eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

TRANSCRIPCIÓN

La declaración completa de Mariano Rajoy ante el juez por el caso Gürtel

eldiario.es transcribe las 13.782 palabras de las dos horas de interrogatorio al actual presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en la Audiencia Nacional

Si no tienes tanto tiempo, también puedes ver el resumen de la declaración en un vídeo de menos de dos minutos

Las 31 respuestas evasivas de Rajoy en su declaración por el caso Gürtel

- PUBLICIDAD -

En este vídeo tienes la declaración de Mariano Rajoy ante el juez, resumida en menos de dos minutos.

Y a partir de aquí puedes leer la transcripción completa de la declaración de Mariano Rajoy. En total, 13.782 palabras durante más de dos horas de testimonio.

Leyenda de las personas que intervienen:

R. Mariano Rajoy, testigo y presidente del Gobierno

Pres. Presidente de la Sala

M.B. Mariano Benítez de Lugo, abogado de la acusación de ADADE

J.R. Javier Ruiz de Infante, abogado defensor de Luis Bárcenas

V.L. Virgilio Latorre, abogado de la acusación de los socialistas valencianos

W.J. Wilfredo Jurado, abogado de la acusación de los socialistas madrileños

C.S. Concepción Sabadell, fiscal

J.V. Javier Vasallo, abogado defensor de Álvaro Pérez Alonso 'El Bigotes'

A.G. Ángel Galindo, abogado defensor de José Luis Peñas Domingo

Declaración completa

Pres: ¿Conoce usted a alguno de los acusados?, ¿tiene alguna relación de parentesco? Ya sé que no están presentes, pero por los medios de alguna manera sabe quienes están.

R. Conozco a alguno de los acusados, no tengo ninguna relación especial.

Pres. Recuerde que está bajo juramento y como tal nos tiene que contestar con la verdad a las preguntas que se le vayan haciendo. El interrogatorio lo va a empezar ADADE, que es el testigo que lo propone. Posteriormente le daremos la palabra a la representación de Carmen Ninet, que fue quien se adhirió a esta prueba. Y después se les dará la palabra al resto de las acusaciones y luego irán preguntando los abogados según están colocados.

Acusación de ADADE, Mariano Benítez de Lugo.

M.B. Con su venia. Con cuestión previa, quería manifestar mi protesta por colocar al testigo en una posición que solo pueden ocupar fiscales, magistrados, letrados y secretario. Eso supone una vulneración de lo dispuesto en el artículo 187 de la Ley Orgánica del Poder Judicial. Supone un privilegio indebido que no debería haberse otorgado ya que el testigo declara como ciudadano y no como presidente del Gobierno.

Buenos días, señor Rajoy. ¿Usted podría decirnos el organigrama del Partido Popular entre 1999 y 2005? Usted ya tenía cargos de responsabilidad. ¿Puede recordar ese organigrama?

R. Recuerdo perfectamente. En el año 1999 el presidente era José María Aznar, que también era presidente del Gobierno. El secretario general el señor Álvarez Cascos, que luego sustituido por Javier Arenas, y yo el vicesecretario general. Lo que sucede es que yo al Gobierno llegué en 1996 y, por tanto, entre 1996 y 1993 [se equivoca, quiere decir 2003] cuando abandoné el Gobierno y fue nombrado secretario general del partido no desarrollé ninguna actividad en la calle Génova con una excepción: la dirección durante mes y medio de la  campaña electoral a las elecciones generales del año 2000.

M.B. Es que yo no le he preguntado eso, señor Rajoy. Yo le he preguntado por el organigrama del partido. Es decir, la estructura jerárquica del partido: presidente, secretario, vicesecretarios, etc.

R. Yo le he respondido lo más importante del organigrama: primero estaba el presidente, luego estaba el secretario y había tres vicesecretarios generales, pero  se daba la circunstancia de que todos los vicesecretarios estábamos en el Gobierno y, por tanto, de facto no ejercíamos ninguna función en Génova. Cosa similar le ocurría al presidente del Gobierno. Luego se nombró un secretario general que sí estaba allí en el año 1999.

M.B. Si los vicesecretarios no desempeñaban ninguna función de facto, ¿quién la desempeñaba?

R. Fundamentalmente, el secretario general. Y creo que recordar que en aquella época había también un coordinador general, un responsable de organización territorial. Creo recordar, pero no se lo puedo afirmar con una seguridad al 100%.

M.B. ¿Usted no sustituyó a don Arturo Moreno en la responsabilidad de acción electoral y formación?

R. Lo recuerdo perfectamente. Fue en 1990, hace 27 años.

M.B. Ya, lo recuerda, pero ¿fue o no fue?

R. Le he dicho que sí.

M.B. Usted diga sí.

R: Si lo recuerdo perfectamente, es que sucedió así.

M.B. En aquel momento, ¿era responsable de acción electoral del PP?

R. Era responsable de acción electoral, como le acabo de decir, en dos ocasiones consecutivas, sí. En 1990 sustituyendo a don Arturo Moreno.

M.B. ¿Dirigió o no dirigió alguna campaña electoral aparte de la que nos ha comentado del señor Aznar?

R. Dirigí la campaña electoral de 1994, elecciones europeas; la de 1995, elecciones municipales y autonómicas; 1996, elecciones generales, y la del año 2000, elecciones generales. En los tres primeros casos estaba trabajando en Génova como vicesecretario y en la última estaba en el Gobierno, pero durante un mes y medio compaginé la labor en el Gobierno con la dirección de la campaña del año 2000. Por tanto, la última vez que dirigí una campaña fue hace 17 años largos, 1990 [se equivoca, quiere decir 2000].

M.B. Le he preguntado antes sobre el organigrama del PP ¿Podría aclararnos qué estructura se establece cuando se realiza una campaña electoral?

R. Cuando hay una campaña electoral, se nombra un director de campaña y un comité de campaña. La función fundamental del director campaña, responsabilidad que yo asumí como acabo de señalarle en cuatro ocasiones diferentes, es una responsabilidad de tipo político. ¿Qué hace el director de campaña? En primer lugar, el programa electoral. En segundo lugar, las listas electorales. En tercer lugar, prepara los debates, fija la estrategia de campaña, dice si conviene incidir más en un tema u otro, elige las provincias prioritarias en las que tenemos que desempeñar una mayor actividad… Esa es la función del director de campaña, que en la práctica dirige todo lo que es la parte política de la actividad de un partido político.

M.B. Ya que ha precisado que dirige la parte política… la parte económica, ¿no la conoce el director de campaña?

R. En absoluto. El presupuesto se elabora por los servicios económicos y cuando se termina la campaña dan cuentas al Comité Ejecutivo. El director de campaña se dedica única y exclusivamente a la política.

M.B. ¿Acaba de decir que cuando se acaba la campaña da cuenta al comité ejecutivo o lo he entendido mal?

R. El director de campaña da cuenta al Comité Ejecutivo.

M.B. No, el que lleva el aspecto económico.

R. El que lleva el aspecto económico es el que da cuenta, el director de campaña no. El director lo que hace es un balance fundamentalmente de los resultados obtenidos, hay un debate, se hace una valoración, si estamos de acuerdo o no, si tienen consecuencias políticas o no... Y ya probablemente o a continuación, se propone un portavoz del grupo parlamentario y etcétera.

M.B. El director de campaña mira solo el aspecto político, pero me queda un poco en la nebulosa el aspecto económico. ¿Hay un gran responsable del aspecto económico de las campañas electorales en el Partido Popular?

R. Hay un responsable del aspecto económico de las campañas, igual que hay un responsable de todos los aspectos económicos del partido que esté o no en campaña. Hay una separación nítida y clara, y eso se entiende muy bien, entre la parte política y la parte económica.

De hecho, los dos primeros nombramientos que hace el comité ejecutivo cuando finaliza un congreso son el secretario general del partido y tesorero del partido. Por tanto, eso está muy delimitado. Lo cual, por otra parte, es lógico, porque el objetivo fundamental de un partido político… sus beneficios se miden en votos, mientras lo otro es pura y llanamente instrumental.

M.B. ¿A quién reporta el responsable económico?

R. Al Comité Ejecutivo.

M.B. ¿Estaba usted en el Comité Ejecutivo?

R. Yo estaba en el Comité Ejecutivo, sí.

M.B. ¿Cuántos miembros tiene aproximadamente?

Debe tener 50 o 60, aproximadamente.

M.B. Usted conocerá por la prensa o lo que le hayan informado sus asesores que una de las cuestiones candentes que hay en este proceso es la posible doble contabilidad, contabilidad extracontable o caja B del PP. El señor Bárcenas dice que ha funcionado durante 20 años, ¿usted tenía alguna idea sobre eso?

[Interrumpe el abogado de Luis Bárcenas, Joaquín Ruiz de Infante]

J.R. Con la venia. En los términos que ha expuesto el señor presidente al inicio de la declaración, voy a manifestar mi oposición a esta pregunta y todas aquellas que tengan relación con respecto a este tema de una manera ordenada en este momento y me remitiré en las sucesivas ocasiones a los efectos de no interrumpir el debate.

Pres: Este es el tema polémico de este asunto, es precisamente este. Son varios procedimientos que conectan o tocan la caja B, hasta ahora el tribunal ha venido permitiendo preguntas. Lo que sí es cierto es que las va a permitir en líneas generales igual que antes, pero cuando entendamos que se exceden de lo que el objeto del proceso permite, a partir de ese momento o bien deja usted de preguntar o será la sala la que declare impertinente la pregunta. Vamos a limitarnos al objeto del procedimiento.

J.R. Si me permite argumentar mi oposición a estas preguntas, para no tener que argumentar sucesivamente respecto a este tema… Quiero recordar a la sala que este procedimiento tiene su origen en la existencia de un auto que acuerda una pieza separada, el auto del 17 de octubre de 2014. Dicho auto establece la necesidad en la interpretación en el artículo 300 de la ley de enjuiciamiento criminal. (...) Entendiendo que eran hechos claramente diferenciados que si bien podían solaparse en un momento puntual concreto, eran claramente distintos.

Pres: No es necesario que se extienda tanto, ya se lo he dicho anteriormente. La sala conoce la doctrina y el auto y hemos venido manteniendo este criterio. Hay preguntas que rozan una zona con la otra y esas se van a permitir. A partir del momento en que el tribunal considere que las preguntas se exceden, serán declaradas impertinentes.

[Repite la pregunta M.B.] El señor Bárcenas ha declarado que había una caja B en el PP desde hacía 20 años, que luego ha llamado contabilidad extracontable. ¿Usted conocía algo o tenía algún rumor en el propio partido sobre la existencia de esa caja B?

R. Absolutamente ninguno. Como le he dicho antes, jamás me he ocupado de ninguna cuestión de contabilidad. Lo único que me importaba a mí era que los informes del Tribunal de Cuentas fueran positivos, que nos dijeran que las cuentas estaban bien y punto. Porque, vuelvo a insistirle, mis responsabilidades son políticas, no de contabilidad.

M.B. Según Bárcenas, dice, sin embargo, que el dinero b se destinaba a campañas electorales y a complementos de sueldo. ¿Usted sabe si en algún momento, en alguna campaña electoral, oyó usted o conoció que existía una financiación ilícita por parte de algún donante anónimo o no anónimo, pero en efectivo?

R. Jamás.

M.B. En lo que se refiere a los complementos de sueldo a determinadas personas que figuran en los famosos Papeles de Bárcenas. ¿Afirma o niega que recibiera alguna cantidad?

R. Son absolutamente falsos. Cobrábamos un sueldo de diputado y bastantes personas del partido tenían un complemento que abonaba el partido y que se declaraba a Hacienda. Cuando entramos en el Gobierno dejamos de cobrar ese complemento porque no se podía hacer.

J.R [interrumpe]: Con la venia, he de insistir que nos encontramos ante una circunstancia en que se está preguntando sobre declaraciones de mi representado en otra pieza.

Pres: Por favor. Está hecha su protesta. Espero que estemos terminando con la caja B. La acusación puede continuar.

M.B. Yo quizás pediría más dureza por parte de la presidencia, ya que me lo ha enunciado a mí, se lo enuncien también al estimado compañero en la medida en que me está interrumpiendo constantemente. [Prosigue] Siguiente pregunta. ¿Usted sabe o ha oído si en el PP había aportaciones en efectivo en alguna ocasión, especialmente en campañas electorales?

R. No, no he oído nada porque, como le he dicho, jamás me he ocupado de asuntos económicos en el partido.

M.B. En una declaración ante el magistrado Ruz, el señor Bárcenas manifiesta que quien recibían los sobresueldos eran el presidente, el secretario general y los vicesecretarios... [El tribunal declara la pregunta no pertinente].

Si usted manifiesta que no recibía ninguno de esos cargos del PP ninguna cantidad en B, tampoco recibía ningún sobre con esa cantidad, evidentemente.

R. No parece un razonamiento muy brillante.

Pres: Señor testigo, por favor…

M.B. Podría recibir sobres de otra naturaleza…

Pres: Vamos a otra pregunta, por favor.

M.B. ¿Conoció usted las obras en la calle Génova?

[Interrumpe J.R., abogado de Bárcenas]

Pres: Señor letrado, no ha terminado de hacer la pregunta. Vamos a ver si estamos callados.

M.B. Creo que el estimado compañero lo que quiere es desestabilizarme.

Pres: No, señor; no, señor. Estamos en un debate recíproco y aquí hay más gente que ustedes dos. Vamos a centrarnos en lo que nos ha traído aquí. Vamos a las preguntas.

M.B. Diríjase al compañero…

Pres: Me dirijo a él como me estoy dirigiendo a usted. Por favor. Vamos a las preguntas.

M.B. La pregunta era: ¿usted conoce las obras realizadas en la calle Génova?

R. Sí, sé que se estaban haciendo obras porque en aquella época iba a Génova todos los días y había operarios haciendo obras.

M.B. ¿Es cierto lo que afirma el señor Bárcenas de que se pagaron sin factura alrededor del 30% de las obras?

R. Desconozco cómo se pagaron las obras porque no llevaba ningún asunto económico, como ya le he reiterado en numerosas ocasiones.

M.B. El señor Lapuerta y el señor Bárcenas fueron los tesoreros del partido durante su mandato, ¿correcto?

R. Sí.

M.B. ¿Usted considera que el señor Lapuerta desempeñó fielmente su labor? [declarada no pertinente por valorativa]

M.B. Según su experiencia como dirigente del PP, ¿el señor Lapuerta desempeñaba fielmente su labor?

R. Esa es la misma pregunta que me ha hecho antes.

M.B. [reformula la pregunta] ¿Tuvo alguna queja desde su posición orgánica respecto de la labor del señor Lapuerta?

R. Nunca.

M.B. ¿Y tuvo alguna queja sobre la labor desempeñada por el señor Bárcenas?

R. Mientras fue tesorero, nunca.

M.B. El señor Arenas, hace un mes y poco más, declaró que en su despacho hubo una reunión “humana”, la calificó así, en la que estaba usted con el señor Bárcenas, con la esposa del señor Bárcenas y el propio señor Arenas. ¿Recuerda usted esa reunión?

R. Perfectamente.

M.B. ¿Puede usted relatarla?

R. Sí, la reunión se produjo aproximadamente a mitades del año 2010, cuando el señor Bárcenas había abandonado su puesto de tesorero. El señor Bárcenas, no sé si por mediación del señor Arenas o directamente, dijo que le gustaría tener una reunión para despedirse conmigo, su mujer y el señor Arenas. Me pareció razonable celebrar esa reunión porque, entre otras cosas, Bárcenas llevaba trabajando 30 años en la casa. La reunión fue una reunión en la que el señor Arenas, después de ya haber dejado su cargo de tesorero hacía meses y darse de baja en el partido, cedía el cargo de senador, abandonaba su trabajo en el partido… en fin, quería despedirse. Fue una reunión en la que nos explicó que estaba en una situación difícil, que se iba a dedicar a defenderse y le iba a dedicar tiempo a los abogados. Y punto.

M.B En esa reunión que usted dice que era de despedida, ¿no es cierto que acordaron que él iba a seguir teniendo coche del partido, conductor, secretaria y un despacho en la planta tercera?

R. En esa reunión creo recordar que él efectivamente sí planteó, pero debió ser en la última parte… no, debió ser no, fue en la última parte de la reunión. En 30 segundos dijo que necesitaba una sala para meter sus documentos y papeles y que luego ya lo retiraría, y que se le podía dejar el coche del partido durante algún tiempo mientras no iniciaba su nueva vida. Bueno, nos pareció razonable hacerlo.

M.B. Y ahí, ¿Bárcenas no se dirigió a usted sobre la -en su criterio- agresión o presión que estaba haciendo doña María Dolores de Cospedal en los medios de comunicación contra él y le pidió auxilio diciéndole que si no le ayudaba iba a perder cualquier posibilidad de ser presidenta de Castilla La Mancha?

R. En absoluto. No.

[Protesta J.R.]

M.B. Consta en autos también, en declaración del señor Bárcenas, que el señor Lapuerta había recibido para campaña una donación de 300.000 euros de su amigo Villar Mir. ¿Sabe algo de esto? ¿Llegó personalmente a usted y usted se dio por enterado y le dijo que se lo entregara a José Manuel Romay?

R. Eso es absolutamente falso.

M.B. Usted ha manifestado y se ha vanagloriado de que fue usted quien cortó relaciones con el señor Correa. ¿Es cierto eso?

R. Sí. Fue una reunión que se celebró en mi despacho aproximadamente en el año 2004, hacia la última parte, no puedo precisar la fecha con total exactitud. Debió de ser aproximadamente en esa época. El tesorero del partido me dijo que algunos proveedores estaban utilizando el nombre del Partido Popular para algunos ayuntamiento de Madrid. Le pregunté si había algo que él consideraba que no se ajustaba a Derecho, me dijo que pruebas no tenía pero que no le gustaba. Le dije “qué propone” y me dijo “yo creo que debemos dejar de trabajar con estos proveedores”, y efectivamente le dije que dejase de trabajar con esos proveedores. Que, por otra parte, no tenían contrato alguno con ese partido pero eran normalmente los que trabajaban allí.

M.B. ¿Usted conocía a ese proveedor en cuestión, al señor Correa?

No, la verdad es que no lo conocía. Estoy absolutamente convencido de que lo habría visto en algún acto público, pero desde luego no he tenido ninguna relación con él, ni vino a mi despacho ni estuve en ninguna negociación o discusión. Pero supongo que sería por una razón perfectamente entendible: como le he dicho en numerosas ocasiones, yo nada tenía que ver con las actividades económicas del partido, sino que me dedicaba a las políticas. Si lo conocía, era única y exclusivamente de saludarlo en algún acto público, cosa que tampoco puedo afirmar de una manera absolutamente nítida.

M.B. ¿No conocía entonces que el señor Correa, como él ha manifestado, se paseaba libremente por Génova y metía su coche con el privilegio de altos directivos de la casa?

R. Mire, eso lo he leído en los últimos tiempos, porque lógicamente me he informado. Puedo asegurarle que yo no tenía ni la más remota idea -y no la tengo hoy- de quién tiene llave ni quién aparca el coche en el garaje. Comprenderá usted que el presidente de un partido no se dedique a esa suerte de actividades.. podría ponerle muchos ejemplos en la vida, pero creo que no hace al caso. Por fortuna, las funciones están bien distribuidas y lo importante es tener buenos colaboradores que tomen decisiones acertadas.

M.B. El señor Correa en su declaración los días 13, 14 y 17 de octubre en este plenario, cuando le trasladan la grabación, cuando dice que le ha llevado al PP más de mil millones de pesetas... Luego lo matiza un poco y dice “yo no sé si la cantidad exacta es esa, puede que sean mil millones”, no puede precisar la cantidad, si fueron quinientos, mil o mil millones. “A veces lo entregaba en Génova y otras en su casa”, se refiere al señor Bárcenas. ¿Usted no tenía noticia de esto?

Pres: Señor letrado, yo creo que no tiene sentido si le está diciendo que no conoce del tema económico preguntar por todas y cada de una de las aportaciones de esta forma tan peculiar. En cualquier caso, el testigo va a contestar, pero son preguntas que no nos conducen a nada porque ya está dada la respuesta general global. Conteste el testigo, por favor.

R. Es exactamente así, como acaba de decir el señor presidente. Desconozco las actividades del señor Correa porque, como le he dicho antes, ni lo conocía ni mucho menos estaba en los temas a los que hacía referencia. Yo lo siento mucho, pero las cosas son como son y a veces no son como a uno le gustaría que fueran.

M.B. Tengo que hacer una breve reflexión sobre lo que me acaba de comentar. Si resulta que no se me permitiera hacer ninguna pregunta sobre los posibles conocimientos de aspectos económicos, resultaría que solo habría una pregunta en esta sesión. Como todo se traduce en aspectos económicos… Aquí no estamos enjuiciando ningún aspecto político, estamos enjuiciando aspectos económicos. Si se me veta o se me impide o censura cualquier pregunta que haga referencia a los aspectos económicos, no tiene sentido la declaración del testigo. Pido que sea comprensivo en ese aspecto.

Pres: Como ha visto, no le he interrumpido más que hasta ahora y ha hecho bastantes preguntas sobre ese particular. No se le ha vetado, se la he permitido. Lo que quiero decir es que no es cuestión de entrar en una dinámica que no nos conduce a nada. Usted haga la pregunta y si considero que es pertinente, es pertinente. Y, si no, le diré que es impertinente. No quiero entrar en debates con los abogados, vamos a regirnos por las reglas estrictas del proceso.

M.B. De acuerdo, señor. El señor Correa insistió en esa declaración que él cobraba de los empresarios privados y luego entregaba parte a Bárcenas para el partido y parte se lo quedaba él. ¿Usted nunca oyó que ningún empresario le comentó que había entregado dinero para el partido?

R. Jamás. No sé si se ha confundido de testigo, señor letrado. Jamás.

M.B. ¿En qué me he confundido, perdón?

R. De testigo.

Pres: Vamos a ver. No quiero observaciones tampoco. Siguiente pregunta, por favor.

M.B. Sí, señor, pero me parece de impertinente la contestación.

Pres: Ya le he dicho al testigo que no vuelva a hacer esa observación. Lo que no puedo hacer es advertirle antes de que la haga.

M.B. Creo que confunde su papel aquí, yo creo... Bien. Cuando le plantearon, parece ser que fue el señor Lapuerta, las suspicacias sobre el comportamiento del señor Correa, ¿eran suspicacias de alguna manera de su comportamiento legal, profesional, comercial...?

R. Ya se lo he explicado antes con meridiana claridad, pero no tengo inconveniente en volver a reiterárselo. Me dijo que usaba el nombre del partido en algunos municipios de Madrid y yo le dije: y eso qué significa, si había algún problema legal ahí y me dijo que que él supiera no, pero que no le gustaba la actuación del señor Correa. Entonces fue cuando decimos proceder a apartarlo de la contratación del partido.

M.B. En la entrevista que le hicieron en RNE con el señor Lucas sobre este tema, dice que “hay una investigación abierta en la Audiencia Nacional y ya no hay relación con él desde hace años”. “No entregaron ningún euro al PP y lo digo con absoluto conocimiento de causa”. ¿Por qué tenía usted absoluto conocimiento de causa de que no se había entregado un euro al PP si no controlaba los aspectos económicos?

R. Yo no controlaba los aspectos económicos y el señor Correa era un proveedor del partido. Los proveedores no entregan dinero al partido, sino por el contrario lo reciben porque prestan servicios. Por tanto, era una respuesta de puro sentido común.

M.B. ¿Pero no con conocimiento de causa, sino por sentido común?

R. Comprenderá usted que cuando uno habla todas las veces al día no puede estar precisando una y otra de las afirmaciones, pero era por puro sentido común, como es perfectamente entendible.

M.B. ¿Usted tuvo una reunión con doña Esperanza Aguirre y con don Álvaro Lapuerta en la sede del PP?

R. Supongo que habré tenido más de una, pero...

M.B. Me refiero a una reunión en la que, según ha declarado doña Esperanza Aguirre en este proceso, comentó que en el ayuntamiento de Arganda del Rey y en otros ayuntamientos del cinturón de Madrid se pretendían vender unas parcelas a un precio tasado… ¿Va recordando usted esto o no?

R. Sí, perfectamente.

M.B. ¿Nos puede contar este episodio?

R. Ese episodio, que debió producirse a finales de 2004, no soy capaz de determinar la fecha de manera concreta, se produjo porque el señor Lapuerta pidió verme con doña Esperanza Aguirre. Entraron en mi despacho y el señor Lapuerta dijo algo parecido a lo que usted acaba de afirmar, es imposible acordarme exactamente. Pero sí me acuerdo de que citó dos ayuntamientos, creo que eran el de Arganda y Majadahonda. Yo prácticamente no intervine en aquella reunión porque desconocía los temas pero sí se los contó delante de mí el señor tesorero a Esperanza Aguirre. Y yo, como Esperanza Aguirre era la presidenta del PP de Madrid, le dije que se ocupara de esos asuntos e intentase ver qué es lo que había ocurrido.

M.B. ¿Y usted tomó ahí al respecto alguna decisión o no?

R. ¿Cómo?

M.B. Que si tomó alguna decisión.

R. No, la decisión la tenía que tomar Esperanza Aguirre. A ella le competía como presidenta del PP de Madrid. Claro, sería un absurdo que el presidente nacional del partido tuviera que tomar decisiones sobre más de 8.000 ayuntamientos.

M.B. ¿Ni siquiera le dio ningún consejo sobre lo que debería de hacer?

R. Sí, le di el consejo de que se enterase de qué es exactamente lo que estaba ocurriendo ahí y a la vista de eso tomase o no tomase las decisiones justas, oportunas y convenientes.

M.B. ¿Cuándo conoció usted a don Álvaro Pérez, llamado El Bigotes?

R. Pues sería absolutamente incapaz de decir cuándo lo he conocido porque, al señor Correa, como he dicho, no lo conocía. Conocía, ya le adelanto, al señor Crespo porque era de Pontevedra y miembro del PP de Galicia y al señor Álvaro Pérez lo he visto en algunos actos públicos porque llevaba esos temas dentro de la empresa del señor Correa para el PP, como todo el mundo sabe. Pero saber cuándo es la fecha, pues es imposible.

M.B. ¿No es cierto que el señor Álvaro Pérez viajó con usted a Argentina y Uruguay?

R. Pues no me acuerdo, pero yo en Argentina y Uruguay estuve en actos políticos organizados por el PP de cara a las campañas electorales. Con lo cual, no es imposible que, como esa empresa trabajaba en aquellos momentos con el PP, él estuviera allí. Pero si estaba o no no se lo podría decir porque podría faltar a la verdad.

M.B. ¿No recuerda si le dirigió alguna carta agradeciéndole sus atenciones en ese viaje?

R. Mire, francamente, no. Y le voy a decir una cosa, recibo miles de cartas al día.

M.B. Es que en esa carta también reclamaba dinero al Partido Popular.

R: Lo desconozco absolutamente.

Pres. La carta…

M.B. Es que no sé si está en los autos, señoría.

Pres. Pues hombre, es que si no está en los autos, la pregunta a lo mejor no la tenía que haber permitido. Venga, sí, vamos a la siguiente pregunta, venga.

M.B. Bien. Usted declaró a los medios, en la campaña del año 2000, mostrando gráficos en la televisión que reflejaba los presupuestos de la campaña, ¿recuerda usted esto?

R: En la campaña de 2000, ¿qué declaré yo?

M.B. Unos gráficos en la televisión en el que reflejaba los presupuestos de la campaña.

R. Pues mire, francamente no me acuerdo de declarar sobre unos gráficos que reflejaban los resultados de la campaña electoral en el año 2000, algo que ocurrió hace 17 años, y que por otra parte me parece absolutamente inocuo.

M.B. La frase que se ha hecho famosa, vertida por usted, declaró sobre el tema que comentaba Bárcenas sobre la financiación ilegal, diciendo “nada es cierto salvo alguna cosa”. Recordará usted su frase porque...

R: Perfectamente.

M.B.... ha causado mucho impacto.

R: La recuerdo perfectamente.

M.B. ¿Puede usted decirnos cuál es la salvedad que es cierta?

R: Sí, sí, se lo voy a explicar perfectamente y estoy seguro de que usted lo va a entender. Cuando yo conocí aquellos papeles porque se publicaron en los medios de comunicación, pues vi que todo lo que se refería a mí era absolutamente falso. Pregunté a un sinfín de dirigentes del partido, que me dijeron que lo que se refería a ellos era absolutamente falso. Y luego leí en algunos medios de comunicación que algunas personas decían que algunos traspasos de fondos se habían producido... No recuerdo ahora...eran dos o tres personas. Entonces, me pareció legal y honesto, cuando se me preguntó, decir que la inmensa mayoría de las cosas que se habían escrito allí eran falsas, por lo menos las que me afectaban a mí, y a otras muchas personas del partido, y que otras, según había leído o podía haber leído en los medios, podían ser ciertas.

M.B. En el auto de incoación de esta pieza separada, del 29 de julio de 2014, se señala por el Ministerio Fiscal que Francisco Correa se prevalió de sus amistades con responsables políticos del PP. ¿Usted conoce en algún caso a algún responsable político? Ya que usted no, porque nos ha dicho que nunca trató con el señor Correa. ¿Conoce de algún compañero suyo de la jerarquía, por llamarla así, del Partido Popular que estuviera influido o tuviera contacto con empresarios donantes anónimos de dinero en efectivo?

R: Ninguno. Señor letrado, de qué pieza separada...

Pres. No, no, vamos a ver. La Pregunta está permitida y con que usted diga que con ninguno ya tenemos respuesta suficiente, así que vamos a otra pregunta.

M.B. ¿Usted pertenecía en la época a la que se refiere este proceso a la Ejecutiva de su partido?

R. Sí. Yo llevo en la Ejecutiva de mi partido desde 1986 hasta hoy.

M.B. Bien. Nunca, nunca… ya no le digo a usted porque ya nos ha negado que usted nunca recibió dinero en B… pero, ¿nunca se habló de eso en ninguna Comisión Ejecutiva del PP?

Pres. La pregunta no es pertinente. Otra pregunta, por favor, señor letrado

M.B. El señor García Pozuelo declaró a este tribunal que entregaba dinero en los organismos centrales, en la calle Génova. ¿Usted tampoco conoce ese aspecto?

R. No conozco al señor García Pozuelo y no me consta que entregase eso. No sé absolutamente nada de eso.

M.B. ¿Qué relación tuvo con doña Ana Mato?

R. Tuve bastante relación, porque era una persona que llevaba tiempo en el partido. Yo creo que fue vicesecretaria de organización, dirigió algunas campañas electorales y yo la nombré ministra de Sanidad. Bastante relación.

M.B. ¿Una relación de amistad, también, a parte de la profesional por decirlo así?

R. Bueno, fundamentalmente las relaciones son profesionales y políticas, pero, bueno, era una persona con la que tenía mucha más relación que con otras. Claro, yo normalmente tenía relación con las personas del ámbito político, no con las personas del ámbito económico o con los servicios jurídicos como, por otra parte, es perfectamente entendible.

M.B. En marzo de 2004, tras la derrota electoral de usted y de su partido hizo usted un viaje a Canarias. ¿Lo recuerda?

R. Sí, perfectamente.

M.B. ¿Con su familia?

R. Sí

M.B. ¿Ese viaje lo pagó su partido, lo pagó usted? ¿Quién lo pagó?

R. Mi partido, hasta donde yo sepa.

M.B. Hombre, eso es un poco contestación gallega que yo diría.

Pres. Bueno, entonces es la que ha dado y es una respuesta que creo que es de alguna manera coherente. Venga, vamos a otra pregunta

M.B. ¿Hasta cuándo sabe usted?

R. Hasta el final. Y la contestación tiene que ser gallega porque no la podría hacer riojana.

Pres. No entremos en discusiones, por favor. Vamos a otra pregunta, venga.

M.B. Usted, que nos acaba de decir antes que el señor Lapuerta era una persona de confianza, ¿usted sabe (porque ha visto los papeles de Bárcenas) que el señor Lapuerta visaba las cuentas de Bárcenas?

R. No. No conozco ese hecho. No.

M.B. ¿No lo sabe?

R. No

M.B. Pero el hecho de que el señor Lapuerta visara las cuentas, ¿sería para usted una garantía de que el señor Bárcenas no hacía trapicheos con el dinero que recibía?

Pres. Pregunta no pertinente

M.B. Mi protesta, señoría

Pres. Deje usted constancia de su protesta

M.B. ¿Usted conoce si con dinero del Partido Popular se hicieron entregas a terceras personas para la compra de acciones de Libertad Digital?

R. Desconozco absolutamente ese extremo por el que usted se interesa.

M.B. ¿No sabe nada sobre la compra de acciones de Libertad Digital?

R. Nada. Sé lo que he leído en los periódicos, supongo que al cabo de un tiempo...

M.B.  Para terminar, señor. ¿Está usted de acuerdo con la nulidad del proceso pedida por el representante procesal del PP?

Pres: No es pertinente, porque es un problema de pura técnica jurídico procesal que tendremos que ver cómo lo resolvemos incluso hasta nosotros. Por lo tanto, la opinión del testigo, creo que no es necesaria.

M.B. Es un testigo cualificado.

Pres. Ya, pero bueno, es un testigo cualificado, pero para eso estamos nosotros aquí. No para que nos diga él lo que tenemos que hacer en ese aspecto del proceso, así que la pregunta no es pertinente.

M.B. Por último, ¿sigue pensando que este proceso es una trama contra el PP, como declaró en su día?

Pres. No, vamos…

R. Puedo responder

Pres. No, no, no puede responder. Porque lo que yo pretendo es que esto no se salga del marco jurídico procesal. Por lo tanto, la pregunta me parece que no es pertinente.

M.B. Mi protesta, señoría

Pres. Dejamos constancia de su protesta

M.B. Y quiero pedir a la sala que en virtud de lo dispuesto en el artículo 451 y siguientes de la ley de enjuiciamiento criminal se produzca un careo entre el testigo señor Rajoy, y el acusado señor Bárcenas, habida cuenta de que el señor Bárcenas afirma contundentemente que entregó sobres de dinero al señor Rajoy, y el señor Rajoy hoy aquí nos ha negado ese aspecto.

Pres. Eso no es pertinente. No ya porque cada uno diga lo que le parezca, sino porque eso sí que es entrar de lleno en los papeles de Bárcenas y hemos dicho que aquí hay que acotar a lo que este proceso corresponde. Por lo tanto, siento tener que decir que no y haga usted las protestas que le parezca, señor Letrado.

M.B. Yo efectúo una protesta, siempre respetuosa, pero en este caso quizá más enérgica que nunca en la medida en la que me parece que es el supuesto típico del artículo 451 de la ley de enjuiciamiento criminal.

Pres. De acuerdo, señor Letrado. El siguiente abogado. Si ha terminado, pasamos al siguiente Letrado.

Abogado de los socialistas valencianos, Virgilio Latorre

V.L. Con la venia, buenos días, señor Rajoy. Se le ha preguntado abundantemente sobre muchos temas. Usted ha contestado lo que ha creído conveniente y es posible que deba insistirle sobre algunos, procurando no repetir preguntas. Pero si fuera así, discúlpeme. Han sido muchos datos los que usted ha facilitado. La primera cuestión que yo le quiero plantear es sobre el grado de conocimiento del señor Correa, que usted ha dicho que no lo conocía salvo que hubiera coincidido en algún acto, si bien sí conocía al señor Crespo en su condición de secretario de organización del PP en Galicia. La primera pregunta que le quiero hacer es si conocía al señor Crespo en su calidad de número dos del grupo de empresas del señor Correa.

R. Bien, entiendo perfectamente la pregunta y es distinta a las que se me han planteado. Yo conocía al señor Crespo efectivamente porque era secretario de organización del PP en Galicia, lo que pasa es que yo en aquella época ya no tenía ninguna responsabilidad en Galicia. Es más, era ministro del Gobierno de España y esas eran mis responsabilidades. En alguna ocasión, como yo era diputado por la provincia de Pontevedra, los fines de semana iba allí para cumplir con mi obligación como diputado y en alguna ocasión estaba allí el secretario de organización del partido en Galicia. Era una relación absolutamente política y nada estrecha. Después, cuando el señor Crespo se vino a Madrid y, efectivamente, comenzó a trabajar con el señor Correa, yo no he vuelto a tener ninguna suerte de relación con el señor Crespo.

V.L. ¿Pero sí tenía conocimiento de que trabajaba con el señor Correa o eso lo ha tenido con posterioridad?

R. Pues francamente no soy capaz de decírselo ahora, pero siempre he tenido la idea de que trabajaba con el señor Correa. No sé exactamente si lo sé desde hace cuatro años o siete años. Soy incapaz de decírselo.

V.L.  Ha manifestado usted también que a Álvaro Pérez sí lo conoce de algún encuentro que han mantenido en relación con un acto electoral en el que ha participado el señor Álvaro Pérez para los escenarios, etc. ¿Es una relación puntual, era una relación de amistad, era una relación estrecha?

R. No, no tenía ninguna relación estrecha. Yo lo recuerdo fundamentalmente... incluso se han publicado fotos en algunos medios de comunicación de los actos políticos. Oiga, en los actos políticos las empresas que los hacen o los ponen en marcha pues, lógicamente,  estarán por allí algunas personas. A mí me dijeron que estaba el señor Correa, al que no recuerdo, pero ya he dicho, es más que posible que haya coincidido con él en algún acto político. Tampoco recuerdo coincidir con el señor Crespo, pero sí recuerdo coincidir en algún acto político con el señor Álvaro Pérez. Pero, claro, yo cuando llego a algún acto, me recibe el presidente del partido allí, el secretario de organización de allí, los diputados, los senadores, los encargados de que las cosas funcionen bien, la empresa... Y saluda uno a mucha gente.

V.L. Usted nos ha dicho que era un contacto puntual, en su caso, en saludarle, en verlo… pero no tenía una relación estrecha con él.

R. Ninguna

V.L. Bien. El conocimiento que usted tenía del señor Correa como empresa, ¿se limitaba a que era una agencia de viajes que trabajaba para el PP, es decir, la que suministraba los viajes operativos del PP? ¿O por el contrario también tenía conocimiento de que realizaba otro tipo de tareas distintas para el PP?

R. Mire, yo no tenía ni la más remota idea, como es perfectamente entendible, de cuál es la agencia de viajes del PP. De la misma manera que ahora como presidente del Gobierno desconozco cuál es la agencia con la que yo viajo por el PP. Francamente, no puedo contestar porque yo no iba a sacar los billetes. Pues era mi secretaria, como lo hacía todo el mundo allí. Por lo tanto, lo desconozco.

V.L. Quizás me he explicado mal. Entonces, se la hago de nuevo y si fuera necesario se la reformulo. Lo que le estaba preguntando es si usted, el conocimiento que tenía sobre el señor Correa (el grupo Correa), es que la relación de Correa con el PP se limitaba exclusivamente a ser una agencia de viajes, que era la que proveía de los billetes operativos para el PP, o realizaba otro tipo de tareas distintas para el PP.

R. Es que yo no tenía relación con el grupo del señor Correa ni tenía conocimiento de nada porque como ya le he dicho en numerosas ocasiones, no me dedicaba a esas actividades. Yo no hablaba con el señor Correa, yo era un político y lo sigo siendo. Yo iba al Parlamento a defender posiciones, fijaba la estrategia del partido, pero preguntarme a mí sobre esas cosas…

Pres. Es suficiente la respuesta. Otra pregunta.

V.L. En relación a esto, querría que se mostrase el documento número 1 de los que hemos aportado. Este documento es una carta que se dirige a usted como Secretario General en el que se le pone de manifiesto unas deudas que existen en el PP de Galicia porque hay unos impagos y se le pide que intervenga usted en la resolución de este conflicto. Si se va al final, verá usted que está firmada por Álvaro Pérez. La pregunta que le quiero hacer es si, este documento que se encuentra en la causa y producto de un registro que se realizó, si lo recibió.

[PROBLEMA DE SONIDO]

Pres. Vamos a continuar. Le indico al testigo: en el momento que ha empezado usted a dar respuesta sobre la carta que se le ha preguntado, se ha producido el fallo en la conexión, así que tendrá usted que repetir la respuesta que estaba dando al abogado

R. Lo que decía antes. Yo desconocía esa carta. Estoy absolutamente convencido de que si dicen que me la ha enviado, me la he enviado. Pero, fíjese, es una carta de finales de 2003, cuando yo estaba dedicado única y exclusivamente a ser candidato del PP a las elecciones que se celebraron dos o tres meses después. Entonces, lo que sucede habitualmente es que hay mucha gente que manda cartas al presidente del partido sobre temas muy diversos: en este caso, sobre la reclamación de una factura, en otros casos pidiendo otras cosas diferentes. Y, de hecho, yo ahora en Moncloa tengo a gente que se dedica a contestar cartas del presidente o de los ministros. Si no, como ustedes pueden entender, en la práctica es imposible manejarse.

V.L. En relación a esto, dos matices que, a ver si puede usted concretar. El primero es si usted ha podido leer la carta. Evidentemente, puede no haberla visto o puede incluso haberla olvidado. Entonces sí que quería que se mostrase, por la pregunta que le voy a hacer.

Pres. Vamos a ver, póngala en pantalla y vaya haciendo la pregunta para ver si tiene que ser necesariamente a la vista de la carta.

V.L. Sí, porque la pregunta que le quiero hacer es que si usted examina la carta verá como siempre la carta que se dirige a usted es tuteándole. Es decir, no es como secretario, pese a que se encabeza como tal, pero dice: “el motivo de la presente no es otro que solicitar tu intervención”, y así sigue la carta constantemente. La pregunta que le quiero hacer es: ¿qué grado de relación tenía con el grupo Correa o con el señor Álvaro Pérez que pese a que lo hacía de manera institucional al secretario general, lo hacía tuteándolo o si usted conoce por qué se dirigía a usted en estos términos?

R. Ya le he dicho que la carta no la he leído. Ahora, que se dirija a mí en esos términos no me sorprende. Podría enseñarle decenas de cartas de personas que me tutean, me tratan de tú y ponen “excelentísimo presidente del Gobierno” al frente porque, probablemente, alguien le dijo que lo pusiera. Es una razón que parece bastante entendible.

V.L. La otra pregunta que le quiero hacer es si usted sabe que existía esta deuda, bien por el señor Crespo, bien por la organización del partido en Galicia y cómo se resolvió

R. Pues, mire: ni sabía la existencia de esa deuda ni sé cómo se resolvió ni tengo por qué saberlo porque, insisto, mis funciones son políticas y no las de controlar las deudas que puede tener una organización, en este caso concreto, el partido en Galicia. Yo les ruego que me entiendan: es decir, cada uno nos dedicamos a su trabajo. No se le puede pedir a una persona que intente… es como si yo ahora tengo que resolver los problemas que hay en la subdirección general de Medio Ambiente o de Economía. Sería absurdo.

Pres. Suficiente la respuesta, vamos a ver. Siguiente pregunta.

V.L. Ahora le voy a preguntar sobre alguna cuestión de la que ya se le ha preguntado con algún matiz como ya me anticipaba. Usted ha manifestado y manifestó en su momento que fue usted quien decidió echar al señor Correa o, si me permite la expresión, con respecto a las relaciones que mantenía con el PP y que la razón es que a través del tesorero tuvo conocimiento de que se estaba utilizando indebidamente el nombre. Bien, la primera pregunta que le quiero hacer es: si usted sabe, ¿cómo tuvo conocimiento el tesorero de esta circunstancia?

R. No lo sé, pero supongo que alguna gente se lo habrá comentado, pero no lo sé.

Pres. Si no lo sabe es bastante. Siguiente respuesta, venga.

V.L. La siguiente pregunta que le quería hacer es: la utilización indebida del nombre, ¿puede concretar en qué consistía?

R. No. Solamente me dijo que la utilización… Yo le pregunté, como le respondí antes a su colega: ¿Pero aquí hay algo que vaya contrario a la ley? Y él me dijo “no tengo ninguna prueba de que vaya contra la ley pero por lo que me dicen no me gusta lo que se está haciendo porque se usa el nombre del partido”. Y entonces fue cuando le dije: “Pues si tú crees que no es conveniente que esta persona” -de la que pregunté también si tenía algún contrato fijo”, pues no se le vuelve a contratar y punto.

V.L. La tercera pregunta es que hace usted mención -esto lo puso usted de manifiesto- que le informó que era en algunos municipios. ¿Qué municipios?

R. No me acuerdo. No tengo claro.. solo recuerdo de municipios en los que referí a la pregunta de Esperanza Aguirre, que eran Majadahonda y Arganda, pero ni siquiera sé que me haya dicho municipios concretos.

V.L. Pero esto ahora que me acaba de decir… ¿La decisión, entonces, no era solamente porque estaba utilizando el nombre del PP sino porque había surgido un incidente en Majadahonda y Arganda en relación con la venta de patrimonio municipal?

R. No, no. No tiene absolutamente nada que ver una cosa con la otra. Absolutamente nada que ver.

V.L. Me ha parecido entender lo de....

Presidente de Tribunal. Venga, otra pregunta. Otra pregunta y en otra línea. Vamos a continuar.

V.L. Si me permite, señoría, en la misma línea: usted dice que ha tenido dos reuniones con el tesorero en relación a la situación, por una parte, que se había producido en Majadahonda y con la señora Esperanza Aguirre y, por otra parte, había tenido otra reunión anterior que es esta a la que usted había tenido mención. ¿Es así?

R. No. He tenido dos reuniones solo.

V.L. Pues eso es lo que le pregunto. Que había tenido una primera a la que se está haciendo mención. Cuando usted recibe la noticia de que había una utilización indebida del nombre del PP. Que eso fue, parecer ser, a mediados de 2004. Y una posterior a finales de 2004 con Esperanza Aguirre y con el tesorero.

R. No.

V.L. ¿No? Pues corríjame

R. He tenido dos reuniones: una reunión con el tesorero para advertirme que algunos proveedores del partido estaban utilizando el nombre del PP en Madrid y a partir de ahí dejaron de contratar con el partido. Y he tenido otra con el tesorero que vino con Esperanza Aguirre y allí el tesorero le dijo a Esperanza Aguirre lo que acabamos de señalar de esos dos ayuntamientos. Yo no dije nada porque no conocía el tema. Entonces, al final le dije a Esperanza Aguirre: “Oye, encárgate de averiguar si todo esto es cierto y tomas las medidas que tengan que tener”. Esas son las dos reuniones que ya he explicado antes.

V.L.  ¿En la primera reunión a la que ha hecho mención estaba presente alguien más aparte del tesorero?

R. No recuerdo. Desde luego el tesorero sí estaba porque era la persona que lógicamente se encargaba de las cosas se hicieran bien.

V.L. Le voy a preguntar por una persona en concreto. ¿Estaba Joaquín Molpeceres en esa reunión?

R. No conozco a ese señor.

V.L. ¿No lo conoce?

R. No.

V.L. ¿No ha tenido ningún tipo de reunión con él?

R. No he tenido ningún tipo de reunión con él.

V.L. ¿Sabe quién es?

Pres. Ya le ha dicho que no así que vamos a otra pregunta.

V.L. Le he preguntado si sabe quién, no si lo conoce.

R. No. No sé quién es, francamente.

Pres. Otra pregunta, venga.

V.L. ¿Tiene usted noticias de que al tesorero se le pusiera de manifiesto, porque se lo refierese o por otras vías, que a determinadas empresas no se le daban en Majadahonda en concreto determinadas adjudicaciones y que se quejaban porque eran muy generosas en contribuciones al PP?

R. No conozco absolutamente nada de eso por lo que usted se interesa.

V.L. A resulta de la segunda reunión con Esperanza Aguirre y el tesorero, ¿sabe usted si ahí estuvo también el señor Bárcenas? ¿Y en la primera a la que hemos hecho mención, también?

R. No lo recuerdo. Sé que en la segunda reunión estuvieron Álvaro Lapuerta y Esperanza Aguirre. En la primera reunión estuvo Álvaro Lapuerta, pero lógicamente yo estas cosas quien me las tiene que plantear es Álvaro Lapuerta, no sé si podía haber alguna persona más, pero estamos hablando de algo que se produjo hace 13 años. Yo me reúno con mucha gente. Al cabo del día, puedo tener diez o doce reuniones y me queda, haciendo un esfuerzo, lo que considero más fundamental.

V.L. ¿Se decidió ahí, en esa última reunión, cortar la relación con el señor Correa?

R. ¿En cuál? ¿La de Esperanza? No, ahí no se habló. Lo único que se decidió fue, por mi parte, encargarle a Esperanza Aguirre que se enterase de qué pasaba en esos ayuntamientos.

V.L. ¿Le reportó a usted cuál fue el resultado de esa gestión?

R. No lo recuerdo. He leído que ella hizo una declaración, no sé si en este mismo juicio en otra pieza separada, no sé exactamente dónde, donde efectivamente dijo que habló con los alcaldes, pero yo no recuerdo que me haya dicho nada. Yo doy por sentado, cuando son temas como estos que no son de mi competencia, que la gente cumple las instrucciones y no puedo hacer un seguimiento de esto.

V.L. La última pregunta respecto a esto. ¿Se decidió en esa reunión que dimitiera el alcalde de Majadahonda, el señor Ortega?

R. No. No.

V.L. ¿Se planteó esa posibilidad o tampoco?

R. No.

V.L. Ha dicho usted que en 2004, mediados hacia finales, se decidió cortar las relaciones con el grupo Correa. Sin embargo, el señor Correa siguió trabajando para el PP. ¿Puede usted explicarnos esto?

R. Pues lo desconozco absolutamente porque, lógicamente, cuando yo doy esa instrucción son los servicios económicos, que creo que remitieron a todas las organizaciones regionales un documento diciendo que no se contratara con este grupo, pero tampoco se lo puedo asegurar. Claro, tampoco puedo hacer el seguimiento... Tiene usted que entender que es muy difícil, hay más de 8.000 municipios en España.

Pres. No hace falta que se extienda en más explicaciones.

V.L. Sobre esta cuestión, ¿cómo comunicaron a todos las delegaciones o ayuntamientos que dejaran de contratar con el señor Correa?

R. Quien lo comunica no es el presidente del PP sino que serán los correspondientes servicios económicos, como es perfectamente entendible.

V.L. Si tuvieron que hacer esa comunicación, ¿significa eso que el grupo Correa estaba contratando con la administración local y regional más allá de las campañas con el Partido Popular?

R. Lo desconozco. Si se hizo esa comunicación fue por las razones a las que antes he hecho referencia.

V.L. ¿Tuvo usted conocimiento de que en Valencia se siguió contratando al grupo Correa a partir de 2004?

R. La verdad, no tuve conocimiento porque yo no me preocupo de esos temas. Fíjese usted, esta misma semana he estado en un acto del PP en Bilbao. ¿Alguien en sus cabales puede pensar que yo sé quién ha organizado el acto en Bilbao? Yo voy allí, pronuncio unas palabras, estoy con la gente y es que esto siempre ha funcionado así. Es una cosa de puro sentido común, con absoluta franqueza.

Pres. Las preguntas se la tienen que hacer porque ya estamos entrando en la financiación de Majadahonda o de Pozuelo. Ya nos ha dado las explicaciones de cuál es su función como político y cuál es la de quien lleve el tema económico. Por tanto, la pregunta es pertinente y no es necesario que se extienda tanto. Y como es procedente, se ha permitido y el letrado puede continuar.

V.L. Última pregunta en esta materia y paso a otra. Evidentemente, podía usted no conocer, pero, ¿recibió usted o el partido, que usted tenga conocimiento, alguna comunicación cuando enviaron a las regionales que no debían de contratar algún tipo de respuesta por parte de ellos de “ya hemos adoptado las medidas” o “vamos a seguir contratando”?

R. No, no he recibido ninguna.

V.L. ¿Sabe quién organizó el Congreso en Valencia?

R. No.

V.L. Desearía que se viera el documento número 2. Este es un documento que corresponde a una comisión rogatoria. En concreto, que hace mención a la apertura sine qua non de la cuenta en el Dresdner Bank de Suiza del señor Bárcenas. Observará que el primero que aparece en las relaciones es Mariano Rajoy, presidente del PP en el Congreso de los Diputados. ¿Autorizó o consintió que apareciera su nombre para avalar -porque esto pertenece a un informe- la licitud del patrimonio que se encuentra depositado en las cuentas suizas?

R. En absoluto. ¿Cómo iba a hacerlo?

V.L ¿No?

Pres. La pregunta está hecha y la respuesta dada. Vamos a otra, venga.

V.L. En relación a esto, desearía que se mostrará el documento número 3. Es un memorándum que realiza el gestor de las cuentas en Suiza del Lombard Odier, en vez del Dresdner. Usted observará cómo el señor Bárcenas, seis días después de que se había producido la operación del caso Gürtel (que eso fue el día 6, esto es el día 12), pone de manifiesto determinadas acciones en sus cuentas en Suiza. Y la justificación de por qué las quiere hacer, que es un apoderamiento o traspaso de fondos, lo hace en relación a las disensiones que dice que existen en el PP. ¿Existían disensiones en el Partido Popular en relación a las cuentas que el señor Bárcenas tenía en Suiza?

R. Yo, con absoluta franqueza, no sé de qué disensiones me habla. No sé nada de las cuentas. Las supe cuando fueron publicadas en los medios de comunicación y realmente no puedo aportarle nada. Lo siento mucho, señor letrado, porque no sé nada de este asunto, francamente.

V.L. El señor Bárcenas puso de manifiesto que todo el dinero que tenía en las cuentas suiza no era suyo. Que había parte suyo y parte de inversores. Y la pregunta que le tengo que hacer es, puesto que se habla de las disensiones y lo pone de referencia para avalar la licitud de su patrimonio: ¿esos inversores distintos a su propio patrimonio eran el propio Partido Popular?

Pres. No es pertinente la pregunta. Vamos a la siguiente pregunta.

V.L: La siguiente pregunta que le quiero hacer es si usted sabía que el anterior tesorero tenía una cuenta abierta en Suiza, en concreto, en la banca Bottardo y se llama ‘Glotón’ la cuenta.

R. Ni la más remota idea, con absoluta franqueza.

V.L: ¿Tiene usted conocimiento de que se llevaron a cabo en aquel entonces trasvases de dinero hacia La Moraleja, cuyo propietario es el antiguo tesorero del PP Ángel Sanchís?

Pres. Tampoco es pertinente la pregunta. En todo caso serían preguntas de referencia de las que ya hemos hablado aquí en profundidad para los testigos que tenían una fuente de conocimiento más directa. Por tanto, la pregunta no es pertinente.

V.L. Salvo que el testigo tuviera un conocimiento directo, que eso no lo sabemos. Por eso hago la pregunta. Si él tiene conocimiento directo, no que se lo hayan contado. Podría que esa operación se hiciera con ese conocimiento.

Pres. Le estoy diciendo que no es pertinente la pregunta.

V.L. En la misma línea, el señor Francisco Iñaña, ¿lo conoce usted?

R. No.

V.L. ¿No pertenecía al área económica del PP?

R. Sí, pero no conozco a todas las personas que trabajan en el PP, como no puedo conocer a todas las personas que trabajan en Moncloa.

V.L. Le quiero preguntar sobre los Papeles de Bárcenas. Será muy breve, porque ya ha contestado a otras. Necesito el documento número 4 [REFERENCIA DOCUMENTAL]. En abril del 2000, si usted puede observar, verá una anotación que poner “primer trimestre Rato”, “primer trimestre Mariano Rajoy”, “primer trimestre Jaime Mayor, Jaime M” y “primer trimestre PAC”. Dos preguntas. En esas fechas, ¿orgánicamente en el PP, qué cargos ostentaban cada uno de los que se hacen mención ahí?

Pres. Yo creo que ya nos lo dijeron ellos en sí día. Entonces, la siguiente pregunta.

V.L. Pero, disculpe, viene enlazada con otra pregunta. Si el testigo no tiene inconveniente en referirlo…

Pres. Haga la siguiente pregunta a ver qué relación guarda.

V.L. La pregunta que le quiero hacer es: En relación a determinados cargos y la posición dentro del partido o dentro del Gobierno, ¿se habían acordado compensar a aquellos que habían disminuido los ingresos por formar parte del Gobierno cuando antes recibían más emolumentos del Partido Popular? ¿Hacía frente el PP de una forma indirecta?

R. En absoluto se tomó tal acuerdo, ni ahora ni nunca.

V.L. Esta es la primera anotación en la que usted aparece. Ha dicho que son falsos salvo alguna cosa que es verdad. ¿Tenía en aquel entonces algún tipo de enemistad con el señor Bárcenas?

R. Yo no tenía ningún tipo de enemistad, que yo sepa.

V.L. ¿Podría darnos usted alguna luz sobre por qué aparecería su nombre en estos papeles?

Pres. La pregunta no es pertinente.

V.L. Aparece en la documentación una referencia constante a “PP de Galicia OC”. ¿Son las siglas OC organismos centrales tal y como dijo Alfonso García Pozuelo?

R. Lo desconozco absolutamente. Ni siquiera sabía que aparecía eso.

V.L. La última pregunta que le quiero hacer es, si usted dijo que todo era falso en lo que se refería a usted pero sí, por el contrario, eran ciertas algunas cosas (y en concreto ha hecho mención a lo que se puso de manifiesto de algunas personas que habían reconocido que habían cobrado de la caja B). ¿Existía, por tanto, una caja B?

Pres. La pregunta no es pertinente. Ya nos ha dicho al principio que no…

V.L. Pero son preguntas con unos matices distintos a los que el testigo puede reflexionar frente a los que dijo anteriormente y ahora puede decir. Porque si no, se veta cualquier posibilidad de contradicción real.

Pres. Vamos a ver, le he dicho que no es pertinente. Deje constancia de su protesta.

V.L. Se formula protesta y ninguna pregunta más.

[Protesta del abogado de Bárcenas]:  Protesta con respecto al final del turno de preguntas respecto a las dos preguntas referentes a Valencia, al Congreso. Para hacer mención que el Congreso es del año 2008 y nada tiene que ver con esta pieza. Y por eso formulamos la protesta.

Pres. No es necesario que se extienda tanto. Tiene la palabra el abogado de la acusación popular Pablo Nieto.

LETRADO: Abogado de la acusación, Pablo Nieto

W.J. Con la venia, buenos días, señor Rajoy. Intentaré centrarme en las preguntas y no intentar repetir alguna pregunta que se haya hecho. Pero teniendo en cuenta la dificultad y el lapso de tiempo en el que nos estamos moviendo, pues le pido disculpas si en alguna ocasión tengo que repetir alguna para contextualizar. Ya le digo que voy a preguntar aclaraciones sobre las respuestas que ha dado usted a mis compañeros.

Me ha interesado especialmente la respuesta que ha dado a la reunión del 2004 en la que se le advierte por parte del señor Lapuerta que se están produciendo unas licitaciones en los ayuntamientos de Majadahonda y Arganda del Rey y que usted tuvo conocimiento de esas reuniones. Y ha dicho usted que fue el señor Lapuerta quien pidió verle junto con Esperanza Aguirre. En el tiempo que ha estado como presidente del PP, ¿cuántas veces ha sucedido que el tesorero del partido vaya con el presidente regional de turno para preguntar o para hablar sobre una adjudicación en un ayuntamiento de Cuenca o Toledo? ¿Ha sucedido muchas veces o esa fue la única vez?

R. Desde luego, muchas veces no fueron. Pudo haber sido alguna más, pero no era algo usual porque ya le digo, yo no me dedicaba a ese tipo de asuntos. Vino con Esperanza Aguirre y yo le dije resuelve tú este asunto. Si hubo alguna vez más… No era la regla general.

W.J. Cuando dice que vino con Esperanza Aguirre, ¿era que estaba usted sentado en su despacho y de repente se presentan estos dos o antes le habían preguntado?

Pres. Bueno, vamos al grano. Vamos a ver si vamos al grano y no andamos con tanto… Se nos va echando el tiempo encima.

W.J. ¿Esa reunión a la que hace usted referencia fue pedida previamente por el señor Lapuerta o fue espontánea?

R. Yo creo que fue pedida por el señor Lapuerta, lo que no sé si estaba abajo con la señora Esperanza Aguirre y pidió subir a verme o fue antes, no lo sé. Pero sí la pidió el señor Lapuerta que, por otra parte, fue el que allí habló porque yo no sabía de ese asunto. Yo le dije a Esperanza Aguirre que intentara resolver el problema, pero no puedo aportarle...

W.J. En relación a lo que el señor Lapuerta habló, ¿dijo que alguna del señor Correa o él directamente estaban intermediando con alguna de las licitadoras o adjudicatarias posibles de esas parcelas?

R. Que yo recuerde, no.

W.J. ¿No nombró al señor Correa para nada?

R. Que yo recuerde, no.

W.J. ¿Nombró a la empresa Martinsa?

R. Que yo recuerde, no.

W.J. ¿Nombró que alguna de las empresas detrás de la adjudicación a favor de esa supuesta empresa podría estar el que en ese momento era el vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González?

R. Que yo recuerde, no. Lo único que recuerdo es que planteó el problema y le dije a Esperanza Aguirre que lo resolviera. Pero es que estas reuniones, piense usted que son reuniones de 5 minutos, que no duran más. Esos detalles no los conozco. Luego efectivamente he visto algo publicado en los medios, pero la reunión fue muy clara. Hay problemas en los ayuntamientos, lo contó él, y yo le pedí a Esperanza Aguirre: “ocúpate tú de este asunto”. Pero no recuerdo que haya nombrado a nadie.

W.J Creo recordar que usted no siguió cómo continuó aquello…

Pres. Lo ha dicho anteriormente. Venga, otra pregunta. A ver si acabamos un poco más rápido.

W.J. A preguntas a mi compañero, ha dicho que en relación al viaje a Canarias después de las elecciones de 2004 ha dicho usted que ese viaje lo pagó el partido hasta donde usted sabe. Recuerda usted la respuesta gallega, por decirlo de alguna forma. ¿Cómo lo sabe? ¿Ha visto usted las facturas, se ha interesado por ellas o ha comprobado si efectivamente el PP las había pagado de verdad?

R. Pues mire, no, porque no compruebo ninguna de las facturas de mis billetes de avión. Si tengo que comprobar todas las facturas de todo lo que hago acabaría teniendo un problema. Teniendo en cuenta que hago más de cien viajes en el semestre, entenderá que no es algo ciertamente fácil.

W.J. Pero mire,  señor Rajoy, ese viaje no era un viaje cualquiera. Era un viaje con su familia para descansar a Canarias. Era un viaje particular y no era ni de partido ni de ningún acto. Era un viaje especial. Yo lo único que le pregunto, teniendo en cuenta que ha dicho a la sala que lo pagó el PP “hasta donde usted sabe”, es si usted lo ha comprobado efectivamente porque “hasta donde usted sabe” es que usted sabe algo. ¿Cómo ha obtenido ese conocimiento?

Pres. Señor letrado, esos matices, si ya están respondidos hasta donde ha llegado el testigo. Así que vamos a otra pregunta.

W.J. Creo que sobre esto no se ha preguntado. ¿Cuándo conoció usted que el señor Bárcenas tenía cuentas en Suiza?

R. Cuando lo vi, como todo el mundo, por los medios de comunicación.

W.J. Unos meses antes de ese conocimiento que tuvimos todos, usted envió un SMS que recuerda usted perfectamente donde le decía al señor Bárcenas: “Luis, nada es fácil, pero hacemos lo que podemos. Ánimo”. Era abril de 2012. ¿Nos puede explicar qué estaban haciendo?, ¿qué es lo que estaban ustedes haciendo?

R. Yo he respondido a los mensajes del señor Bárcenas, estábamos en otro contexto temporal diferente al de ahora, porque tengo la costumbre de responder los mensajes que me manda la gente. Y lo hago porque tienen mi teléfono. Bueno, era un respuesta a ese mensaje y a otro, en el que expresaba sus dificultades y que estaba en una situación compleja. Le he contestado y eso es todo. Podría haber utilizado esa frase u otra frase cualquiera. No tiene significado ninguno.

W.J. Es decir, ¿”hacemos lo que podemos” significa que no estaban haciendo nada?

R. “Hacemos lo que podemos” significa lo que exactamente significa “hacemos lo que podemos”.

W.J. Hasta ahí llego, de verdad.

R. Es opinable. “Hacemos lo que podemos” significa que no hicimos nada que pudiera perjudicar a ningún proceso.

Pres. Vamos a la siguiente pregunta, venga.

W.J. Mire, 48 horas después de conocerse por los medios de comunicación las cuentas de Suiza, usted manda otro mensaje al señor Bárcenas y le indica “Luis, lo entiendo. Sé fuerte. Mañana te llamaré”. ¿Qué es lo que entendía?

R. No lo llamé.

W.J. No, no, “Luis, lo entiendo”, ¿qué entendía usted? Se supone que le estaba diciendo algo.

R. Ya lo he dicho en numerosas ocasiones.

W.J. En esta sala no.

R. Oiga, no se acierta siempre en la vida. Uno manda muchos mensajes, pero como le he señalado, no hice absolutamente nada. Hasta el punto de que no lo llamé.

W.J. ¿No le llamo ni directa ni indirectamente, ni a través de otra persona? ¿Jamás ha hablado con él a través de otra persona?

R: No. Jamás.

W.J En relación con el congreso de 2008...

[Interrupción de Miguel Durán, abogado de Pablo Crespo]: Con la venia, señoría. Para formular protesta. Yo simplemente decía que es que ha dicho en relación al Congreso de Valencia de 2008. La línea fina a la que ha aludido el presidente en algunas ocasiones sobre las piezas separadas aquí es tan de trazo grueso que hasta este ciego lo ve. Simplemente eso.

Pres. Repito, vamos a ver qué pregunta hace y vamos a ver si tiene usted razón, señor letrado continúe.

W.J. La pregunta que le quería hacer es que él ha dicho que no conocía quién había organizado el Congreso de Valencia. Pero que efectivamente en 2004 usted dio la orden de que no se contratara con ninguna empresa relacionada con el señor Correa. ¿Usted sabía en aquel momento, 2004 o 2008, que Orange Market pertenecía al señor Correa?

R. No. Los nombres de las empresas los fui conociendo después.

W.J. ¿Cuándo se enteró de que el Congreso de Valencia...?

Pres: La pregunta no procede porque nos volvemos a salir otra vez. Las acusaciones, empezando por la fiscal, si quieren hacer una pregunta también.

Preguntas de la fiscal, Concepción Sabadell.

C.S. Con la venia de la sala. Voy a pedir una serie de aclaraciones sobre las cuestiones que se le han planteado. Usted ha manifestado que no llevaba ningún tema económico en relación con las campañas electorales, respecto a las que coordinó, si no le he entendido mal, hasta el año 2000, que eran los servicios económicos. ¿Quiénes constituían esos servicios económicos?

R. Los servicios económicos los constituía el tesorero y todos sus colaboradores, fundamentalmente el gerente, y luego había mucha gente que yo francamente no los conocía. La referencia eran el tesorero y el gerente. El tesorero era el primero de los servicios económicos y el gerente el segundo.

C.S. ¿El Señor Lapuerta y el señor Bárcenas?

R. Sí.

C.S. En relación con las explicaciones que posteriormente se daban al comité ejecutivo sobre la presupuestación, ¿también eran estas personas quienes daban estas explicaciones?

R. No, era solo tesorero, pero con absoluta franqueza tengo que decirle que llevo muchos años en el comité ejecutivo del PP, allí venían los presupuestos, se presentaban, no había debate sobre el mismo. Venían las cuentas, se presentaban, no había debate sobre el mismo. Se remitían al Tribunal de Cuentas que era lo que nos importaba a los responsables políticos del partido. Jamás recuerdo haber asistido a un debate ni sobre presupuestos ni sobre cuentas finales en los 30 años que estuve en el comité ejecutivo nacional del partido.

C.S. También se le ha preguntado si recibió alguna queja en relación con el señor Bárcenas y con el señor Lapuerta. Usted, si no recuerdo mal, ha manifestado, “mientras fue tesorero el señor Bárcenas no he recibido ninguna queja”. ¿Las recibió en otro momento, cuando dejó de ser tesorero o cuando era gerente del partido?

R. Bueno, hasta que el señor Bárcenas se fue del partido no recibió ninguna queja. Es evidente que después había gente que no estaba de acuerdo con alguna de las cosas que había hecho el señor Bárcenas. Pero mientras estuvo en el partido no recibí ninguna queja del señor Lapuerta, que no lo hice nunca, ni del señor Bárcenas.

C.S. ¿En qué consistieron estas quejas que recibió posteriormente y de quién?

R. Francamente, eso ya es muy difícil de acordarse. Son esas cosas que se hablan: “Mira lo que ha hecho este hombre, lo que está diciendo”, sus salidas a los medios, … Pero no puedo precisar porque es ciertamente difícil y complejo.

C.S.. ¿Era en relación con este procedimiento, si recuerda o tampoco lo recuerda?

R. No, era en relación con sus comportamientos generales, las cosas que decían los medios de comunicación. En aquella época no estaba dedicado a esos asuntos, era, como sigo siendo, presidente del Gobierno de España.

C.S. En relación con su cargo en el PP… Ha dicho usted que tampoco se encargaba de los cobros y gastos, no voy a insistir puesto que se le ha interrogado reiteradamente. Usted no decidía, pero ¿quién decidía qué gastos de representación se podían abonar, si existía algún complemento a algún cargo público, si se concedían préstamos a determinados cargos, si había pagas extraordinarias para los distintos cargos o empleados en este caso del Partido Popular...?

R. Los servicios económicos del partido.

C.S. ¿Sabe usted si era el tesorero o el gerente o cómo se acordaba esta serie de gastos?

R: Eso no lo puedo saber.

C.S. También en relación con los pagos, con los cobros, usted ha dicho que estuvo en el Gobierno desde 1996 hasta 2003. Durante ese tiempo, también ha manifestado que ocupó el cargo de vicesecretario general, si bien en la práctica no ejercía funciones. ¿Usted cobró del PP en esta época?

R. Jamás, sería ilegal.

C.S. Se le ha interrogado sobre varias reuniones, sobre las de 2004, dos en 2004, no le voy a insistir sobre las mismas. Únicamente en relación con la de 2004, los proveedores y Francisco Correa, cuando da la instrucción que se deje de contratar con ellos. Ha señalado que no podía comprobar si se cumplía su instrucción de contratar con Francisco Correa, ¿autorizó personalmente que se pudiera contratar con las empresas del señor Correa a partir de esta fecha a alguna persona?

R. Nunca, nunca.

C.S. Le voy a preguntar sobre una reunión en el año 2010, que también se le ha preguntado sobre la misma. Se celebró en su despacho, con Javier Arenas, el señor Bárcenas y la señora Iglesias. ¿Cuál fue el motivo de la presencia de la señora Iglesias en esa reunión?

R. Que lo pidió el señor Bárcenas.

C.S. ¿Tenía alguna relación con el partido, alguna relación con...?

R. Había trabajado hace ya muchos años como secretaria, pero yo creo que esa no fue la razón. La razón del señor Bárcenas, que había dejado la tesorería, como he señalado antes, la militancia, el partido y el Senado… pues en cierta manera era una reunión que pidió con el presidente y donde fundamentalmente se trataron las circunstancias por las que estaban pasando.

C.S. ¿La señora Iglesias intervino de forma activa en esta reunión?

R. Que yo recuerde, no.

C.S. Le voy a preguntar por este escrito presentado por el PP en la causa. Es del 20 de mayo de 2016. Se dice que en relación a la petición del señor Lapuerta, que se ha formulado acusación por supuesta apropiación indebida de fondos del PP, y con independencia de ello el partido no ha reclamado ni reclama patrimonialmente a don Álvaro Lapuerta Quintero, no constándole ningún perjuicio producido al PP por razón de actos apropiativos, de distracción o de falta de diligencia en el ejercicio de sus funciones de tesorero nacional. Por situarlo, se refiere a la compra y venta de acciones de Libertad Digital. ¿Conocía usted este escrito?

R. Lo conocí hace pocos días. Pregunté quién lo había hecho y eran los servicios jurídicos del PP.

C.S. ¿Conoce usted el motivo por el que no se reclama nada por el PP en relación con la compraventa de estas acciones?

R. El motivo no puedo pensar que sea otro diferente de que no se produjo ningún perjuicio económico para el PP.

C.S. No hay más preguntas, señoría, muchas gracias.

Abogacía del Estado: La abogacía del Estado está personada únicamente para la precaución de delitos fiscales y el testigo está llamado para cuestiones que no tienen relevancia…

Pres: ¿Alguna otra de las acusaciones quiere preguntar?

DEFENSAS:

Letrado Javier Vasallo, defensa de Álvaro Pérez Alonso.

J.V. Buenos días, señor Rajoy. En relación a esa carta que han exhibido que supuestamente iba firmada por Pérez Alonso, ¿recibió usted alguna carta firmada por el señor Pérez Alonso reclamando cualquier deuda con el PP de Galicia?

R. No. La carta que hemos visto aquí, yo no la he recibido.

J.V. ¿Mantuvo alguna conversación o reunión con el señor Alonso en la que le hiciera constar que existía deuda con en el PP de Galicia, pidiendo su mediación?

R. Lo desconozco absolutamente.

J.V. ¿Realizó algún tipo de gestión con el PP de Galicia a petición de...?

R. Ninguna.

J.V. No hay más preguntas.

Letrado Ángel Galindo en nombre de don José Luis Peñas Domingo.

A.G. Buenos días, señor Rajoy. Le voy a hacer unas preguntas en relación con sus ámbitos competenciales en el partido. Y luego entraremos a una segunda parte…

Pres. Señor letrado, no le voy a permitir ninguna pregunta que esté hecha. Y se lo digo porque ya le he visto que está anunciando un bloque de preguntas relacionada con sus competencias del partido. Así que vamos al grano.

A.G. Señor Rajoy, ¿sabe usted que el señor Peñas cuando presentó la denuncia en el año 2007 era afiliado al PP de Usera?

R. No.

A.G. ¿Sabe usted como presidente del PP que el señor Peñas estuvo militando en su partido hasta 2010, cuando se le dio de baja?

R. Pues tampoco lo sé, es que no me conozco a los concejales de los distintos pueblos de España. He oído hablar del señor Peñas lo que he leído en los periódicos, pero nada más.

A.G. En Majadahonda y Pozuelo, sus alcaldes (Jesús Sepúlveda y Guillermo Ortega) eran los responsables de actos del PP para toda España. ¿Usted conocía a los señores Sepúlveda y Ortega?

R. ¿Eso en qué año era?

A.G. A partir del año 2002, 2000, 2001, 2002. Estamos en el periodo 99-2005. Para que usted se ubique.

R. El que no estaba era yo. Yo estaba en el Gobierno, con la excepción del mes y medio primero del año 2000. Yo sé que el señor Sepúlveda… yo me fui del partido en el 1996 y volví en el año 2003. En 2003, el señor Sepúlveda ya era alcalde de Pozuelo, con lo cual no tuve casi ninguna relación. ¿De qué se ocupaba el señor Sepúlveda en la campañas que antes señalé que dirigí en el año 94 y 95? No lo tengo muy claro pero sí creo recordar que era de los temas de publicidad. De los temas de vallas, banderolas, que los actos estuvieran bien organizados. Fundamentalmente tengo la sensación de que se ocupaba de eso. Y del señor Ortega pues francamente no sabía ni que estaba allí.

A.G. ¿Sabe usted, como presidente del partido, si el PP de Majadahonda tiene el mismo CIF de Génova o es un CIF diferente?

R. Lo desconozco absolutamente.

A.G. ¿Sabía usted cómo se facturaban los actos del PP nacional de Madrid y de Majadahonda y de Pozuelo en este caso?

R. No, porque yo no me ocupaba para nada de los asuntos económicos. Sería algo disparatado que yo estuviera ocupándome de los asuntos de 8.000 ayuntamientos de España, es lisa y llanamente imposible.

A.G. ¿Conoció usted si grandes empresas constructoras y de servicios que aparecen en los famosos papeles de Bárcenas financiaban actos del PP, en concreto de Majadahonda?

R: No, jamás tuve conocimiento de eso.

A.G. Por sus extensos conocimientos en derecho ha confirmado usted que le manifestaron que la trama Correa, conocida como la trama Gürtel, iba usando el nombre del partido por distintos Ayuntamientos y le pregunto, a la vista de sus conocimientos, usar el nombre de un partido para conseguir contratos públicos…. ¿No le pareció a usted que tiene conocimiento de esa información un hecho ilegal?

Pres. Espere porque todavía me parece impertinente su pregunta. Me parece que por el camino que va no va a ser, pero termine de formularla.

A.G. Mire, en algún momento, cuando usted conoció estos hechos ….que la trama estaba ..iba por los ayuntamientos usando el nombre del partido, ¿pensó en denunciar estos hechos?, ¿encargó algún informe jurídico al partido?, ¿profundizó en los hechos para tomar alguna decisión más contundente que, lo que usted nos ha contado, de “les eché de Génova”?

R. Como he explicado antes con meridiana claridad, el tesorero no me habló de ninguna trama, sino de que había unos proveedores del PP que estaban usando el nombre del PP. Y yo le pregunté  “¿pero es algo legal o ilegal?, ¿tienes alguna suerte de pruebas?”, y el me dijo que no pero no le gustaba. Y a partir de ahí tomamos la decisión. No me habló ni de  Majadahonda, ni de Pozuelo ni de ningún otro municipio. Municipios de Madrid. Así fue la reunión como he señalado antes a las preguntas del letrado de la acusación.

A.G. Mire, el 14 de julio de 2013, el diario El Mundo publicó sus SMS entre usted, el señor Bárcenas y la señora Iglesias, que ustedes se intercambiaron entre los años 2012, 2013. Algunos ya se han referido “Luis sé fuerte, hacemos lo que podemos” y “hay que resistir y que te ayuden”. ¿Usted le prestó algún tipo de ayuda al señor Bárcenas en el ámbito judicial ante el estamento fiscal o policial en relación con este procedimiento del caso Gürtel?

Pres. No, no.

R. Ninguna, ninguna.

Pres. La pregunta no es pertinente porque lleva una carga incriminatoria importante y porque ya ha respondido lo que ha dicho. Que no se conectó, que se desconectó con él. Así que vamos a otra pregunta.

A.G. Señor presidente, es una noticia que está publicada, que no está desmentida, que a la defensa le afecta directamente dada la importancia y relevancia del testigo cuando en el año 2012 cuando se publica esta…

Pres. Le estoy diciendo que no es pertinente asique vamos a otra pregunta, por favor.

A.G. Mire, señor Rajoy por si no lo recuerda en esa misma informacion aparece también un SMS que no ha sido citado por ningún letrado. En esa información del año 2013, se afirma que usted encargó al señor Alfredo Prada a hacer gestiones a favor del señor Bárcenas ante la Fiscalía Anticorrupción para cambiar al fiscal jefe anticorrupción y apartar a las fiscales del caso. ¿Esto es cierto?

R. Absolutamente falso.

Pres. Vamos a ver, estamos en la línea de lo que le he dicho hace un minuto que no era pertinente.

A.G. ¿Hizo usted alguna solicitud de rectificación a El Mundo sobre esta cuestión?

Pres. Repito, señor letrado las noticias de prensa que se ventilen en la prensa. Aquí estamos en un proceso penal y no es pertinente asi que vamos a otra línea.

A.G. Señor presidente, con mi protesta, esto afecta al derecho de defensa...

Pres. Sí, sí…

A.G. Que sepa este señor en el caso de que esto se confirmara ...nadie ha hecho ninguna gestión por mi representado en este sentido…

Pres. Vamos a otra pregunta, a otra línea de preguntas, ¿ha terminado ya?

A.G. He terminado

Pres. Vamos a la segunda fila a los abogados que quieren preguntar.

Letrado Joaquín Ruiz de Infantes, a nombre de Luis Bárcenas:

J.R. En coherencia con la protesta reiterada que venimos efectuando, a los efectos de no mezclar los procedimientos y no plantear un debate duplicado de los mismos hechos... Las preguntas relacionadas con el procedimiento de Papeles nos las reservamos para el procedimiento correspondiente….con lo cual vamos a efectuar ninguna pregunta

Letrado habla en nombre de Roberto Fernández Rodríguez

P Señor Rajoy, ¿conocía o conoce a Roberto Fernández Rodríguez?

R. Pues, francamente, no.

P. Era el segundo del ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón en esta fecha que estamos.

R. No es que no lo conociera, es que no he oído hablar de él en mi vida.

P. ¿Ha recibido alguna queja de este señor en el PP cuando usted era presidente?

Pres. Vamos a ver, no es necesario que haga la pregunta porque la respuesta va de lo anterior. A la siguiente pregunta, venga.

P. ¿Usted conoce, como presidente del partido, que haya habido financiación irregular durante esa época en el ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón?

R. En absoluto.

P. Ninguna pregunta más.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha