Blogs Blogs y opinión

Sobre este blog

Viento del Norte es el contenedor de opinión de eldiarionorte.es. En este espacio caben las opiniones y noticias de todos los ángulos y prismas de una sociedad compleja e interesante. Opinión, bien diferenciada de la información, para conocer las claves de un presente que está en continuo cambio.

Mi vecina tampoco votó a Elkarrekin Podemos

La candidata a lehendakari de Elkarrekin Podemos, Miren Gorrotxategi, durante su intervención en un acto de campaña del partido en el Palacio Euskalduna de Bilbao

Ayer una vecina me preguntaba si servía de algo votar. Ella pensaba que si las personas que no se habían acercado a votar fuesen preguntadas por el motivo, responderían que por el miedo a la COVID-19, por aburrimiento o sencillamente por no molestarse o quizás porque no han encontrado propuestas interesantes para Euskadi.

Esta persona me comentaba que pese a que nunca ha encontrado una oferta que le reconfortara siempre ha votado izquierda, pero en la mayoría de las veces como voto útil contra el nacionalismo o la derecha.

Y es que pese a que se daban muchos ingredientes para que éstas fueran Las Elecciones, las formaciones políticas que hasta la fecha han desarrollado funciones de oposición han desaprovechado la oportunidad.

El estado de ánimo de la sociedad vasca no era el mismo en febrero cuando Urkullu convocó elecciones para el 5 de abril que en mayo, cuando hizo un nuevo llamamiento para el 12 de julio después de un confinamiento y de un inicio de crisis en el que las familias empezaban a tomar conciencia de la que se venía encima. 

Se expuso por parte de alguna formación que no era un momento propicio para que una sociedad sumida en la incertidumbre acudiera a votar. Y la participación fue un elemento recurrente a la hora de refugiarse en cómo influiría la abstención en los resultados y seguramente algo haya tenido que ver con el resultado obtenido por Iñigo Urkullu que gana tres escaños a pesar de la pérdida de 51.000 votos.

Pero estas elecciones debían ser una oportunidad para ofrecer a la ciudadanía vasca respuestas y soluciones a las consecuencias e incertidumbres que la crisis sanitaria, social y económica han originado en los y las vascas. La construcción de un futuro debía haber sido elemento de movilización para lograr un cambio de gobierno que posibilitase nuevas e innovadoras políticas a nivel social, sanitario, educativo o medioambiental. Sin embargo no se ha ofrecido un proyecto de país, no han existido propuestas que movilizasen al electorado. No ha habido un proyecto de reconstrucción en clave vasca y mi vecina, votante de Elkarrekin Podemos se ha quedado en casa.

Tanto Elkarrekin Podemos-IU como el Partido Popular de Euskadi han seguido la estrategia marcada desde Madrid por sus líderes estatales. Una estrategia basada en bloques y que en Euskadi no funciona

Las elecciones el 12J han supuesto una oportunidad perdida.

Estas elecciones, el PNV no ha ganado por mérito propio sino más por demérito de algunas formaciones más preocupadas en el gobernar que en el cómo gobernar. Y es que la debilidad que se le presuponía a un gobierno mellado por una legislatura pobre a nivel legislativo y salpicado por el clientelismo o por la deficiente gestión de los servicios públicos vascos o del derrumbe de Zaldibar, ha supuesto un relajamiento a la hora de hacer propuestas y los discursos han estado más centrados en lo que no se debe hacer y menos en proponer.

Por tanto, quien más ha contribuido al éxito del PNV este 12J ha sido la incapacidad para ilusionar a un electorado que no ha encontrado interés para acercarse a las urnas.

Elkarrekin Podemos-IU por ejemplo, ha perdido la mitad de los votos que obtuvo en las legislativas vascas de 2016. Seguramente algunos de sus votantes se habrán quedado en casa o habrán preferido ir a la playa pero según se deduce de los resultados, muchos han optado por dar su confianza a EH Bildu.

Tanto Elkarrekin Podemos-IU como el Partido Popular de Euskadi han seguido la estrategia marcada desde Madrid por sus líderes estatales. Una estrategia basada en bloques y que en Euskadi no funciona. Una estrategia que miraba más a Madrid vendiendo los logros del gobierno de coalición y dejando a la formación morada sin un proyecto propio para Euskadi y sin credibilidad en su propuesta de un gobierno liderado por los tres partidos de izquierdas.

Porque al inicio de campaña Idoia Mendia ya advirtió a Miren Gorrotxategi que el PSE no formaría gobierno con EH Bildu y continuar vendiendo durante toda la contienda electoral un tripartito de izquierdas que sonaba a marciano ha podido dejar en casa a gran parte de la ciudadanía y con ella a mi vecina cansada de que le vendan humo.

 

Sobre este blog

Viento del Norte es el contenedor de opinión de eldiarionorte.es. En este espacio caben las opiniones y noticias de todos los ángulos y prismas de una sociedad compleja e interesante. Opinión, bien diferenciada de la información, para conocer las claves de un presente que está en continuo cambio.

    Autores

Etiquetas
Publicado el
13 de julio de 2020 - 00:56 h

Descubre nuestras apps

stats