eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Europa tiembla ante la crisis italiana

La decisión del presidente de la república italiana de nombrar a un gobierno técnico encabezado por Carlo Cottarelli, exdirigente del FMI, han precipitado a Italia en una crisis política de enorme gravedad

- PUBLICIDAD -
La Liga pide a Forza Italia que brinde apoyo externo a un Gobierno con el M5S

EFE

Caos institucional en Italia

La decisión del presidente de la república italiana de rechazar el nombramiento de Paolo Savona como ministro de economía de la coalición entre la Liga Norte y el Movimiento Cinco Estrellas, la consiguiente renuncia del nuevo primer ministro Giuseppe Conte y, finalmente, el nombramiento de un gobierno técnico encabezado por Carlo Cottarelli, exdirigente del FMI, han precipitado a Italia en una crisis política cuya gravedad sólo puede compararse a la que en 1992 provocó el formidable escándalo de corrupción conocido como “Tangentopoli”.

Tanto la Liga como el M5S, por boca de sus principales líderes, Matteo Salvini y Luigi Di Maio, han pedido que se convoquen lo más pronto posible nuevas elecciones, al tiempo que han atacado duramente al presidente de la República, Sergio Mattarella, por “haber contravenido la voluntad de los italianos expresadas en las urnas”. “Los italianos tienen que decidir y yo nunca me he ocupado de los ministros franceses y alemanes” –ha dicho Salvini-, dejando entender, según Le Monde, que varias potencias europeas habrían presionado a Mattarella para que impidiera el nacimiento del nuevo gobierno. “Italia es ahora un país con soberanía limitada”, ha rematado Salvini.

“No podemos limitarnos a mirar lo que pasa”, ha escrito por su parte Di Maio en Facebook dirigiéndose al país. “Tenemos que reaccionar enseguida y con firmeza. Hoy colgaré una bandera italiana de mi ventana y os pido que hagáis lo mismo y os invito a todos a venir a Roma el 2 de junio para una gran manifestación. La del domingo ha sido la noche más oscura de la democracia”.

Alivio e inquietud en Europa

La prensa alemana respira tras el rechazo del nombramiento de Paolo Savona. El diario Frankfurter Allgemeine Zeitung había calificado el viernes a ese economista de 81 y euroescéptico declarado de “ enemigo de Alemania”. Y las ediciones de la prensa alemana del domingo concentraban todas sus esperanzas en el presidente de la República, Sergio Mattarella. “El jefe de Estado italiano ha hecho bien. ¡Ánimo Mattarella!”, titula hoy el principal diario económico germano, el  Handelsblatt.

Pero no todos se muestran optimistas. El  Frankfurter Allgemeine dice: “Tras el fracaso de la formación del gobierno en Italia, el euro recupera valor. Pero esa recuperación tiene los pies vacilantes”. El Suddeustche Zeitung, recordando que Mattarella está siendo acusado por algunos de “alta traición”, escribe: “el país afronta tiempos dramáticos. Un conflicto entre instituciones como el actual no se había producido en toda la historia de la república”. Y  Die Welt opina que en unas nuevas elecciones el gran vencedor sería la Liga Norte. Una opinión que comparte el exministro de economía griego Yannis Varoufakis: “La formación de un gobierno técnico bajo la férula de un antiguo apparatchik del FMI es un regalo fantástico para Matteo Salvini”, dice el ex-ministro griego de economía. 

Las consecuencias económicas posibles… también en España

Al igual que otros muchos diarios europeos, el  Financial Times abre con el asunto y dice: “los títulos de deuda italianos han alcanzado niveles que no se conocían desde los años de la crisis económica (la prima de risego está en 230 puntos) y la bolsa ha perdido todo lo que había ganado desde el comienzo de 2018. Ahora se abre un periodo de confrontación entre los pupulistas y el establishment italiano a la espera de unas elecciones en otoño. Esa perspectiva podría añadir una prima de incertidumbre a los títulos italianos. Muchos inversores temen que una crisis constitucional en Italia o el replanteamiento de las dudas sobre el futuro de la eurozona amenacen la estabilidad económica”.

El sábado, el Financial Times sumaba los problemas políticos españoles a los que se están produciendo en Italia: “Aunque la decisión del líder socialista Pedro Sánchez de presentar una moción de confianza han provocado una caída del 2,7 % de la bolsa y los títulos del Estado cayeran como no lo habían hecho desde septiembre, Italia sigue siendo el mayor foco de atención del mundo político y de los mercados. España se encuentra en una situación fiscal mucho menos mala que Italia. Pero su situación de inestabilidad política, que puede provocar nuevas elecciones, llega en un mal momento, cuando los inversores están dando la espalda a la eurozona. “Es fácil ver qué vulnerable pueden ser los países muy endeudados si se erosiona la confianza de los inversores”, dice Mark Dowding, del grupo de inversiones Blue Bay Asset Management”. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha