La portada de mañana
Acceder
Solo el 5% de contagiados en España tenía la pauta completa
Los últimos días de la nobleza de Franco
Opinión - Demoler la cruz, por Antonio Maestre

Puigneró, Vilagrà, Giró… Estos son los 14 consellers del Govern de Aragonès

Jordi Puigneró, Laura Vilagrà y Jaume Giró, de izquierda a derecha

El puzle del nuevo Govern de la Generalitat de Catalunya ya está completado. Después de algunos días de especulaciones que siguieron a la investidura de Pere Aragonès, finalmente tanto ERC como Junts ya han cerrado los nombres que van a ocupar cada una de las 14 conselleries. Siete para cada partido y con paridad entre hombres y mujeres. 

Aragonès, el president independentista que no quiere acabar en comisaría

Perfil | Aragonès, el president independentista que no quiere acabar en comisaría

Como número dos del Ejecutivo y contrapeso de la presidencia, Junts situará a Jordi Puigneró, después de que renunciaran a la vicepresidencia otros nombres del círculo de Puigdemont como Elsa Artadi o Josep Rius. Los posconvergentes contarán con varios independientes, como Jaume Giró en Economía o Josep Maria Argimon en Salud. ERC, por su parte, entrega la conselleria de Presidencia a Laura Vilagrà y sitúa al expresidente del Parlament, Roger Torrent, en Empresa y Trabajo. 

Jordi Puigneró, Vicepresidente y conseller de Políticas Digitales, Infraestructuras y Agenda Urbana (Junts). Es uno de los pocos consellers de Junts que repite y, además, se convierte en el hombre fuerte del partido en el Ejecutivo. Afín a Carles Puigdemont, con Quim Torra dirigó el Departamento de Política Digitales y Administración Pública. De la escuela política de Convergència de Sant Cugat del Vallès, lleva ocupando cargos de responsabilidad en la Generalitat desde hace casi una década, en su mayoría vinculados a las telecomunicaciones y a las nuevas tecnologías. Ahora se hará cargo también de las políticas de transporte y vivienda. De marcado perfil independentista, ha dado pábulo a algunas tesis pseudohistóricas como que Colón era catalán. 

Laura Vilagrà, consellera de Presidencia (ERC). Exalcaldesa de la localidad de Santpedor y diputada entre 2006 y 2011, Vilagrà se convirtió en una de las sorpresas de las elecciones del 14 de febrero cuando fue elegida por el partido para hacer tándem con Aragonès. Licenciada en Ciencias Políticas por la UAB y máster en Dirección Pública en ESADE, ha estado muy vinculada a la política municipal y hasta el 155 fue la delegada del Govern en la Catalunya Central. Su cartera tiene mucha proyección institucional, aunque esta vez no incluye la portavocía, y se le añade la gestión del funcionariado y el piloto de la Renta Básica Universal

Jaume Giró, conseller de Economía y Hacienda (Junts). El fichaje más inesperado del nuevo Govern. Giró llega para hacerse cargo de las finanzas de la Generalitat después de una larga trayectoria profesional vinculada a la comunicación y a la gran empresa. Es conocido sobre todo por su etapa de diez años en puestos directivos de La Caixa, donde llegó a ser dirección general de su fundación. Antes, había pasado por Gas Natural y Repsol. Muy bien conectado con los círculos empresariales ya en Barcelona como en Madrid, tras su salida de la entidad financiera en 2019 montó una consultoría y participó en la candidatura de este año de Joan Laporta para la presidencia del FC Barcelona. Se integra en el Govern como independiente pero su nombre fue propuesto por el secretario general de Junts, Jordi Sànchez.

Joan Ignasi Elena, conseller de Interior (ERC). Un exsocialista para una de las carteras más difíciles. Militante del PSC durante dos décadas, fue alcalde de Vilanova i la Geltrú por ese partido, aunque acabó dejándolo debido a sus posiciones más soberanistas. Abogado de profesión, desde entonces ha estado en la órbita de los republicanos, aunque sin dar nunca el paso a la primera línea. En 2016 presidió el Pacto Nacional por el Referéndum y durante el juicio del procés fue portavoz jurídico de los presos republicanos. Es una persona próxima a Oriol Junqueras y ahora se encargará de un departamento que suele abrasar a sus responsables. 

Victòria Alsina, consellera de Acción Exterior y Transparencia (Junts). Es la exdelegada del Govern en los Estados Unidos y actual coordinadora del grupo de trabajo Catalunya 2022. Su elección ha sido otra de las sorpresas del nuevo Gabinete y hasta ahora no se le reconocía sin un perfil político muy marcado. Alsina es doctora en Ciencias Políticas y Sociales por al UPF y fue profesora y directora académica del Centro por la Ciencia y el Progreso Urbano de la Universidad de Nueva York. En 2018 fue nombrada delegada de la Generalitat en los Estados Unidos y Canadá tras superar un concurso público. 

Josep Maria Argimon, conseller de Salud (Junts). Ha sido el fontanero de la pandemia en Catalunya. Veterano de la gestión sanitaria, lidió primero con la respuesta hospitalaria a la crisis sanitaria como director del Instituto Catalán de la Salud (ICS), y luego también con las medidas restrictivas con su nombramiento como director de Salud Pública en plenos rebrotes en verano. Buen comunicador, se ganó rápidamente el respeto de la ciudadanía y de los dos partidos de la coalición, aunque también ha destacado por hablar sin pelos en la lengua, lo que ha provocado alguna tensión interna con la hasta ahora consellera, Alba Vergés. 

Josep González Cambray, conseller de Educación (ERC). Relevo continuista al frente de las políticas educativas. Josep Bargalló pone fin a su segunda etapa al frente de la conselleria de Educación –la primera, durante el Tripartito– y deja el cargo en manos de uno de sus hombres de confianza, Josep González Cambray, actual director de Centros Públicos y uno de los responsables de la gestión del coronavirus en las aulas. Militante de ERC, Cambray ha ocupado distintos puestos de responsabilidad dentro de la Administración en los últimos años: estuvo de adjunto en la secretaría de Inmigración con Montilla, fue director de los servicios territoriales de Acción Social en Barcelona y coordinó el área de Educación, Cultura y Deportes de la Diputación de Barcelona.

Roger Torrent, conseller de Empresa y Trabajo (ERC). Uno de los nombres más destacados dentro se ERC, Roger Torrent, recala en la conselleria de Empresa y Trabajo tras su paso por la presidencia del Parlament, ahora en manos de Laura Borràs. Factoría de las juventudes de ERC, fue alcalde de su localidad, Sarrià de Ter, y diputado en el Parlament antes de alcanzar la presidencia de la Cámara. En la actual legislatura será el interlocutor del Govern con el empresariado y tendrá también a su cargo las políticas de fomento del empleo.

Lourdes Ciuró, consellera de Justicia (Junts). Abogada, entró en política de la mano de Convergència como concejal en Sabadell (Barcelona). También ha sido diputada en el Congreso por las distintas marcas electorales posconvergentes, cargo que dejó para disputar la alcaldía de Sabadell en las últimas municipales, cosechando tan solo tres diputados. De su cartera depende la nueva clasificación penitenciaria de los presos del procés, prevista para el próximo mes de julio.

Violant Cervera, consellera de Derechos Sociales (Junts). Licenciada en Filología Hispánica, ocupa una consellera de nueva creación tras desligarse el nuevo departamento de Trabajo, como en la pasada legislatura. Entre 2011 y 2012 Cervera, proveniente también de la antigua Convergència, fue directora general de acción comunitaria del entonces departamento de Bienestar Social y Familia.

Teresa Jordà, consellera de Acción Climática, Agricultura y Alimentación (ERC). Repite al frente de las competencias de Agricultura, Ganadería y Pesca y suma la gestión de las políticas de sostenibilidad y contra el cambio climático. Antes de recalar en el Ejecutivo de Quim Torra en 2018, Jordà fue alcaldesa de Ripoll, en Girona, y diputada por ERC en el Congreso durante siete años. Se le valora su buena relación con los agentes del territorio, aunque ha protagonizado alguna polémica, como su defensa del consumo de leche cruda.

Natàlia Garriga, consellera de Cultura (ERC). Licenciada en Derecho, era actualmente directora de servicios del departamento de Vicepresidencia y Economía, departamento que ocupaba el ahora president. Entre 2007 y 2016 fue gerente del Instituto Catalán de Empresas Culturales. Está procesada por los preparativos del 1-O y a la espera de juicio.

Tània Verge, consellera de Feminismos e Igualdad (ERC). Es una de las apuestas independientes de ERC. Verge es catedrática de Ciencias Políticas y Sociales de la UPF, donde ha dirigido la Unidad de Igualdad. Especialista en políticas de igualdad, sobre las que ha realizado numerosos trabajos académicos, esta profesora universitaria es también activista feminista y recientemente adquirió notoriedad por ser una de las integrantes de la sindicatura electoral del 1-O. Por ello fue a juicio y acabó absuelta como todos los demás.

Gemma Geis, consellera de Universidades e Investigación (Junts). Geis es una de las figuras pujantes dentro de Junts. Abogada y profesora universitaria, su trayectoria profesional está vinculada a la academia. Entre 2013 y 2017 fue vicerrectora en la Universidad de Girona. En esa fase crítica del procés dio el salto a la política como candidata de Junts al Parlament, donde ha sido diputada hasta hoy. Es una de las fundadoras de la Crida Nacional per la República, la plataforma política que encabeza Carles Puigdemont.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats