Más de 9.000 miembros de las mesas electorales intentan librarse de acudir al colegio el 14F

Papeletas electorales en un colegio en Barcelona.

Más de 9.000 catalanes que han sido llamados a formar parte de las mesas electorales del 14F han presentado alegaciones para no ir al colegio el día de las elecciones. Según los datos publicados este martes por el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC), han sido 9.109 personas las que han tratado de librarse de la obligación de estar en la mesa.

Aunque el TSJC no precisa si las personas que han presentado excusas estaban llamados como titulares o suplentes de las Mesas, en el caso de ser titulares supondrían más de un 30% de los 27.000 catalanes que han sido elegidos como titulares para estar en las mesas electorales el próximo 14 de febrero. Si se le añaden los suplentes, en total han sido llamados unas 82.000 personas para las 9.117 mesas que habrá repartidas por los distintos colegios electorales.

La mayoría de peticiones para librarse se han registrado en Barcelona, donde 3.250 personas han presentado excusas ante las diversas Juntas Electorales de Zona de la ciudad. El segundo municipio con más solicitudes es Sabadell, con 1.012 personas que han intentado obtener un justificante. Granollers, con 849 solicitudes, es la tercera ciudad con más vecinos que han intentado librarse de ir al colegio. El TSJC, con todo, explica que no dispone de los datos para compararlo con elecciones anteriores.

La obligación de estar en una mesa electoral en medio de la tercera ola de la pandemia ha generado controversia durante las últimas semanas en Catalunya. La posibilidad que de 19 a 20h puedan acudir personas contagiadas de Covid-19 a votar tampoco gustó a muchos de los elegidos. La semana pasada, un total de 1.044 personas notificadas para ser presidentes o vocales de estas mesas pidieron amparo al Síndic de Greuges (el defensor del pueblo catalán) para que defendiera su "derecho a la salud" y les eximiera de tener que acudir a los colegios el día de las elecciones.

La condición de miembro de una mesa electoral tiene carácter obligatorio, si bien a partir de los 65 años los elegidos pueden manifestar su renuncia a tener que acudir al colegio. La Generalitat prevé entregar a los miembros de las mesas trajes completos de protección, mascarillas FFP2, una pantalla facial y guantes desechables para el momento del recuento así como gel hidroalcohólico para limpiarse las manos durante la jornada de votación. También se ofrecerá la posibilidad de realizarse un test de antígenos durante los días previos a las elecciones.

Etiquetas
Publicado el
2 de febrero de 2021 - 18:56 h

Descubre nuestras apps

stats