Aragonès toma posesión como president con el compromiso de hacer "inevitable" la autodeterminación

El expresidente Quim Torra pone la medalla de presidente de la Generalitat a Pere Aragonès

Pere Aragonès es oficialmente president de la Generalitat de Catalunya. Tras ser investido el viernes con la mayoría parlamentaria que le ofrecieron Junts y la CUP, este lunes ha tomado posesión del cargo en un acto en el Pati dels Tarongers del Palau de Generalitat. Aragonès, de 38 años, coordinador nacional de ERC, ha prometido el cargo tras la lectura del decreto de nombramiento por parte de la presidenta del Parlament, Laura Borràs, y al término de una breve ceremonia que ha contado con sendos homenajes por un lado a los presidentes republicanos Lluís Companys y Francesc Macià, y del otro a los trabajadores públicos por su labor durante la pandemia.

Las patatas calientes del Govern de Aragonès

Las patatas calientes del Govern de Aragonès

"Prometo cumplir fielmente las obligaciones del cargo de president de la Generalitat de acuerdo con la voluntad popular de la ciudadanía de Catalunya representada en nuestro Parlament", ha prometido Aragonès, justo antes de recibir de la mano de Quim Torra la medalla que simboliza la presidencia.

En su discurso, Aragonès ha agradecido la dedicación de su predecesor, ha defendido el estado del bienestar y ha proclamado que trabajará para una “transformación social, ecologista, feminista i democràtica” en Catalunya. Asimismo, ha recordado que durante su investidura se comprometió a hacer “inevitable la amnistía y la autodeterminación”. “Me comprometí con ello y hoy empezaré a ejercer este compromiso, como he tratado de hacer siempre: con humildad, empatía y decisión”, ha expresado.

Aragonès ha descrito el reto como "mayúsculo". "Somos conscientes de las dificultades que tenemos que superar, empezando por una crisis social y económica que nos ahoga, que pone en riesgo la cohesión social”, ha remarcado. Y, poco después, se ha emplazado a hacer "progresar" los derechos sociales y "reforzar" el estado del bienestar, lo que, en sus palabras, es "lo auténticaemente revolucionario".

El acto ha contado con una reducida asistencia debido a la crisis epidémica. Entre los presentes estaban la presidenta del Parlament, Laura Borràs, el expresident Quim Torra, la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y los líderes ERC y Junts, Oriol Junqueras y Jordi Sánchez, respectivamente. Por parte del Gobierno han tomado parte el ministro de Políticas Territoriales y Función Pública, el catalán Miquel Iceta, y la delegada del Gobierno en Catalunya Teresa Cunillera. Ciudadanos, PP y Vox no han participado.

Aragonès ha llegado a la Generalitat acompañado de su mujer y su hija y, antes de entrar en el recinto, ha dejado un clavel en el adoquín Stolpersteine instalado en motivo del 80 aniversario del fusilamiento de Lluís Companys. Ya en el Palau, ha pasado revista a los Mossos d'Esquadra y ha mantenido un encuentro con trabajadores públicos que estuvieron en primera línea de la lucha contra la COVID-19. Acto seguido, ha rendido homenaje a Companys y Macià frente a sus bustos y, posteriormente, el grupo Ginestà ha interpretado la canción Estimar-te com la terra.

El Govern toma forma

Tras la toma de posesión de este lunes, el siguiente paso es que asuman el cargo los nuevos consellers del Govern. Este mismo lunes se han conocido ya todos los 14 nombres. El principal, el de Jordi Puigneró en la Vicepresidencia y al frente de Políticas Digitales, Infraestructuras y Agenda Urbana. Por parte de los republicanos, Laura Vilagrà ocupará Presidencia; Joan Ignasi Elena, Interior, y Roger Torrent, Empresa y Trabajo; por parte de Junts, Jaume Giró estará en Economía; Josep Maria Argimon, en Salud, y Victòria Alsina, en Exteriores.

Entre las prioridades iniciales de Aragonès al frente de la Generalitat está retomar la mesa de diálogo para desencallar el conflicto político derivado del procés. Este mismo lunes el president explicó que su intención es que se pueda reactivar antes del verano, aunque previamente quiere reunirse a solas con Pedro Sánchez y también formalizar el Acuerdo por la Amnistía y la Autodeterminación. Este espacio compartido con partidos y entidades soberanistas debería servir para fijar la estrategia de negociación. 

Pero no solo tiene previsto Aragonès hablar del procés y los presos independentistas con Sánchez. Su otra gran prioridad, según aseguró este lunes, es el reparto de los fondos europeos.

Etiquetas
Publicado el
24 de mayo de 2021 - 20:28 h

Descubre nuestras apps

stats