eldiario.es

Menú

Andalucía Andalucía

El lío de Ganemos Sevilla: cuatro partidos compiten por los cinco concejales del CIS

El lío de siglas en que derivó el proceso de confluencia de fuerzas de izquierda y movimientos sociales queda a la expectativa de las cifras que aporta el barómetro del CIS.

Según la encuesta, un 9,9% de los electores apostarían por esta opción conjunta en abril pero la pregunta es quién hereda estos presumibles cinco concejales en el Ayuntamiento sevillano: IU, Podemos, EQUO o el 'nuevo' Ganemos Sevilla.

- PUBLICIDAD -
Miembros de Ganemos Sevilla. / J.M.B.

Miembros de Ganemos Sevilla. / J.M.B.

Ganemos Sevilla, tercera fuerza política en el Ayuntamiento de Sevilla. Con cifras nada desdeñables para una nueva marca: un 9,9% de estimación directa de voto, cuatro o cinco concejales (de 31). Es lo que obtendría el proyecto de confluencia de partidos de izquierda y movimientos sociales el próximo 24M, según el  Barómetro de Opinión del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) del pasado mes de abril. Pero no hay proyecto conjunto… Entonces, ¿quién es Ganemos Sevilla?

¿Podemos, Izquierda Unida, EQUO o el 'nuevo' Ganemos? Es posible que ninguno. Que la encuesta del CIS haya quedado en un punto muerto entre lo que pudo ser y lo que nunca fue. Entre la realidad y el deseo que apuntaba el poeta sevillano Luis Cernuda.

Desde la formación ecologista incluso llegaron a acusar de "traición" a las otras dos formaciones. Después de meses de negociaciones, de crear una plataforma confluyente y de acuñar una imagen corporativa, el plan caía en una pura implosión. Lucha de egos y posicionamientos, decían. Ganemos Sevilla caía en la segunda semana de abril, se desintegraba de manera definitiva. Hasta que un grupo de escindidos de IU 'compró' la  marca registrada por el catalán Emilio Vera y gestionada por la Plataforma Ciudadana de Candidaturas de Confluencia hartos.org.

Cuatro papeletas diferentes

Izquierda Unida participó de manera activa en el proceso de creación del proyecto confluyente. Militantes y dirigentes no hacían ascos a la posibilidad de afrontar con ciertas garantías el asalto a la mayoría absoluta del actual alcalde del PP, Juan Ignacio Zoido. El choque interno llegó con la elección de candidatos. La posición de fuerza de la coalición de izquierdas encontraba el tope en la determinación de los círculos asociados a Podemos. La salida de estos últimos de Ganemos Sevilla abría la puerta a una unión bipartita con EQUO que tampoco cuajó. Y, aunque IU participará en las municipales con lista propia, no se ve fuera del proyecto "original". "No hemos salido, seguimos trabajando en Ganemos Sevilla como espacio de confluencia política", sostenían fuentes del partido a este diario.

Participa Sevilla, considerado como el brazo "instrumental" de Podemos, fue la primera fuerza que decidió salir de la plataforma. No convenció la apuesta, por diversos motivos. Uno de ellos, de peso, fue el proceso de elección de candidatos. Dejaron de lado la buscada confluencia, toda vez que no había posibilidad de acuerdo y que cada cual tiraba hacia su parcela de un extremo del naciente Ganemos Sevilla. Finalmente, han creado una candidatura a las elecciones locales con la que aspira a ser la fuerza heredera de esos cinco concejales o casi el 10% de los votos que marca el CIS.

EQUO "reitera que Ganemos Sevilla va en su candidatura". Al calor de las cifras del barómetro de opinión, el partido verde cita la suerte de mantra asimilado desde la ruptura: la plataforma "decidió en su plenario apoyar a EQUO Sevilla" y sus "cuatro portavoces van en su lista a las municipales". De algún modo, entonces, mira como propia la estimación de apoyo. En todo caso puntualizan que la encuesta "no tiene sentido por no representar su trabajo de campo la situación actual".

Ganemos Sevilla. Sí se puede. Con ese nombre, un grupo de escindidos de IU pertenecientes a Corriente Verde Andaluza han 'comprado' la marca. Y se presentan a las cita con las urnas. Completan, contra todo pronóstico, el cuarteto de papeletas que compiten por la resaca electoral del proceso de confluencia. Un puro galimatías del que surge en el último minuto lo que desde otras fuerzas consideran un "esperpento", una maniobra para pescar en el río revuelto de la coyuntura política. Sus promotores se defienden y aseguran que no son un "Ganemos ficticio". Defienden que el resto de partidos "no han sabido concretar el proyecto que deseaba el pueblo de Sevilla". Dicen que en el proceso hubo "más personas minando esa unidad que a favor de lo que significa Ganemos". Todo por luchas intestinas, apuran.

Pero desde  Ganemos Sevilla –que aún existe como tal aunque es diferente al Ganemos Sevilla que será una de las 19 candidaturas al Ayuntamiento de Sevilla– muestran "su más absoluto rechazo a que otra iniciativa con el mismo con el mismo nombre ajena a nuestro proceso instrumentalice la marca y se presente a las elecciones". Dicen en el 'antiguo' Ganemos sevillano que estas personas "nada tienen que ver con el proceso de construcción colectivo" y que "no sólo añaden confusión a la opinión pública sino que además logran dividir aún más a la izquierda". Un lío que se dirimirá, seguro, el 24M.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha