La crisis entre JxCat y ERC impide que el Parlament reafirme la independencia y repruebe al rey

El Parlament reclama un referéndum pactado sin fijar ultimátums a Sánchez

El bloque que sostiene al Govern, formado por JxCat y Esquerra, ha perdido este martes hasta 11 votaciones claves que contaban con ganar. La crisis abierta entre las formaciones ha impedido que el Parlament sacase adelante cuestiones determinantes en materia soberanista, como reafirmar el derecho a la autodeterminación o reprobar al rey Felipe VI por su actuación tras el referéndum del pasado 1 de octubre.

Ruptura en el independentismo: ERC y PSC se alían en el Parlament para tumbar las delegaciones de voto de JxCAT

Ruptura en el independentismo: ERC y PSC se alían en el Parlament para tumbar las delegaciones de voto de JxCAT

Los grupos han acusado la falta de mayoría con la que han acudido al pleno, después de que ERC se haya aliado con el PSC en la Mesa para tumbar el voto delegado de cuatro diputados de JxCat, que han preferido quedar en minoría a ser sustituidos. Así, los partidos del Govern han llegado al pleno con 61 representantes, y el independentismo en conjunto con 65, igual a la suma de todo el resto. Esta circunstancia ha llevado a los Comuns ha alzarse como bisagra, haciendo que los independentistas perdieran todas las votaciones a las que los de Jéssica Albiach no han dado su visto bueno.

Entre las votaciones perdidas por el bloque independentista, el pleno ha rechazado la propuesta de resolución de la CUP que reclamaba reafirmar la validez de las resoluciones sobre la autodeterminación de la legislatura pasada. También han perdido la reprobación al rey Felipe VI por el discurso pronunciado el pasado 3 de octubre de 2017, que proponía JxCat. Sí han conseguido que pasase la iniciativa que insta al Estado a pactar un referéndum, iniciativa a la que se han sumado Comuns y CUP.

De las 22 propuestas presentadas conjuntamente por los dos partidos del Govern, seis han sido rechazadas por el pleno. Una situación poco frecuente que explica la situación de debilidad en la que se encuentra el Ejecutivo de Quim Torra, que se lejos de la mayoría y con problemas para pactar con sus aliados habituales de la CUP. Además la oposición ha conseguido que se aprobasen algunas votaciones nada del gusto de la mayoría independentista, como una de Ciudadanos que reclama "revertir los efectos nocivos para la economía de la situación política".

No a la vía canadiense de los 'comuns'

Pese a que la propuesta de ERC y JxCat de favorecer el diálogo con el Estado para lograr un referéndum ha salido adelante gracias a CUP y Comuns, estos últimos no han conseguido un aval de la mayoría para su iniciativa sobre la vía de Quebec. Lo que han llamado Pacto de Claridad, en referencia a la Ley de Claridad canadiense que detalla las condiciones de negociación para una secesión, ha sido tumbada con los votos en contra de Ciudadanos, PSC y PP, y por la abstención de JxCat y CUP. ERC y los Comuns se han quedado solos defendiéndola.

Lo que establecía esta propuesta para el contexto catalán era "ratificar" que el referéndum es la "mejor solución" para resolver el conflicto. Para ello, habría que alcanzar durante la actual legislatura "un acuerdo entre la amplia mayoría de fuerzas políticas" sobre la votación que tuviera en cuenta el procedimiento, la pregunta y las condiciones para interpretar su resultado.

Etiquetas
Publicado el
9 de octubre de 2018 - 17:43 h

Descubre nuestras apps

stats