Más de 50 oportunidades para celebrar el 35º aniversario de los cursos de verano de la Universidad de Castilla-La Mancha

Cursos de verano en la UCLM

La Universidad de Castilla-La Mancha celebra este año el 35ª aniversario de sus cursos de verano y extensión universitaria y lo hace con una amplísima oferta, con más de medio centenar de jornadas que no sólo están abiertas para el alumnado, sino para la comunidad general de la región. Eso sí, para las personas relacionadas con la Universidad, ya sean de pregrado, máster o doctorado, los cursos se ofrecen a mitad de precio, por sólo 20 euros; 40 para el resto de la población. Blanca Notario, directora académica del Vicerrectorado de Cultura, Deporte y Responsabilidad Social explica que se trata de una edición “muy importante” a recordar en la historia de la Universidad.

“Somos la única universidad que hay en la región, y debido a la importante dispersión y el gran número de municipios pequeños era fundamental que nos acercásemos a ellos para devolverles todo lo que nos han aportado en 40 años de historia de la universidad”, explica Notario. Gran parte del estudiantado, recalca, viene de hecho de municipios pequeños, por lo que la iniciativa también es una manera de agradecer la confianza depositada en la universidad. Notario resalta, eso sí, que también ha habido un impulso “a nivel internacional” en cuanto a desarrollo y exportación de conocimiento “muy relevante”.

“La universidad no sólo debe estar en las grandes ciudades sino que debe ser equitativa y aportar en las zonas con más limitaciones de acceso, comunicación y con menos densidad de población. Es importante estar ahí”, resalta Notario. Igualmente, resalta que se ha desarrollado una ley de medidas económicas, sociales y tributarias frente a la Despoblación y para el Desarrollo del Medio Rural, cuya directriz también quiere seguir la UCLM. “Creemos que potenciar el desarrollo rural revertirá en toda la ciudadanía”, recalca la directora académica.

Entre otros, este año se celebrarán cursos en las localidades de Tragacete, Valera de Abajo, Almagro, Quintanar del Rey, Campo de Criptana, Villanueva de la Jara o Chinchilla de Montearagón. La temática es variadísima: en Quero (Toledo) se hablará de Cervantes, y en Tragacete (Cuenca) de 'slow food' o de la escuela rural. “A la hora de recibir las solicitudes de los cursos, aquellos que se desarrollaban en municipios pequeños o con temática de impulso rural recibían una puntuación más alta a la hora de ser admitidas para desarrollarse”, afirma Notario.

El enfoque más rural de este año, explica Notario, ha sido algo “espontáneo” que se sigue la línea de la edición de 2021 de los cursos de verano y extensión universitaria. Pero ha surgido de manera natural, no por ningún mandato, ya que lo que se propone viene directamente de las personas encargadas de la dirección de los cursos, “sin línea argumentaria”. “Nos interesa que salga el mayor número de cursos y nos interesa que se acerque cualquier persona con afán de aprender, porque si hay diversidad se puede llegar a un mayor número de asistentes”, recalca la directora.

Desde la UCLM resaltan que en esta edición es cuando se han recibido más solicitudes para llevar a cabo cursos de verano, y también quieren resaltar la ayuda de las Cortes de Castilla-La Mancha y su apoyo para poder llevar a cabo esta gran cantidad de cursos. “Es muy importante que las instituciones públicas se unan”, señala. Por otra parte, Notario también resalta que los cursos de este tipo deben reflejar la gran cantidad de grados y titulaciones que ofrece durante todo el año la UCLM.

El papel de la Universidad

“Está comprobado que allá donde hay una universidad, el impulso económico, social y el desarrollo de los territorios es mayor en general que donde no hay”, resalta Notario. De ahí viene la importante responsabilidad que tiene la institución en Castilla-La Mancha. “No sólo es importante el desarrollo en las capitales, sino en todos lados y por eso queremos acercarnos a las localidades y no sólo con los cursos de este tipo, sino también con otros programas como el Erasmus Rural o también lo que planeamos con la Universidad José Saramago”, afirma la directora académica. “Somos una universidad regional”, zanja“.

De ahí la importancia también de estas iniciativas como los cursos de verano y de extensión universitaria, porque no sólo están abiertos al alumnado, sino a toda la sociedad castellanomanchega. Y no sólo son durante el verano, sino que llegan hasta octubre. “Lo hemos extendido en el tiempo para que sea más sencillo acceder a estas propuestas formativas”, resalta. “Todo esto es parte de nuestra esencia como universidad”, concluye.

Los cursos de verano y extensión universitaria de la UCLM comenzaron ya en abril, con jornadas como 'El Quijote en el aula de Educación Primaria' en Ciudad Real o el IV Congreso Nacional Cervantino: la imagen percibida de Cervantes, en honor a “Alfonso Ruiz Castellanos”, que se celebró en Quero. Toda la oferta a la que se puede asistir entre los meses de junio y octubre se puede consultar en este enlace.

síguenos en Telegram

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats