La portada de mañana
Acceder
Quién es Carlos Lesmes y por qué no ha dimitido del CGPJ, por Ignacio Escolar
La tradición del PP de Madrid de enfrentarse a la dirección nacional
España y Francia vuelven a luchar por Picasso 50 años después

El juez mantiene la imputación de dos cargos públicos en el 'caso Calatrava'

Santiago Calatrava está imputado por el caso del Centro de Convenciones de Castellón

EFE

Castellón —

El titular del Juzgado de Instrucción número 5 de Castellón, que investiga supuestas irregularidades en relación con el Centro de Convenciones de Castellón, mantiene la imputación del exresponsable de la oficina del arquitecto Santiago Calatrava, Fernando Benzo, y del secretario autonómico, Eusebio Monzó.

Tanto Benzo, actual subsecretario del Ministerio de Educación, como el ex secretario autonómico de Hacienda y Presupuestos de la Generalitat habían pedido el sobreseimiento, que el juez ha rechazado, informa el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV).

En la investigación sobre el Centro de Convenciones ya fue citado a declarar como imputado Eusebio Monzó por supuestas irregularidades en contratos relacionados con el proyecto, aunque se pospuso al no haber recibido la notificación de su citación.

La imputación en este caso de Monzó, que fue director general de Proyectos Estratégicos de la Generalitat, llevó al Gobierno valenciano a destituirlo de su cargo el pasado 18 de julio.

Tampoco pudieron realizarse en su día las declaraciones del exresponsable de la oficina del arquitecto Santiago Calatrava Fernando Benzo, ni la del exdirector de la Sociedad Proyectos Temáticos Javier de Diego, debido a que los domicilios a los que se enviaron las citaciones no eran correctos.

La semana pasada el juzgado citó a declarar el próximo 2 de septiembre como imputado al arquitecto valenciano Santiago Calatrava, que diseñó el edificio del Centro de Convenciones, un proyecto que no llegó a materializarse.

El proyecto del Centro de Convenciones fue encargado por la Generalitat a Calatrava en 2008, al que pagó 2,7 millones de euros por la redacción del plan director, el anteproyecto y el proyecto básico, aunque su ejecución fue suspendida temporalmente a finales de 2012 por el Consell debido a la coyuntura económica.

Etiquetas

Descubre nuestras apps