La incidencia cae 10 puntos hasta los 213 casos y Sanidad notifica 4.515 nuevos contagios tras un ajuste en los datos de Catalunya

Varios sanitarios trabajan este martes en la Unidad de Cuidados Intensivos de Coronavirus del Hospital de Galdakao (Bizkaia). EFE/Miguel Toña/Archivo

El ministerio de Sanidad ha notificado este martes una incidencia de 213,9 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días. Una bajada de casi 10 puntos respecto al lunes, cuando se continuó con la suave bajada registrada durante los últimos días de la semana pasada.

El Ministerio de Sanidad ha notificado además 4.515 nuevos contagios en las últimas 24 horas, un número que no se puede comparar con el de ayer, lunes, cuando se sumaron los contagios del fin de semana, pero sí con el dato del viernes, cuando las autoridades sanitarias comunicaron 9.135 nuevos casos. Además, se han eliminado del total 1.837 casos duplicados de Catalunya, que se habían generado debido a un error técnico en la carga de datos del 23 de abril.

Este martes se han añadido 106 nuevas muertes notificadas en la última jornada, lo que eleva a 78.399 el balance total de fallecidos desde el inicio de la pandemia, hace ya más de un año. En este momento, permanecen hospitalizados 9.592 pacientes con coronavirus en planta y 2.292 en UCI. La ocupación es del 7,66 y del 22,89%, respectivamente.

Por comunidades autónomas, las que más nuevos casos notifican son Castilla y León, con 1.590; Andalucía, que incorpora 1.008; Catalunya suma 904; y Madrid añade 778 al balance total. En cuanto a incidencia, se sitúan a la cabeza Euskadi, con 491 casos por cada 100.000 habitantes; Madrid, con 343; y Navarra con 327.

El Gobierno ha decidido que el estado de alarma decaiga el próximo 9 de mayo, pero las comunidades contarán con un mecanismo legal para intentar eludir la disparidad de decisiones de la justicia en lo que respecta a las restricciones que tomarán a partir de ahora. El Consejo de Ministros ha aprobado este martes un decreto ley para extender varias medidas del llamado escudo social, pero también incorpora una novedad en el ámbito del orden contencioso-administrativo: permitirá a las autonomías recurrir en casación ante el Tribunal Supremo los autos de los tribunales superiores de justicia en el caso de que que tumben restricciones para hacer frente a la pandemia, como el toque de queda o los cierres perimetrales. Esto es algo que hasta ahora no podían hacer. De esta forma, el Alto Tribunal tendrá la última palabra y podrá dictar jurisprudencia.

A partir del próximo día 9, las comunidades necesitarán aval judicial para imponer determinadas restricciones que hasta ahora estaban amparadas por el estado de alarma, y en ocasiones los criterios que tienen los tribunales son dispares, de manera que puede darse la situación de que autoricen una medida en un territorio, pero no en otro. Así pasó ya en verano en algunos casos. Por eso hay ejecutivos autonómicos que han presionado en las últimas semanas al Gobierno para que extienda el estado de alarma, entre ellos los de Euskadi, Galicia o Castilla y León. El Ejecutivo, sin embargo, se ha mantenido en su decisión y ha insistido en que existen "herramientas suficientes" para hacer frente al virus sin necesidad de la declaración excepcional, decía ayer mismo la ministra de Sanidad, Carolina Darias.

Etiquetas
Publicado el
4 de mayo de 2021 - 20:03 h

Descubre nuestras apps

stats