Andalucía pide al Gobierno adelantar el desconfinamiento en Huelva y Almería y que reabran sus negocios el 4 de mayo

Juan Manuel Moreno, presidente andaluz.

Tras analizar el plan de desconfinamiento por fases del Gobierno de España, la Junta de Andalucía ha propuesto que las provincias de Almería y Huelva, donde menor incidencia tiene la epidemia de coronavirus, se salten la fase 0 de desescalada y se incorporen directamente a la fase 1, igual que lo harán las islas de Hierro, La Gomera y La Graciosa (Canarias) y Formentera (Baleares).

El inicio de la fase 1 está prevista, de forma general, para el próximo 11 de mayo, y supone la reapertura de locales con horarios especiales para los mayores, que son la población más vulnerable al virus. Se abrirán los comercios minoristas, no las grandes superficies, se permitirán las terrazas, con un aforo limitado al 30%, se reabrirán los hoteles y alojamientos turísticos (excepto las zonas comunes), también los lugares de culto a un tercio de su capacidad, y los centros de alto rendimiento deportivo. Además, se podrán visitar las casas de familiares y amigos en condiciones de seguridad y manteniendo la distancia social de dos metros (aún no se ha concretado cuántas personas pueden reencontrarse en un mismo espacio cerrado).

La Junta ha pedido que sus dos provincias con menos afectados adelanten esa fase al próximo lunes, 4 de junio, igual que harán las islas ya mencionadas. Almería y Huelva, provincias costeras donde el turismo juega un papel fundamental en sus economías, han mantenido durante toda la crisis sanitaria una incidencia acumulada inferior a la media andaluza tanto en número de contagios como de fallecidos. El Ministerio de Sanidad establece, a modo orientativo, que los infectados por cada 100.000 habitantes estén por debajo de 20. En los últimos 14 días, la provincia onubense sólo ha registrado 44 nuevos contagios y la tasa de incidencia acumulada por cada 100.000 habitantes es de 8,61. En Almería se han contabilizado 87 contagios en los últimos 14 días, y la tasa de incidencia acumulada por cada 100.000 habitantes de 12,14.

El plan nacional de desescalada se hará por provincias, aunque el Gobierno central no se cierra a autorizar la reapertura por comarcas si las comunidades lo piden. La Junta de Andalucía está elaborando una lista de comarcas con nula o mínima incidencia del COVID-19, para solicitar también al Ministerio de Sanidad que se adelanten en la fase de desescalada. El portavoz de la Junta, Elías Bendodo, ha puesto como ejemplo el Valle de la Axarquía y el Valle del Genal, dos comarcas de Málaga formadas por municipios con "muy baja incidencia del virus".

En la comunidad hay 271 municipios pequeños -con una población total de más de 311.000 habitantes- donde no se ha detectado ni un solo contagio del virus desde el inicio del estado de alarma. El presidente de la Junta, Juan Manuel Moreno, ya avanzó que sería "positivo" que esos municipios pudieran empezar a abrir sus negocios y relacionarse antes que el resto. "Trabajamos en los municipios no COVID y en las comarcas no COVID", subraya Bendodo.

Andalucía está entre las comunidades que cumplen con los marcadores generales del Ministerio de Sanidad para iniciar antes la desescalada. Concentra el 5% de los contagios del país y un 4,5% de los fallecidos. Se han registrado 20,3 casos por cada 100.000 habitantes, cuatro veces menos que en España -81,28 casos por cada 100.000- y 14 fallecidos por cada 100.000 habitantes (en España son 50 víctimas mortales por cada 100.000 personas). El número reproductivo básico, que indica cuántas personas se contagian por cada positivo de COVID-19, es inferior a 1. Es decir, un andaluz que porte el virus infectaría a menos de una persona.

La Junta ha criticado el plan de desconfinamiento por fases del Gobierno por generar "incertidumbre y confusión", que "es lo peor que le puede pasar a la economía", ha subrayado Bendodo. El portavoz ha puesto como ejemplo de un "sinsentido" que se autorice la reapertura de los hoteles en una fase muy anterior al momento de permitir la movilidad entre provincias. "¿Quién va a ir a un hotel de la provincia en la que vive", ha ironizado.

Respecto a la diferencia entre el plan del Gobierno y la propuesta andaluza, Bendodo ha insistido en que "la nuestra es mucho más clara y entendible, tiene fechas claras para la apertura de establecimientos, como han hecho Suecia, Francia y Alemania". "España es el único país que ha planteado un plan abierto y por fases", añade. La Junta había planteado poder volver a misa en las iglesias este domingo 3 de mayo; la reapertura de los comercios, peluquerías y centros de estética el 11 de mayo; los funerales sin velatorio el 18 de mayo; los bares y restaurantes el 25 de mayo y los hoteles en la primera quincena de junio.

Etiquetas
Publicado el
29 de abril de 2020 - 14:14 h

Descubre nuestras apps

stats