eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Dimite el alto cargo de Cifuentes que logró un piso público en 20 días sin figurar en la lista de aspirantes

María Jesús Martín Nieto, número tres del antiguo Ivima, obtuvo una vivienda fuera de sorteo y en un plazo récord

No renunció al derecho que ya tenía, desde hace años, a otro piso público, según desveló infoLibre

- PUBLICIDAD -
Cifuentes cesa al director general de Trabajo al que su mujer iba a sustituirle en Metro de Madrid

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, en una imagen de archivo EFE

La directora del Área Económica, Promoción y Rehabilitación de la Agencia de Vivienda Social de la Comunidad de Madrid (antiguo Ivima), María Jesús Martín Nieto, ha presentado su dimisión. Según publicó infoLibre, consiguió en tan solo 20 días un piso público de alquiler con opción a compra.

Martín Nieto obtuvo en 2012 la vivienda fuera de sorteo, sin constar en la lista pública de aspirantes -integrada por 307.187 solicitantes-, "y sin haber formalizado renuncia expresa y previa al derecho que ya tenía desde cinco años antes a otro piso público" situado en la localidad madrileña de Móstoles.

Según recoge infoLibre, fuentes próximas a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, aseguraron que "aunque no existiese ninguna ilegalidad" en la actuación de la ya expresidenta del Ivima, su actuación es "antiestética", algo que habría precipitado su dimisión, aceptada por Cifuentes.

Según Martín Nieto, aunque su nombre no aparece en la lista única y vigente cuando solicitó el piso de Majadahonda (el 6 de diciembre de 2012, 20 días antes de recibirlo), jamás dejó de formar parte de ella desde que se inscribió en 2005. De hecho, explica infoLibre, Martín Nieto reconoce que no figura su nombre, "como tampoco el de ningún otro de los beneficiarios del derecho a una futura vivienda, porque tienen vetado acudir a nuevos sorteos pero no a optar a viviendas mediante otras fórmulas como la que le permitió a ella misma acceder al piso de Majadahonda".

Según su versión, esa fórmula distinta al sorteo público consiste en solicitar el alquiler de una vivienda que haya quedado vacante por renuncia voluntaria de sus "beneficiarios", que de ese modo no llegan a convertirse en "adjudicatarios". Sin embargo, la normativa madrileña dice justamente lo contrario: "La exclusión de la Lista Única se producirá de oficio cuando los seleccionados resulten beneficiarios de una vivienda".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha