DATOS

Cómo se está recuperando el empleo destruido por la pandemia, sector a sector

Un camarero atiende las mesas de una terraza en uno de los restaurantes de la playa de la Malvarrosa de Valéncia.

Mayo ha dado un notable empujón a la recuperación del empleo en esta crisis por la pandemia. El dato total de trabajadores alcanzó el nivel previo a la pandemia, del mes de febrero de 2020, pero con diferencias por sectores. Algo más de la mitad de las actividades económicas superan ya el número de la trabajadores que tenían el mes previo a que estallaran los contagios del virus. El resto no ha alcanzado aún esta barrera, aunque se aproximan a ella tras los buenos datos de mayo. Los sectores que siguen más afectados por esta crisis son los más vinculados al turismo, que aún no ha despegado debido principalmente a las restricciones a la movilidad internacional. En cuanto a las comunidades autónomas ocurre lo mismo, las que más se resienten todavía son las zonas turísticas.

Patronales de empresarios, organizaciones de autónomos y sindicatos mayoritarios han destacado como "muy positivas" las cifras de crecimiento del empleo y de la caída histórica del paro este mayo. No solo por las cifras en sí mismas, muy elevadas. Sino también por el punto de partida y el contexto actual.

¿De dónde venimos? Ha pasado poco más de un año desde la irrupción de la pandemia, la caída del PIB sin precedentes, los encierros domiciliarios, la paralización de toda actividad no esencial y las restricciones que han impedido durante un largo periodo de tiempo el funcionamiento normal de muchos sectores en España, algunos clave como el turismo y la hostelería. La pasada crisis financiera, aunque distinta a esta en sus causas y en sus respuestas, nos mostró un mercado laboral que encadenó varios años de caída del empleo y que tuvo que sumar otros varios más de recuperación económica para alcanzar el nivel de empleo previo a la llamada Gran Recesión.

En esta ocasión, en un año y dos meses, el total de trabajadores (19.267.221) ha logrado volver a situarse este mayo en niveles previos al estallido de la pandemia. Eso sí, con diferencias sectoriales y territoriales que se abordan a continuación.

El siguiente gráfico muestra qué sectores de actividad han logrado recuperar ya el nivel de empleo que tenían antes de que se desataran los contagios de coronavirus, en febrero de 2020, y cuáles continúan con menos trabajadores que entonces. Hay que tomar los datos con cautela, ya que se trata de dos momentos diferentes del año y, dada la estacionalidad del mercado de trabajo, es relevante. El gráfico incluye también el estado del empleo en cada sector en el último mayo 'prepandemia', mayo de 2019, con un total de trabajadores (19,44 millones) todavía por encima de este mayo.



Como se decía, los datos de mayo son relevantes también por el contexto actual. Los sectores que se encuentran aún lejos de su nivel de empleo 'prepandemia' están en su mayoría todavía afectados por restricciones frente al coronavirus, que ha bajado en su incidencia, pero todavía sigue entre nosotros. Por ejemplo, los servicios de alojamiento, las agencias de viajes y el transporte aéreo, entre otros. En la Seguridad Social suelen destacar que los problemas en el empleo fruto de la pandemia han logrado "encapsularse", concentrarse principalmente en aquellos sectores afectados directamente por medidas restrictivas, sin apenas "efecto contagio" o arrastre que multiplicara la crisis laboral a otras actividades, como sí pasó en la pasada crisis de origen financiero.

El secretario de Estado de Empleo, Joaquín Pérez Rey, ponía el énfasis este miércoles justo en esto: en los buenos datos de empleo de mayo pese a que aún perduran las medidas para contener la pandemia. Todavía existen limitaciones en los movimientos que impiden la llegada de turistas internacionales, claves para la economía española, y restricciones en los aforos y horarios de sectores muy potentes en personal como la hostelería y el comercio, por ejemplo. Así, en el Gobierno subrayan que hay margen de mejoría en el empleo para los próximos meses de verano, en los que se espera que se vayan retirando cada vez más medidas.

Las empresas, listas para la reactivación

Otro factor determinante de la creación de empleo en mayo ha sido el levantamiento del estado de alarma y de muchas restricciones ligadas a este. Los datos de afiliación a la Seguridad Social muestran un repunte importante de puestos de trabajo en sectores que han podido funcionar con menos impedimentos, como la hostelería y el comercio, por encima de los niveles habituales en este mes. La educación también ha sido un sector beneficiado en el empleo por la pandemia respecto a años anteriores, dado que se ha necesitado más personal para enseñar en clases con ratios más reducidas.



El de servicios de comidas y bebidas es el sector que sumó más empleo en mayo, con más de 40.000 afiliados, unos 3.000 trabajadores más que la media de creación de empleo en el mismo mes de años anteriores (2016-2019). Los servicios de alojamiento, en cambio, han creado mucho empleo, pero por debajo de lo habitual en este momento del año.

Las patronales CEOE y Cepyme han señalado que la creación de empleo de mayo actúa también de termómetro respecto a cómo están las empresas tras este año de pandemia. "Muestra el optimismo con el que la mayor parte del tejido empresarial afronta la reapertura de la actividad", destacan en la patronal de pequeñas y medianas empresas (Cepyme), que pide no olvidar las dificultades que afrontan muchas compañías, que requieren aún de estímulos para superar el bache ocasionado por la pandemia. En CEOE subrayan la evidente "voluntad" de las empresas de recuperar actividad y empleo, a la luz de los datos de empleo en la hostelería, por ejemplo.

Las provincias turísticas, las más lastradas

Las diferencias en la recuperación del empleo son sectoriales, pero también territoriales. En ocasiones, ambos factores interactúan, como se observa en el siguiente mapa.



Los datos de empleo de mayo muestran diferencias entre comunidades, algunas que ya han recuperado los niveles de empleo que tenían incluso en mayo de 2019. Entre las más afectadas en el empleo sobresalen las islas, Canarias y Baleares, muy dependientes del turismo y, especialmente, del internacional.

Mínimo de personas en ERTE: 542.000

Otro de los medidores de la afectación del mercado laboral por la pandemia es el número de personas que continúan protegidas en ERTE y de autónomos que siguen percibiendo ayudas de 'paro' por cese de actividad. Las primeras han alcanzado un nuevo mínimo este mayo, con 542.142 trabajadores en expedientes de regulación temporal de empleo, y los segundos se situaron en 442.000 personas. Casi un millón de trabajadores.



Los ERTE y las ayudas de los autónomos han contenido la caída de la afiliación, en muchos sectores de manera muy importante. Según el Ministerio de la Seguridad Social, la "inmensa mayoría" de personas que han salido de ambos mecanismos de hibernación del empleo han vuelto a la actividad. Más de 3,4 millones de personas llegaron a estar en ERTE y hubo un pico de 1,5 millones de autónomos, la mitad del colectivo, que percibía prestaciones de 'paro' por la COVID.

Ante la práctica de algunos, como el PP, de considerar a los trabajadores en ERTE y a las personas perceptoras de las ayudas de los autónomos como si fueran parados, hay que recordar que parte del millón de personas está trabajando a día de hoy, ya sea con ERTE de reducción de jornada (168.662) o con ayudas de 'paro' de autónomos compatibles con la actividad (438.000).

El grueso de los ERTE se está concentrando en cada vez menos actividades a medida que se van levantando restricciones contra la pandemia. Estas son las más afectadas a día de hoy por este mecanismo de protección.



Etiquetas
Publicado el
2 de junio de 2021 - 22:40 h

Descubre nuestras apps

stats