Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
El reconocimiento de Palestina mete presión a la UE y solivianta a Israel
El PP centra las acusaciones sobre Begoña Gómez en Sánchez y su comparecencia
Opinión - No basta con decir que la extrema derecha da miedo. Por Neus Tomàs

Salud dio a Asisa los dos únicos convenios con la universidad pública andaluza poco antes del fichaje de su viceconsejero

El ex viceconsejero de Salud de la Junta de Andalucía, Miguel Ángel Guzmán, junto al consejero delegado del Grupo HLA, Valeriano Torres, y otros directivos en la acreditación como hospital universitario de uno de sus centros privados en Granada, el junio de 2023

Néstor Cenizo / Daniel Cela

Málaga / Sevilla —

1

La Consejería de Salud del Gobierno andaluz concedió la acreditación como hospital universitario a dos clínicas privadas del Grupo Asisa -las únicas que ostentan este sello de calidad de la Junta- entre junio y diciembre de 2023, los últimos meses como viceconsejero de Miguel Ángel Guzmán, que cesó en el cargo el 27 de diciembre y fichó por Asisa tres meses después.

El Hospital HLA Inmaculada, en Granada, obtuvo la acreditación el pasado junio, y el Hospital El Ángel, en Málaga, logró el sello de la Consejería de Salud el 13 de diciembre, 14 días antes del cese de Guzmán. Ambos pertenecen al grupo hospitalario HLA, en el que la compañía aseguradora Asisa tiene agrupados todos sus centros clínicos. En Andalucía, once de esos hospitales privados recibieron 44 millones de euros en contratos sin concurso público firmados por Guzmán cuando era gerente del Servicio Andaluz de Salud (SAS).

La oposición de izquierdas ha denunciado este caso ante la Oficina andaluza contra el Fraude y la Corrupción, por un supuesto delito de “corrupción” por vulneración de la Ley de Incompatibilidad de altos cargos. La Consejería de Justicia ha abierto una investigación interna para esclarecer los hechos, y ha requerido tanto a Guzmán como al departamento de Salud “todos los contratos” firmados por él mientras ocupó puestos de responsabilidad en la Administración pública.

Dos únicos hospitales universitarios privados en Andalucía

Para Asisa, se trata de su segundo y tercer hospital universitario en España, después del que tienen desde hace ocho años en Madrid. La acreditación del HLA Inmaculada fue hecha pública el 15 de junio por el propio centro médico, Guzmán acudió a la presentación y se fotografió con los directivos de la compañía para la que ahora trabaja [su incorporación está prevista para el próximo lunes]. Esta acreditación está concertada con la Universidad de Granada. “Nuestra exigencia y vigilancia en todos los aspectos para mantener la acreditación debe ser y será al mismo nivel que el resto”, pidió Guzmán, según la nota de prensa difundida por el propio grupo.

La acreditación del HLA El Ángel llegó apenas seis meses más tarde. El concierto aquí es con la Universidad de Málaga. Se informó de ella el 13 de diciembre, aunque el acto de presentación fue el 2 de febrero, tal y como recogieron los medios locales, cuando Guzmán ya había cesado como viceconsejero de Salud.

Valeriano Torres, consejero delegado del Grupo HLA, y Guzmán, por entonces viceconsejero, coincidieron en marzo de 2023 en el III Foro Económico Español de Andalucía, en el que el entonces viceconsejero calificó la privatización de la Sanidad andaluza de “bulo”. En la Junta “nadie ha hablado de privatizar nada, al contrario: estamos recuperando recursos para lo público antes pensados como privados”, dijo, según recoge la crónica de El Español.

Miguel Ángel Guzmán cesó como viceconsejero de Salud el 27 de diciembre de 2023, menos de un mes después de conocerse el convenio del hospital El Ángel con la universidad pública. El pasado 1 de abril se supo que había fichado por el Grupo Asisa. La Junta de Andalucía ha abierto una investigación para aclarar si esta contratación vulnera la Ley de Incompatibilidades.

Asisa destaca el mérito de sus hospitales

Sobre la acreditación que Salud concedió a dos hospitales de Asisa, adelantada por elCorreoweb, y que allana el concierto posterior con las universidades públicas andaluzas, la compañía precisa que este paso no es en sí mismo un concierto, sino “una calificación” previa. “Para que sea hospital universitario tiene que cumplir requisitos, que evalúa una comisión mixta con universidades y la Junta de Andalucía. Son unos méritos estupendos de nuestros hospitales, con unos criterios exigentes. Estamos muy orgullosos de que así sea. Hay muchos hospitales universitarios privados en otros lugares”, defiende la aseguradora.

El sello de hospital privado universitario, tras la calificación de la Consejería de Salud, confiere prestigio a la institución, pero también abre las puertas a una colaboración conjunta: en la contratación de sus médicos como profesores asociados, en la formación de profesionales, estudiantes en prácticas, etc. “Esto facilita en la graduación de los estudiantes, que se puedan formar en los centros hospitalarios. Tener la calificación es una forma de que la formación esté reglada por las universidades”, subraya la empresa.

Fuentes de la compañía aseguran que las informaciones reveladas estos días por elDiario.es (que incluyen la adjudicación a dedo al Grupo Asisa de contratos por valor de 43,6 millones de euros mientras Guzmán era gerente del SAS) no alteran su hoja de ruta, en la que se prevé su incorporación el próximo lunes. También esperan a que la Consejería de Justicia se pronuncie sobre una posible incompatibilidad. “Tenemos por parte del señor Guzmán la impresión de que va a ser positivo y favorable, y es lo que esperamos. Valoramos su experiencia. Creemos que se va a incorporar y que va a ser buenísimo para él y para nosotros”, apuntan.

Las adjudicaciones a dedo a Asisa se hicieron a través del grupo hospitalario HLA, en el que la compañía aseguradora agrupó todos sus centros clínicos en 2016. Tanto Guzmán como la propia Junta se aferran a esta distinción para defender que su fichaje no vulnera la Ley de Incompatibilidades de altos cargos.

“Da prestigio”

Los requisitos de concertación y acreditación universitaria de un centro médico están establecidos en una orden de 1987, y se comprueban en Andalucía por la Secretaría General de Salud Pública e I+D+I, cuyo titular era entonces (y sigue siendo) Isaac Túnez. Fuentes de la Consejería explican que tanto El Ángel como el hospital Inmaculada cumplieron los requisitos aportando un informe conjunto con la universidad y una declaración responsable, así como avales de las delegaciones territoriales de Salud y Consumo, de los rectores y de la gerencia de la institución sanitaria. La Consejería no facilita estos documentos, esgrimiendo que no son públicos.

Desde el 87, la Consejería de Salud ha acreditado a muchos hospitales públicos como universitarios, pero ninguno privado. En marzo de 2022, siendo aún Guzmán gerente del SAS, la consejería aprueba una resolución para complementar aquella orden, fijando el procedimiento para comprobar que los hospitales reúnen los requisitos para ser acreditado como centros universitarios. La resolución está firmada por el secretario general de Salud, que era y sigue siendo Isaac Túnez.

El objeto de la resolución, a la que ha tenido acceso este periódico, era “definir los criterios” que sigue la Secretaría General de Investigación, Desarrollo e Innovación en Salud en la comprobación de los requisitos para que un hospital pueda ser concertado con la Universidad como hospital “universitario”.

Estos requisitos siguen siendo los establecidos en la Orden Ministerial de 1987, pero ahora se contrastan con la remisión por parte de la Delegación Provincial de Salud y Familias de un informe conjunto hospital-universidad, “información complementaria sobre actividades y recursos docentes”, los avales citados y el acta de una reunión de la comisión paritaria provincial, que debe incluir el acuerdo de solicitud de trámite de informe conjunto.

Tras recibir esta información, el Servicio de Desarrollo Profesional y Formación debe revisarlos y emitir un informe. Además, si se trata de hospitales privados, se requiere informe de conformidad de la entidad acreditada. Tras todo esto, la Secretaría comprueba que se cumplen los criterios y notifica la evaluación a la Presidencia de la Comisión Mixta.

Fuentes sanitarias explican que el beneficio de ser declarado hospital universitario es, sobre todo, de “imagen pública”. “Da prestigio, implica la garantía de ser atendido en un centro con asistencia, investigación y docencia, con una actualización constante del conocimiento”, señalan en Salud, y confirma otra fuente del sector.

Adjudicaciones de emergencia por 43,6 millones de euros

Tal y como ha desvelado este medio, el SAS adjudicó contratos de emergencia por valor de 43,6 millones de euros a hospitales y centros del Grupo Asisa mientras Guzmán, que acaba de fichar por la aseguradora, era gerente del SAS, y luego viceconsejero de Salud. Guzmán firmó el expediente de emergencia inicial que permitía adjudicar estos contratos sin publicidad, fiscalización previa o concurrencia competitiva -es decir, a dedo- en enero de 2021, justificándolo en la “sobrecarga en la red propia derivada de la pandemia covid-19”.

El sistema fue ampliado con prórrogas y adendas de gasto en tres ocasiones, hasta llegar a junio de 2023 y los 242,7 millones de gasto total. Los dos primeros acuerdos de prórroga (de diciembre de 2021 y junio de 2022), que ampliaron el gasto de los 70 millones iniciales hasta los 226,7 millones están también firmados por Guzmán. El tercero, de diciembre de 2022, elevó la cantidad a 242,7 millones. No está disponible en el portal de licitaciones de la Junta de Andalucía.

Asisa recibió el 17,9% del montante total de estas adjudicaciones, y fue la primera o segunda entidad con mayor volumen de gasto adjudicado en cinco de las ocho provincias andaluzas. La compañía resalta que su colaboración con esta administración no es extraordinaria por el peso que tienen en la sanidad privada, pues cuenta con el 10% de las camas privadas hospitalarias en Andalucía.

La incorporación de Guzmán al cuadro directivo de Grupo Asisa en Andalucía ha provocado un notable revuelo político, pillando al Gobierno andaluz con el pie cambiado. En el Ejecutivo insisten en que no sabían nada de sus intenciones, y confirman que la Consejería de Justicia ha abierto un expediente para aclarar la posible incompatibilidad. La oposición, por su parte, ha pedido explicaciones y ha anunciado que llevará el caso a la Oficina Antifraude. 

Tras el revuelo mediático del caso Guzmán, Asisa subraya que siempre han tenido concesiones de las administraciones andaluzas de uno u otro signo político. “Grupo HLA tiene más del 10% de las camas privadas en Andalucía. Es lógico que cuando necesitan el apoyo de la sanidad privada se apoye en Asisa”, señalan.

__________________________________________

Ayúdanos a hacer periodismo independiente

Corren tiempos difíciles para el periodismo independiente y riguroso. Por eso, queremos pedirte que, si puedes, nos ayudes y nos apoyes. Colabora con la independencia de elDiario.es y elDiario.es en Andalucía. Contigo, es posible.

Hazte socia o socio de elDiario.es y apoya a nuestra redacción en Andalucía

Etiquetas
stats