Bruselas impone una multa de 1.494 millones de euros a Google por atentar contra la competencia con su sistema de publicidad AdSense

Logo de la sede de Google.

Andrés Gil

Corresponsal en Bruselas —

Google acaba de recibir una tercera multa antimonopolio de la UE –en esta ocasión es por su sistema de publicidad AdSense–, después de una investigación formal de la UE sobre la empresa. La Comisión Europea ha multado a Google por violar las normas antimonopolio de la UE. La multa total son 1.494.459.000 euros, un 1,29% del volumen de negocio de Google en 2018, informa el Ejecutivo comunitario.

Los 'halcones' del euro tumban el impuesto europeo a los gigantes digitales

Los 'halcones' del euro tumban el impuesto europeo a los gigantes digitales

El dinero, “que puede ser aportado en efectivo o vía bancaria”, explica Bruselas, “queda bloqueado en un depósito hasta que acabe el proceso judicial si recurre la empresa. Y una vez que acabe el proceso, si gana la Comisión, se reparte entre los Estados miembros de acuerdo con la cuota de cada cual”.

Google, según Bruselas, “ha abusado de su dominio en el mercado al imponer una serie de cláusulas restrictivas en los contratos con sitios web de terceros que impidieron a los rivales de Google colocar su búsqueda en estos sitios web”.

La comisaria de la Competencia, Margrethe Vestager, quien ha anunciado la multa este miércoles en Bruselas, ha afirmado: “Hoy la Comisión ha multado a Google con 1,49 mil millones de euros por el uso indebido ilegal de su posición dominante en el mercado de la publicidad online. Google ha consolidado su dominio de forma ilegal según las normas antimonopolio de la UE. La mala conducta ha durado más de 10 años, e impidió a otras empresas la capacidad de competir y de innovar, a y los consumidores, de la beneficios de la competencia”.

La multa culmina más de ocho años de investigación antimonopolio sobre el gigante tecnológico estadounidense. La compañía ya había acumulado 6.700 millones en multas antes de la multa conocida este miércoles.

La UE ya avisó en julio de 2016 que Google obstaculizaba la competencia por la publicidad online con su herramienta AdSense for Search, que colocaba anuncios en sitios web. Después de esa advertencia, Google paró su “conducta ilegal”.

Si bien su participación en el mercado europeo es superior al 80%, AdSense contribuyó con menos del 20% de los ingresos publicitarios totales de Google en 2015, un porcentaje que ha disminuido constantemente desde 2010, según ha publicado Bloomberg.

En julio pasado, la Comisión Europea multó a Google con 4.300 millones por Android, y le exigió que cambie la forma en que coloca las aplicaciones de búsqueda en los dispositivos móviles Android. Un año antes, Google recibió una multa de 2.400 millones por abusar de su dominio como motor de búsqueda al otorgar una ventaja ilegal a su servicio de comparación de compras (CSSs).

“Durante casi una década, hemos mantenido conversaciones con la Comisión Europea sobre cómo funcionan algunos de nuestros productos”, ha afirmado Google: “Cada año hacemos miles de cambios a nuestros productos, guiados por los comentarios de nuestros colaboradores y usuarios. En los últimos años también hemos realizado cambios cambios (en Google Shopping, Android y aplicaciones móviles, y en AdSense for Search) respondiendo directamente a las preocupaciones manifestadas por la Comisión Europea”.

“Desde entonces”, afirma Google, “hemos prestado mucha atención a los comentarios que hemos ido recibiendo, tanto de la propia Comisión Europea como de otros. Como resultado, durante los próximos meses haremos nuevas actualizaciones de nuestros productos en Europa”.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats