eldiario.es

Menú

El "problema importante" de Darpón

Osakidetza vive un verano convulso ante las denuncias de manipulación de la OPE a través de filtraciones. La Fiscalía investiga en serio y Darpón admite que tiene un "problema"

- PUBLICIDAD -
El Gobierno Vasco dice no le temblará el pulso si hay infracción en oposición

El consejero de Salud, Jon Darpón, en el Parlamento EFE

La fiscal superior del País Vasco, Carmen Adán, se lleva a su retiro vacacional una copia digital de la documentación en torno a la oposición de Osakidetza, sobre la que pesan denuncias de fraude. Desde hace semanas, Adán investiga la posible existencia de delitos en distintas categorías de la OPE, principalmente las especialidades médicas hospitalarias. No es el primer caso sobre la Sanidad pública vasca al que se enfrenta, ya que lideró el 'caso Margüello', actualmente visto para sentencia.

Las pesquisas se han intensificado en los últimos días, en los que se ha tomado declaración a dos de los tres anestesistas que desde marzo han venido denunciando las irregularidades. Han aportado nuevas pruebas para intentar demostrar que se produjeron filtraciones para beneficiar a facultativos muy concretos y, además, que se trata de una práctica institucionalizada en el Servicio Vasco de Salud.  Se sienten arropados a pesar de que la directora general de Osakidetza, María Jesús Múgica, les acusara de “tentativa de actuación fraudulenta” precisamente en su búsqueda de pruebas tras varios portazos a sus denuncias.

En los pasillos de los hospitales vascos y en los grupos de Whatsapp se habla y mucho del asunto. Los denunciantes han animado a más personas a dar el paso de denunciar. Públicamente no ha ocurrido, pero algunos lo están haciendo ya desde el anonimato. Otros temen que con esta crisis apenas se parchee algo en el sistema de provisión de plazas para que, en realidad, nada cambie.

Los sindicatos sí están haciendo presión. ESK arropa a los denunciantes y, de la mano de LAB, que ha elaborado informes estadísticos, colaboran con la Fiscalía. Igualmente,  el Sindicato Médico de Euskadi (SME) realizó un análisis de los resultados y sentenció que no se puede pensar que las irregularidades han sido exclusivas de la última OPE. Estas tres organizaciones cuestionan una veintena de categorías, muchas más de las que Osakidetza asume alguna anomalía. “La tan manida transparencia de la que hace gala Osakidetza debe ser algo más que una palabra. Por ello, pedimos que se sienten ya las bases de un nuevo sistema de selección de personal del Servicio Vasco de Salud”, ha reclamado el SME en su último comunicado. ELA, por su parte, ha puesto el foco en que el fraude parte de contrataciones temporales que se realizan en los hospitales que luego se hacen fijas ‘consolidando’ las plazas mediante una oposición teledirigida.

En el plano político, esta semana EH Bildu ha dado el paso de solicitar una comisión de investigación. Cuenta ya con el apoyo de Elkarrekin Podemos y previsiblemente también se podría sumar el PP. Los tres partidos de la oposición, con 38 de los 75 escaños, pueden forzar al Gobierno a activar esta comisión, que sería la segunda de la legislatura tras la del fraude de la contrata de comedores escolares. Hace dos décadas la Cámara ya analizó otro escándalo en Osakidetza. En aquella ocasión se constató que se manipuló una OPE para beneficiar a candidatos cercanos al PSOE y a UGT. Igualmente, el Ararteko ha adelantado que emitirá un informe sobre una veintena de categorías, incluida alguna de puestos técnicos como los economistas. 'El Mundo' también citó irregularidades en los exámenes de letrados. Por dos veces acudieron los anestesistas a la Defensoría antes de la OPE pero no lograron amparo.

¿Y Osakidetza? El mensaje oficial es que “no se ha objetivado” que haya habido filtraciones porque nadie ha confirmado haberlo hecho o haberse beneficiado de ello. También se desliza que no se puede cuestionar que haya opositores brillantes que justifiquen los tantísimos exámenes casi perfectos que han aparecido en esta OPE. Sin embargo, ha investigado cuatro categorías y ha ordenado repetir el examen en tres de ellas, Anestesia, Angiología y Cardiología, si bien con el mismo tribunal. ¿Por qué? Por problemas en el modelo del examen y en la corrección, oficialmente. Además, revisa otras cuatro, Traumatología, Urología, Intensivos y Digestivo. Se ha anulado también una pregunta en Pediatría. En Cirugía Plástica y Microbiología se han descartado irregularidades y otras como Neurocirugía o Cirugía Torácica ni se investigan.

Manoel Martínez, Marta Macho y Roberto Sánchez, denuciantes de las irregularidades en la OPE de Osakidetza

Manoel Martínez, Marta Macho y Roberto Sánchez, denuciantes de las irregularidades en la OPE de Osakidetza Santos Cirilo

“Tengo un problema importante”, ha admitido el consejero de Salud, Jon Darpón, que repite que precisamente de cara a esta OPE se articularon algunas novedades para mejorar las garantías. La principal, que un organismo externo (el Instituto Vasco de Administración Pública o IVAP) se ha encargado de los exámenes teóricos, que han tenido un valor del 65% frente al 35% de la prueba práctica en manos de los tribunales. Pero el IVAP no tenía expertos médicos y en el 80% de los casos se recurrió a asesores propuestos por la propia Osakidetza para confeccionar los exámenes.

Anestesiología y Reanimación, el origen

Tres anestesistas del hospital de Alto Deba, Manoel Martínez, Marta Macho y Roberto Sánchez, afiliados de ESK, llevan desde marzo denunciando que “las oposiciones en los hospitales vascos no se aprueban estudiando, se aprueban porque alguien te da el examen”. En el caso de su especialidad, en el examen práctico elaborado por el tribunal, de elevada dificultad, se produjo un fenómeno estadístico anómalo. Hubo un grupo de personas (45) con notas muy altas, casi las mismas que plazas ofertadas (46) y al mismo tiempo, prácticamente la mitad de los aspirantes, todos ellos profesionales en servicio, sacaron un 0. A través de Elkarrekin Podemos, los anestesistas pronosticaron qué opositores de un hospital, del Universitario de Álava, iban a lograr plaza. Hicieron la apuesta ante notario y la acertaron. Osakidetza investigó esta categoría y se acordó repetir el examen, aunque sin admitir la existencia de filtraciones. En el informe estadístico encargado al experto de la Universidad de Oviedo José Muñiz se destaca especialmente lo llamativo de que tantos profesionales en activo saquen un cero.

Angiología y Cirugía Vascular, ¿IVAP hermético?

Un miembro del tribunal de Angiología y Cirugía Vascular, el doctor José María de Egaña, dio la voz de alerta en el acta después del examen. De nuevo fue muy complicado. “Aun con muchas horas de vuelo en mi oficio, yo no habría aprobado”, indicaba el facultativo del Donostia. La novedad es que las anomalías se habían producido en la parte teórica, la elaborada por un ente externo, el IVAP. Los resultados fueron “insólitos”, añadía, “5 aprobados de 31 examinados y 4 de ellos trabajan en Basurto”. Esos ‘elegidos’ tenían “decenas de puntos más” que la media. “Es complicado justificar estos resultados por mero capricho del azar”, concluía. Y lanzaba al aire una pregunta: ¿había sido “hermético” el IVAP? El IVAP, según su directora, tiene un protocolo para evitar filtraciones que incluye salas de seguridad con solamente un juego de llaves y hasta vigilantes privados. Los ejercicios se entregan apenas un par de horas antes al tribunal. Esa “trazabilidad” en cambio no es la misma en la fase previa, ya que el IVAP confió a doctores de Osakidetza la redacción de las pruebas al no tener expertos. En el caso de Angiología y Cirugía Vascular la autora fue la jefa del servicio en Basurto y miembro del tribunal María Reyes Vega. La investigación de Osakidetza afirma no haber detectado filtraciones, pero el examen se repetirá.

Cardiología, aviso de filtraciones antes  y después

El responsable de Cardiología del Universitario de Álava, Ángel Loma-Osorio, alertó de filtraciones de los exámenes antes de su celebración, según consta en un acta. Las pruebas se celebraron y los resultaron fueron sorprendentes. La parte del IVAP, que había encargado a Loma-Osorio la redacción de las preguntas, arrojó una ‘campana de Gauss’ clásica. Pero la prueba teórica dejó 22 exámenes perfectos para otras tantas plazas, de nuevo con el ‘pelotón’ de opositores a gran distancia. Era un examen complicado. Loma-Osorio y otra vocal del tribunal, destinada en el Alfredo Espinosa, emitieron un voto particular destacando estas anomalías. Incluyeron gráficos. El doctor incluso concedió una entrevista a este periódico en la que confirmaba las irregularidades. Osakidetza investigó y no halló pruebas de filtraciones, pero la OPE de cardiólogos se repetirá.

El misterio de Cirugía Plástica

Cuando estalló a primeros de junio esta crisis, a la investigación de las tres categorías anteriores se unió la de Cirugía Plástica. Osakidetza nunca explicó por qué. De las cuatro, es la única que no se repetirá. Tampoco se ha explicado el motivo. Antes del examen, un miembro del tribunal renunció porque su nuera era opositora. Esa persona fue incluida en la lista y realizó el examen con normalidad. Pero ‘renunció’ a su nota nada más acabarlo, algo excepcional. A partir de ahí, la lista de opositores en la ‘web’ oficial de la OPE se modificó hasta tres veces.

Traumatología, Intensivos, Digestivo y Urología

Uno de los anuncios del consejero Darpón en su comparecencia de siete horas en el Parlamento del pasado 19 de julio fue el de ampliar la investigación a otras cuatro categorías. No se dieron muchos detalles de por qué éstas y no otras igualmente señaladas por los informes de los sindicatos. En el caso de Traumatología Elkarrekin Podemos elaboró otro ‘pronóstico’ ante notario y volvió a acertar. Los opositores del Alto Deba allí enumerados como posibles beneficiarios de filtraciones obtuvieron la plaza. Para Osakidetza las actas notariales nunca han sido una prueba definitiva. Al fin y al cabo, razonan, se pueden hacer varias y sólo hacer públicas las acertadas.

Pediatría y Microbiología

En Pediatría y Microbiología se ha denunciado que en los exámenes prácticos había preguntas que beneficiaban a opositores muy concretos, puesto que hacían referencia a casos clínicos raros que conocían de primera mano. Tan era así que incluso habían sido recogidos por escrito en trabajos cofirmados por aspirantes y miembros del tribunal. En el caso de Microbiología, el director de Recursos Humanos, Juan Carlos Soto, explicó a CCOO que no había indicios de irregularidades en ello. La decisión la adoptó el propio tribunal, reunido de urgencia. Con todo, tanto CCOO como un grupo de opositores han seguido manteniendo su denuncia y aportando nuevos datos sobre los casos clínicos concretos asociados a las preguntas. En Pediatría, en cambio, sí se decidió no puntuar un ejercicio y abrir un expediente disciplinario a un miembro del tribunal.

Neurocirugía y Cirugía Torácica

En estas especialidades de elite, con muy pocos opositores, el patrón se repite. En la parte teórica, elaborada por el IVAP, tanto en  Neurocirugía como en  Cirugía Torácica hay resultados brillantes equivalentes al número de plazas y el resto tiene una nota media muy baja. Analizando con más detalle las notas, se aprecia en ambos casos que todos los colegas de los autores reales del examen del IVAP, los jefes de servicio de Basurto y Donostia, respectivamente, logran plaza. La nota media de estos centros es muy superior a la del resto, un dato que no obvia ni el examen de la Universidad de Oviedo encargado por Osakidetza. Sin embargo, no se investiga internamente lo ocurrido en estas categorías. La directora del Servicio Vasco de Salud, María Jesús Múgica, pide “rigor” y “prudencia”. En privado, se insiste en que la tesis de que no se puede criminalizar a los profesionales más brillantes de la Sanidad vasca por “envidias” u otros intereses.

El ascenso de Angiología y Cirugía Vascular

En plena polémica por la OPE se ha colado otro caso no vinculado con la convocatoria pero si contemporáneo. Se trata de un proceso de ascenso a una jefatura en la categoría de Angiología y Cirugía Vascular, concretamente en el Hospital Universitario de Álava. Rebeka Ubera (EH Bildu) leyó a Darpón en el Parlamento un ‘email’ hecho público de manera anónima en el que se aludía a una posible manipulación para beneficiar a una doctora. "Por fin estamos confeccionando el tribunal de tu jefatura de sección. Necesito seis nombres de jefes de servicio o sección de Cirugía Vascular que tú crees que vendrían. Luego los tenemos que llamar nosotros. No tú. Quedaría fatal. Si tienes el contacto, mejor que mejor. Tres para titulares y tres para suplentes. Al menos dos mujeres. No tengo fecha. Va lento pero va”. Osakidetza ha paralizado ese proceso cautelarmente y ha abierto una investigación, aunque asegura que se trata de un “caso aislado”. Las dos personas que intercambian el ‘email’ han formado parte de tribunales de la OPE. La doctora que iba a ascender era vocal en Angiología y Cirugía Vascular, una de las tres que se repetirán.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha