Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
Lo que Feijóo entiende por calidad democrática, por Esther Palomera
El gol de un negro: de la final de la Eurocopa a la realidad del racismo en el deporte
OPINIÓN | 'La cacería', por Marco Schwartz

Muere un inmigrante que llevaba 15 años viviendo en una chabola en Huelva

El inmigrante fallecido junto a una compañera del asentamiento.

Fermín Cabanillas

Más información: ww.aionsur.com —

0

Un inmigrante de origen ghanés que hacía más de 15 años que vivía en una chabola, Ata, fue hallado muerto este martes en la chabola en la que residía en un asentamiento en la localidad onubense de Lucena del Puerto. Ejercía como temporero en las diferentes campañas agrícolas.

Allí vivía ante la falta de viviendas y recursos habitacionales para este tipo de mano de obra que acoge la provincia de Huelva.

Según ha informado el digital La Mar de Onuba, llevaba más de 15 años residiendo en España, donde ya tenía regularizada su situación, sin haber conseguido nunca un trabajo estable o el acceso a un alquiler.

Sin más ayuda que la médica

Tenía 45 años, los últimos muy afectado en su salud. Había sufrido varios ictus y había desarrollado diabetes. No recibía ningún tipo de ayuda más allá de la atención médica, por lo que, mientras pudo, nunca dejó de trabajar.

Pasadas las cinco de la tarde de este martes, una llamada al 112 de otras personas residentes en el mismo asentamiento avisaba de que no habían visto a Ata durante varios días.

Su chabola permanecía cerrada desde la última vez que fue visto, apreciándose que desprendía un fuerte olor. Tras el aviso al 112 se movilizaron efectivos de la Guardia Civil y emergencias sanitarias hasta este asentamiento.

Fallecido

Según ha confirmado el propio servicio de prensa de Emergencias 112, la Guardia Civil procedió a la apertura de puerta y confirmó el fallecimiento. El cadáver se encontraba en avanzado estado de descomposición.

Ata deja familiares y amistades en Ghana, también en la localidad onubense de la que era vecino desde hacía años.

Etiquetas
stats