La portada de mañana
Acceder
Entrevista - Salvador Illa: "No es necesario confinar Madrid, si se adoptan medidas"
Isaac Cuende, el repartidor que ganó a Glovo en el Supremo
Opinión - El único animal, por Elisa Beni

Las casas de apuestas piden amparo a la CEOE ante su preocupación por un incremento de la regulación que limite su actividad

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi.

La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) se ha reunido este miércoles con representantes del sector empresarial del juego ante la preocupación de las casas de apuestas ante un incremento de la regulación que limite su actividad tras la creación del ministerio de Consumo, cuya cartera ha recaído en Alberto Garzón, miembro de izquierda Unida.

En el acuerdo de Gobierno entre el PSOE y Unidas Podemos se comprometían poner en marcha con urgencia una nueva normativa del juegopara prevenir y frenar la ludopatía y hacían referencia a la ley de publicidad del tabaco para aprobar una norma similar que redujera sensiblemente los anuncios de apuestas. 

La patronal pide que el tratamiento normativo de las empresas del juego "sea basado en consideraciones fácticas y proceda de la toma de decisiones suficientemente razonadas que, respetando el marco normativo español y la seguridad jurídica que comporta, cuente, además, con las consideraciones de los representantes del sector, como por ejemplo reactivando y fortaleciendo la interlocución, en el marco de la Conferencia sectorial del juego". 

La excusa de las compañías de apuestas para no ampliar la regulación es que "desarrollan su actividad cumpliendo plenamente con la normativa que les es aplicable e, incluso, van más allá a través de la adopción de autorregulación y de códigos éticos para su sector". Sin embargo, desde hace unos meses, las comunidades autónomas está paralizando las licencias de apertura de salones de juego, desde la Comunidad de Madrid a el País Vasco, que lo ha anunciado esta semana, pasando por Asturias, Galicia, Navarra y Murcia, mientras que  Aragón, Baleares, Extremadura y La Rioja han prohibido su apertura a determinada distancia de centros de enseñanza o la concentración de salas de juego en determinadas zonas.

Ante el miedo del sector de que el Ministerio de Consumo amplíe aún más las restricciones legislativas de las casas de apuestas, la CEOE recuerda que "las solicitudes para que los locales privados de juego estén sometidos a una planificación, que procure que existan distancias mínimas entre diferentes salas y respecto a centros escolares, son cada vez más frecuentes" y que "14 de las 17 Comunidades Autónomas ya contemplan medidas que establecen planificaciones de este tipo".

Como en otras ocasiones, las empresas privadas se escudan en el posicionamiento del sector público en el juego para defender su actividad y exigen que "el tratamiento jurídico y las consideraciones que se dirigen por parte de los poderes públicos hacia los empresarios del juego presencial privado no deberían variar respecto de las que se hiciesen hacia el juego público".

La realidad es que tanto el juego online como las casas de apuestas no han parado de crecer en España en los últimos años. El número de apostadores en internet ha aumentado un 79% entre 2014 y 2018, el gasto medio de cada uno de ellos prácticamente se ha duplicado en este lustro: de 243 euros a 449 euros. 

Otro elemento que tendrá que abordar el nuevo ministerio será un nuevo proyecto legislativo de la publicidad de las apuestas, que lleva dormido en un borrador desde hace años. 

 

   

Etiquetas
Publicado el
15 de enero de 2020 - 13:05 h

Descubre nuestras apps

stats