El Gobierno permite hacer obras en locales y viviendas que no estén habitadas desde este lunes

Andimac destaca el potencial del sector de la reforma de viviendas para recuperar la economía tras el Covid

El Gobierno ha escuchado el problema de cientos de personas que se han encontrado fuera de sus casas por una reforma o una obra y los trabajos se han tenido que paralizar por el Estado de Alarma para frenar la expansión del coronavirus. El Ministerio de Sanidad ha publicado este domingo en el Boletín Oficial del Estado (BOE) una Orden Ministerial que modifica una anterior por la que se permite “las obras que se realicen en locales, viviendas u otras zonas delimitadas del edificio no habitadas, o a las que no tengan acceso los residentes mientras duren las obras”.

La posibilidad de las obras y reformas dentro de locales y viviendas u otras zonas delimitadas del edificio no habitadas o a las que no tengan acceso los residentes mientras duren las obras deberán cumplir varias condiciones para que se puedan llevar a cabo.

Por un lado, se debe limitar la circulación de trabajadores y materiales por zonas comunes no sectorizadas y se adoptarán todas las medidas oportunas para evitar, durante el desarrollo de la jornada, el contacto con los vecinos del inmueble.

Además, los accesos y salidas de los trabajadores en los que se estén realizando las obras de estos locales, viviendas o zonas se tienen que producir al inicio y a la finalización de la jornada laboral, tratando de evitar que haya el menor contacto posible con los habitantes del resto del inmueble.

Finalmente, y como ocurre en todos los sectores profesionales, los trabajadores deberán adoptar las medidas de prevención e higiene frente al COVID-19 indicadas por las autoridades sanitarias.

En la Orden, el Ministerio de Sanidad especifica que “se permite el acceso a zonas no sectorizadas del edificio, para la realización de las operaciones puntuales de conexión con las redes de servicios del edificio que sean necesarias para acometer las obras”, ya que muchas de estas obras o reformas necesitan del acceso a las tomas de electricidad, zonas donde están las contadores, etc.

La Asociación Nacional de Empresas de Rehabilitación y Reforma (ANERR) había lanzado una llamada de atención al Gobierno ante su falta de inclusión entre las actividades que se permitían realizar durante la desescalada. “Recibimos, desde hace semanas, incontables consultas de nuestros socios y de usuarios que nos llaman desesperados ante la incertidumbre de no saber en qué fecha se reinicia su reforma. La situación de muchos de ellos es complicada al estar pagando alquileres en otra vivienda sin saber cuando piden disponer de la suya”, explicaban desde ANERR.

Este sector se había quedado sujeto a la Orden Ministerial de 12 de abril, por la que se suspendía las actividades relacionadas con obras de intervención en edificios existentes en las que exista riesgo de contagio por COVID-19 para personas no relacionadas con dicha actividad. Según fuentes de ANERR, el sector de obras y reformas mueve un volumen de negocio de más 35.000 millones de euros anuales en España formando en su gran mayoría por autónomos y pymes.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats