La portada de mañana
Acceder
La nueva guía de Sanidad sitúa a 11 comunidades en riesgo alto o extremo
Pablo Casado busca una segunda oportunidad por el centro
Opinión - Señor Casado, ¿y ahora qué?, por Neus Tomàs

Implante capilar: ¿para qué viajar a Turquía cuando puedes hacerlo en España?

Un paciente antes y después del tratamiento.

E. García

Muchas personas, sobre todo varones, optan por el trasplante capilar tras fracasar con los escasos tratamientos farmacológicos existentes para tratar la alopecia androgénica, como son el Minoxidil y los inhibidores de la 5-alfa reductasa, que provocan ciertos efectos adversos. 

A la vista de que la terapia que se ha mostrado más efectiva es el trasplante, hace unos cinco años explotó el boom del ‘turismo capilar’ a Turquía. De hecho, se organizan viajes como si fueran escapadas de fin de semana a clínicas del país para someterse a trasplantes de cabello a precios muy competitivos.

Pero en todo este tiempo, en España los médicos no han estado de brazos cruzados, sino que se han estado especializando también en trasplante capilar y ya no hace falta irse hasta Estambul para recibir este tratamiento con la mayor calidad, con especialistas y con todas las garantías de material, seguridad e higiene, seguimiento personalizado y a precios imbatibles. Mientras tanto, han surgido buenas alternativas de tratamientos eficaces, como es el caso de las microinyecciones de Dutasterida a nivel local y que combinadas con el trasplante están ofreciendo los mejores resultados.

Como en la Clínica Arencibia, cuyos médicos han batido récords de reputación entre sus clientes del País Vasco y zonas limítrofes como Navarra y Burgos, por los resultados de calidad obtenidos desde su sede en San Sebastián. El boca a boca entre familiares y amigos está funcionando tanto como las reseñas en Google (una valoración 5/5), que van todas en la línea de Jairo Navarro: “muy recomendable. El trato al paciente, la transparencia en las explicaciones y profesionalidad excelentes. Aún a falta de ver resultados finales, el proceso pre y post tratamiento han sido intachables. Muy buen trabajo”.

Como se puede comprobar en su web, esta clínica médica y estética ofrece pocos tratamientos, pero apoyados por evidencias y estudios científicos y rigurosamente seleccionados por su máxima eficacia.

¿Por qué elegir una técnica y no otra?

El trasplante capilar se basa en que las áreas posteriores y laterales de la cabeza (zona donante), están genéticamente programadas para crecer toda la vida. Por lo tanto. estos folículos no se ven afectados por la testosterona, lo que permite que, una vez injertados en la zona receptora, continúen creciendo con normalidad. 

Pues bien, de las dos técnicas existentes para realizar esa implantación de unidades foliculares, FUE y FUSS, en Arencibia están especializados en la primera (aunque haya casos que requieran FUSS) porque en la técnica FUE la extracción folicular se hace individualmente, “uno a uno”; mientras que, en la FUSS, se corta una tira de piel con pelos para ser seleccionados posteriormente por técnicos especializados. 

“En nuestra clínica usamos mayoritariamente la técnica FUE porque no deja cicatriz lineal, facilita una recuperación más rápida y permite extraer unidades foliculares de cualquier zona del cuerpo”, argumentan sus expertos, que son doctores en activo en hospitales públicos, lo cual supone una considerable garantía médica durante el procedimiento y post trasplante ante cualquier eventualidad durante todo un año. 

El tratamiento en cómodos pasos

El procedimiento de trasplante en sí empieza por la consulta médica, que parte de la evaluación, diagnóstico y definición del tratamiento a seguir. Continúa por el diseño estético de la zona receptora en función de la zona donante y luego se entrega un plan específico con las indicaciones a cumplir los días previos al implante. Entre ellas, por lo general, el paciente ha de raparse, pero para quienes no quieren que se note el procedimiento, también se puede evitar el rapado.  

El tratamiento se realizará con la implantación del máximo número de folículos que permita en una sesión la zona donante de cada paciente, al que se le entregará un kit de recuperación con todo lo necesario para los cuidados de la zona trasplantada y un plan de acción detallado con las indicaciones posteriores al trasplante capilar. Aunque generalmente con una sesión es suficiente para obtener los mejores resultados, algunos casos de alopecia avanzada requieren dos sesiones de trasplante. 

Seguimiento y financiación

A las 24 horas, tendrá lugar la primera revisión presencial, que se repetirá a los seis meses y al año, durante el cual tendrá un seguimiento continuado por comunicación telefónica directa siempre con el mismo especialista y por consulta telemática vía telefónica, WhatsApp, Skype y/o correo electrónico hasta la fecha del alta definitiva. 

El presupuesto de todo el procedimiento y el seguimiento, que incluye los gastos de materiales y equipo médico, no tiene nada que envidiar a los de Turquía, unos 2.950 euros, IVA incluido. Aunque existe la posibilidad de gestionar la documentación para financiar el tratamiento a la medida de cada cliente. Y ojo porque, curiosamente, la mayoría de los pacientes reservan su trasplante en épocas vacacionales, por eso, ahora mismo, en Arencibia, ya tienen una alta ocupación de la agenda de cara a las Navidades.

Etiquetas
Publicado el
23 de septiembre de 2020 - 06:00 h

Descubre nuestras apps

stats