eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El Congreso da el primer paso para despenalizar las ofensas a la religión y las injurias al rey pese al rechazo de PP y Cs

Unidos Podemos logra iniciar la tramitación de la reforma del Código Penal que soluciona las "graves carencias" de España en materia de libertad de expresión

La izquierda suma a las fuerzas nacionalistas e independentistas para la iniciativa que contempla derogar el delito de enaltecimiento del terrorismo

PP y Ciudadanos acusan al PSOE de pagar "un peaje" por los apoyos a la moción de censura de Sánchez al respaldar la proposición de ley en el Congreso

64 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Garzón defenderá mañana en el Congreso la reforma para despenalizar los ultrajes al Rey y las ofensas a la religión

Garzón ha defendido en el Congreso la reforma para despenalizar los ultrajes al Rey y las ofensas a la religión

La iniciativa de Unidos Podemos para "la protección de la libertad de expresión", que contempla la reforma el Código Penal para despenalizar las ofensas a la religión o las injurias al rey, ha pasado este martes su primer trámite parlamentario. Con la excepción de PP y Ciudadanos, el resto de grupos políticos han apoyado la toma en consideración de la proposición de ley al juzgar necesaria una actualización de la legislación española para garantizar la libertad ciudadana, la protección de los colectivos más vulnerables y adaptar la normativa española a la doctrina de organismos internacionales como el Tribunal Europeo de Derechos Humanos.

De los 346 votos emitidos, 180 han votado a favor y 166, en contra. 

El líder de IU, Alberto Garzón, ha defendido la iniciativa en nombre del grupo proponente alertando de que "estamos viviendo un momento de involución democrática muy grave" en el que "el derecho a la libertad de expresión está siendo vulnerado" por la actual redacción del Código Penal y "el clima conservador" que se está extendiendo en el país. El parlamentario ha recordado casos como el del actor Willy Toledo, perseguido por ofender a la religión católica, y ha criticado que por cuestionar la monarquía o hacer chistes con elementos religiosos hay ciudadanos que "se han visto en procesos judiciales que han acabado con penas de prisión", algo que, a su juicio, "es impropio en democracia".

Garzón ha pedido la "derogación inmediata" del delito de ofensas religiosas al considerar que "en democracia no pueden prevalecer unos sentimientos sobre los otros". Respecto al de injurias a la Corona el diputado de Unidos Podemos ha recordado que España "se ha ganado dos ocasiones la sanción del TEDH" por condena por este precepto. La libertad de expresión, ha apuntado, "ha de prevalecer porque la democracia consiste en poder criticar a las instituciones de arriba".

"En una democracia debe ser legitimo criticar a las instituciones del Estado. Es parte de la democracia, más allá que no nos guste el tono todas las críticas están amparadas –siempre que no sean un delito– por la libertad de expresión", ha añadido para defender limitar los delitos por ofender a símbolos del Estado. Asimismo, ha denunciado las "ambigüedades" de la tipificación del delito de enaltecimiento del terrorismo que "apenas fue utilizado hasta el año 2011, paradójicamente cuando desaparece ETA" y por eso ha defendido también su eliminación para adecuar la lucha antiterrorista la realidad actual. 

El PSOE introducirá enmiendas

Todos los grupos de la izquierda y las fuerzas nacionalistas e independentistas se han mostrado de acuerdo con tramitar la iniciativa y han recordado que la propuesta pretende evitar casos como los de los raperos Valtonyc y Pablo Hasel o los titiriteros, todos ellos condenados o procesados en base a los artículos del Código Penal referidos a las ofensas a los sentimientos religiosos, ultrajes a la Corona o que castigan los ataques a los símbolos del Estado. Los distintos portavoces han concluido que todos esos procesamientos se realizaron por actos que se deberían enmarcar en "la libertad de expresión".

El PSOE ha introducido ciertos matices y ha asegurado que durante el debate parlamentario presentará varias enmiendas al articulado propuesto. "Para que la libertad de expresión sea real ha de comprender no solo ideas que se consideran inofensivas sino también aquellas que chocan, contrarian o perturban a su Estado y sus instituciones aunque afecten a la Constitución", ha defendido el portavoz de los socialistas durante el Pleno, Gregorio Cámara.

La propuesta se ha encontrado, en cambio, con el rechazo de PP y Ciudadanos, que han arremetido especialmente contra el PSOE por respaldarla. "Alguien podría decir que el PSOE esta tarde está cruzando el rubicón", ha asegurado el portavoz popular, Leopoldo Barreda. A su juicio, la proposición de ley "no es para proteger la libertad de expresión" sino que "es de la barra libre para quienes agreden la libertad de expresión de todos los demás" y la barra libre de los "delitos de odio y los delitos del terrorismo" así como para poder "denunciar a la Policía si agrede a los amigos de Podemos". "Ustedes siempre con los violentos y nosotros con las víctimas", les ha dicho a los grupos que han respaldado la propuesta.

"No vamos a amparar de los que han hecho del odio a España su razón de ser", ha agregado, por su parte, el portavoz de Ciudadanos, José Ignacio Prendes, que ha asegurado que el voto a favor del PSOE a esta iniciativa es el "peaje" que los socialistas van a pagar por el apoyo de las fuerzas independentistas y nacionalistas a la moción de censura de Pedro Sánchez. La iniciativa, ha apuntado, supone "un deslizamiento sostenido del PSOE hacia fuera de los márgenes del constitucionalismo".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha