Más de cien personas heridas y 51 detenidos en los incidentes de la segunda jornada de protestas en Catalunya

Disturbios en Barcelona.

Miles de personas han llenado por segundo día las calles para mostrar su rechazo a la sentencia del procés. La tarde ha terminado con incidentes graves en las proximidades de la Delegación del Gobierno de Barcelona. Mossos y Policía Nacional han cargado contra encapuchados que habían montado barricadas e incendiado contenedores para intentar rebasar las barreras policiales que mantenían blindado el edificio de la Delegación. Los Mossos también han cargado contra encapuchados en las protestas en las subdelegaciones del Gobierno de Girona, Tarragona y Lleida y en Sabadell. Se han producido 51 detenciones en toda Catalunya, 29 de ellas en Barcelona, 14 en Tarragona y ocho en Lleida.

Miles de manifestantes bloquean los accesos al aeropuerto de Barcelona entre cargas policiales

Miles de manifestantes bloquean los accesos al aeropuerto de Barcelona entre cargas policiales

La parte alta del Eixample de Barcelona se ha convertido a última hora de la tarde en una batalla campal entre los manifestantes independentistas y los agentes de los Mossos d'Esquadra y Policía Nacional, después de que una concentración de la ANC y Òmnium contra las condenas a los líderes soberanistas haya acabado en incidentes.

Lo que poco después de las 20h. eran encontronazos entre los manifestantes y la policía, con cargas dispersas y lanzamiento de objetos en las inmediaciones de la Delegación del Gobierno, ha ido escalando y extendiéndose por los aledaños. Grupos de personas han prendido fuego a barricadas y han intensificado los lanzamientos de objetos contra los agentes, mientras que estos han pasado de las cargas al disparo de salvas.

Varias columnas de furgones del dispositivo conjunto de las policías se han desplazado hasta la zona de los altercados. Allí han intentado dispersar a la muchedumbre mediante la técnica del carrusel, consistente en avanzar con los vehículos a gran velocidad hacia las personas para que estas corran.

A medida que la policía dispersaba a los encapuchados en las zonas más próximas a la Delegación, estos montaban nuevas barricadas e incendiaban contenedores en otras calles. Se han sucedido los incidentes en los cruces entre las calles Pau Claris y Valencia, Mallorca y Aragó, así como en la confluencia entre la calle Mallorca y el Passeig de Gràcia. Incluso se han quemado contenedores en el cruce con la Diagonal.

Manifestantes incluso han encendido una hoguera justo ante el cordón de Mossos d'Esquadra colocado frente a ellos: lo han hecho a las 21 horas, y sobre las 21.10 han disminuido las llamas. El cordón policial, en la confluencia de la calle Mallorca con el pasaje Camps Elisis, impide desde hace unas dos horas que los manifestantes puedan concentrarse ante la Delegación del Gobierno en Catalunya, en el centro de la ciudad.

La hoguera se ha producido al prender fuego a unos cartones que activistas habían tirado poco antes al suelo, y también han lanzado objetos a los Mossos, después de numerosas cargas policiales ante altercados provocados por un grupo de manifestantes, algunos encapuchados.

Los incidentes se han sucedido después de una protesta pacífica de Òmnium y la ANC. Miles de personas que, vela en mano, claman por la libertad de los presos políticos" y gritan "fuera las fuerzas de ocupación". Voluntarios de Òmnium Cultural, entidad convocante de la protesta junto con la ANC, recomendaban a los concentrados abandonar el Passeig de Gràcia y trasladarse a otros puntos para evitar las cargas.

Los servicios médicos han informado de que 125 personas han tenido que ser atendidas en las diferentes manifestaciones y altercados que se han producido en diferentes partes del territorio catalán. Estas cifras se reparten de la siguiente manera: 74 en Barcelona, 15 en Lleida, 14 en Gurb, 11 en Tarragona, 7 en Girona, y 2 en Sabadell y Mollet. Del total, 18 fueron trasladados por los servicios médicos pero ninguno reviste gravedad, según informan desde la Generalitat. Según el Gobierno, hay 72 agentes heridos, de los cuales 54 son Mossos y 18 son agentes de la Policía Nacional.

Minutos antes de medianoche, la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha asegurado que los incendios en la ciudad "son inaceptables" y merecen "rechazo unánime". "Somos una ciudad de paz y diálogo. No queremos prisiones injustas ni cargas contra gente pacífica. Tampoco queremos incendios como los de esta noche en Barcelona: son inaceptables y ponen en riesgo la seguridad de los vecinos. Merecen rechazo unánime y que todas las instituciones hagan un llamamiento a la calma", ha tuiteado la alcaldesa.

A tres calles del Passeig de Gràcia, en la calle Bruc Òmnium y la ANC han leído cartas de los presos escritas desde prisión así como fragmentos de sus últimas palabras en el juicio. En ese momento los concentrados han alzado sus velas y han encendido las linternas de sus teléfonos móviles.

El acto de Òmnium y la ANC es el colofón a una nueva jornada de protestas independentistas contra la sentencia del procés, después del intento de bloqueo de este lunes del aeropuerto. A media tarde un grupo de CDR ha cortado la Gran Via desde la plaza Espanya y se ha desplazado hasta los aledaños de la Delegación del Gobierno. A lo largo de la tarde también ha habido cortes intermitentes de carreteras en puntos de Girona y Tarragona, que han sido desalojados por los Mossos.

Etiquetas
Publicado el
15 de octubre de 2019 - 20:18 h

Descubre nuestras apps

stats