a una pensión contributiva.

"No entiendo tampoco la subida de las pensiones. Se podía haber entendido incluso una mayor subida de las pensiones mínimas, porque entendemos esa parte de solidaridad, pero no tiene sentido haber subido a las máximas, que es un gasto estructural que está ahí", ha argumentado Garamendi. El empresario ha destacado que "hay que tener mucho cuidado, la Unión Europea nos está diciendo que en 2022 podemos tener un déficit del 8% cuando los objetivos de Bruselas son el 3%. En ese sentido tendremos un problema en España porque habrá que ajustarse las botas".-

La crítica del presidente de los empresarios españoles va en la misma línea que las del gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, en su análisis del proyecto de los Presupuestos. Varios miembros del Gobierno, desde la vicepresidenta económica, Nadia Calviño, al ministro José Luis Escrivá, salieron públicamente a defender estos incrementos. "El problema fiscal o de déficit público de España no está precisamente en las remuneraciones de los funcionarios", subrayó el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, antes responsable de la Autoridad Fiscal independiente (AIReF).

Contra "impuestos ideológicos" como de Patrimonio

El presidente de CEOE ha criticado también otras partidas de los Presupuestos, como el incremento acordado para el impuesto de Patrimonio y otras subidas de impuestos para las rentas más altas. Garamendi ha insistido en que "no es el momento de subir impuestos", pero además ha criticado el incremento de "impuestos ideológicos", como ha calificado al Impuesto sobre Patrimonio y el Impuesto de Sucesiones, que en su opinión "no recaudan y solo ponen impedimentos al ahorro".

Antonio Garamendi ha insistido también en la necesidad de que el Estado mantenga y aumente el apoyo a los sectores empresariales más afectados por la pandemia, entre los que ha destacado el turismo y la hostelería. Entre las medidas para ello, ha mencionado ampliar los ERTE más allá del 31 de enero con la misma protección de desempleo a los trabajadores y de exenciones a las empresas, así como "dar una patada hacia delante" a los créditos ICO. Garamendi ha insistido en considerar además medidas alternativas a los cierres de negocios, por ejemplo en la hostelería. "Lo fácil es decir yo cierro. Cuando se podrían tomar medidas muy eficaces desde el punto de vista sanitario que no suponen el cierre", ha afirmado.

El empresario vasco ha reiterado además que hay que reforzar la apuesta por la aplicación Radar COVID, que en su opinión "es el mejor sistema de rastreo que podemos tener" y "no está funcionando en España". El presidente de CEOE ha recordado además que las empresas pueden colaborar más en las funciones de cribado y ayudar en este sentido al control de la pandemia.

Garamendi ha sostenido que estos días se viven "momentos de cierto optimismo" gracias a la noticia de la alta efectividad de la vacuna contra el coronavirus que desarrolla Pfizer, según ha comunicado la farmacéutica. El empresario ha llamado a la mirada larga en materia económica y a poner atención no solo a lo que va a ocurrir en 2021, sino en 2022, porque "podemos tener problemas", ha indicado.

Etiquetas
Publicado el
10 de noviembre de 2020 - 11:02 h

Descubre nuestras apps

stats