Amancio Ortega amplía su apuesta por el sector energético y compra el 12% de la portuguesa REN

Amancio Ortega, en una imagen de archivo, en su Coruña natal, donde reside

Amancio Ortega amplía su apuesta por el sector energético. El hombre más rico de España ha adquirido una participación del 12% en la portuguesa REN, equivalente a Red Eléctrica de España (REE) y dueña de las redes de alta tensión y de gasoductos del país vecino.

El brazo inversor de Amancio Ortega gana 666 millones en 2020, un 62% menos, por el recorte del dividendo de Inditex

El brazo inversor de Amancio Ortega gana 666 millones en 2020, un 62% menos, por el recorte del dividendo de Inditex

El fundador de Inditex se convierte así en el segundo accionista de esa firma lusa, por detrás de la estatal china State Grid (25%). A los precios actuales, el paquete adquirido por Ortega está valorado en unos 188 millones de euros.

El hólding inversor de Ortega, Pontegadea, ha adquirido la participación que estaba en manos de la compañía Oman Oil, del Sultanato de Omán, también accionista de Enagás en España.

“Como resultado de esa adquisición, Pontegadea Inversiones SL tiene directamente un 12,006% de los derechos de voto de REN”, según ha comunicado la compañía este viernes a la CMVM, equivalente portuguesa de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La operación se ha anunciado un día después de que el hólding de inversiones del multimillonario, Pontegadea, haya adquirido también un 5% de la española REE, convirtiendo a Ortega en su segundo accionista, solo por detrás del Estado (20%), al tomar un paquete valorado en 456 millones.

En solo dos días, Ortega ha comunicado inversiones en el sector energético ibérico valoradas en más de 640 millones.

Ortega amplía así su apuesta por la energía en plena recuperación de la economía con un relevante peso en los operadores ibéricos de las redes de gas y electricidad, en un momento de convulsión en los precios de los mercados energéticos y, singularmente, la electricidad. Los mercados eléctricos de España y Portugal están integrados en el denominado MIBEL.

La propia REE, cuyos ingresos están fuertemente regulados por el Gobierno, es accionista de la portuguesa REN, con un paquete del 5%. Los operadores de los sistemas eléctricos de ambos países tuvieron durante años participaciones cruzadas. Hasta mediados de la pasada década, sus presidentes se sentaron en sus respectivos consejos de administración, aunque REN acabaría vendiendo su paquete.

En diciembre de 2019, su hólding Pontegadea ya desembarcó en Enagás, el gestor de la red gasista española, con la compra de un 5% del capital por 281,63 millones en una ampliación de capital que igualó su participación a la que tiene la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), aunque no ha pedido entrar en el consejo de administración del dueño de la red española de gasoductos.

Ahora se suma el 5% de REE y el 12% de REN. El Estado luso participó en esta empresa hasta 2012. La troika le obligó a desinvertir su participación a cambio del rescate de 2011, junto a otras privatizaciones como las de la eléctrica EDP.

Además de esos paquetes y del 59,294% en Inditex, Pontegadea cuenta con una participación de casi el 10% en Telxius, cuya venta acaba de pactar Telefónica.

El Grupo Pontegadea, que reúne todas las sociedades de cartera propiedad de Amancio Ortega, sus filiales dedicadas al negocio inmobiliario y otras participaciones de carácter financiero, cerró el ejercicio 2020 con un beneficio neto de 666 millones, lo que supone una caída del 62% respecto al ejercicio precedente, la primera en su historia, debido a los menores dividendos de Inditex, que hizo caer la cifra de negocio un 43%, hasta 2.261 millones. El valor de la cartera inmobiliaria del grupo cayó un 7,17% por la pandemia y las divisas, hasta 14.075 millones.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats