Euskadi confirma que está en una "segunda ola" del virus con un récord de positivos y prepara los hospitales para un pico de ingresos "en ocho o diez días"

Murga, Urkullu y Berraondo, en la reunión celebrada este jueves en Vitoria

Desde el 8 de abril, Euskadi no registraba en una sola jornada más de 300 positivos en coronavirus. Concretamente, la consejera de Salud, Nekane Murga, ha informado de 338 nuevas infecciones, más del 6% de total de pruebas realizadas, 5.617. Son alrededor de 2.000 los casos activos en este momento, 10.000 las personas en cuarentena preventiva y seguimiento y tres los hoteles habilitados para aislar a personas. El R0 -casos derivados de un positivo- sigue empeñado en no bajar de 1, la barrera que se considera segura.

La crisis del coronavirus: mapas y gráficos de su expansión en Euskadi

La crisis del coronavirus: mapas y gráficos de su expansión en Euskadi

Con estas cifras -que han motivado una reunión del gabinete de crisis presidida por el lehendakari, Iñigo Urkullu-, Murga espera ya un incremento de la presión asistencial en los hospitales vascos en "ocho o diez días". "Estos datos muestran, sin duda, que nos enfrentamos a una segunda ola epidémica del coronavirus", ha alertado la responsable de Salud, que ha asegurado que los principales puntos de preocupación son Bilbao y Barakaldo en Bizkaia y Vitoria en Álava y ha advertido de que son también las zonas que, junto con Donostia, mayor movilidad generan.

De los 338 casos, 233 se concentran en Bizkaia, 126 en Bilbao y 28 en Barakaldo. Murga ha informado que hay cuatro nuevos casos en el brote del 'batzoki' del PNV en Erandio Goikoa y 18 adicionales entre los clientes de la discoteca Fever de Bilbao, con lo que serían 9 y 36 las cifras actualizadas, sin que haya nuevos datos del otro foco activo, el de la sala de fiestas Back&Stage. En Álava, Vitoria suma 38 de los 44 nuevos enfermos, aunque Osakidetza ha lanzado un alerta de salud pública para que los clientes de un bar de Salvatierra-Agurain, el Kokola, se realizan pruebas de diagnóstico. Se ha citado para una PCR a los usuarios entre los días 29 de julio y 2 de agosto y habrán de acudir a Txagorritxu y a los centros de salud de Lakuabizkarra y Zabalgana de la capital o al del propio municipio. En el caso de Gipuzkoa, la situación parece más controlada, aunque se siguen conociendo casos, 57 en total, y se ha detectado un posible nuevo foco Ramuntxo Berri. Tendrán que pasar la PCR los clientes que estuvieron allí desde el 26 de julio hasta el 3 agosto. También cuatro personas de fuera se han infectado en Euskadi.

Las cifras de la pandemia hablan por sí solas. 338 casos son niveles propios del confinamiento. Murga, que ya habla a las claras de segunda ola de la COVID-19, admite su preocupación y pide "responsabilidad" a la ciudadanía, que limite al máximo su actividad de ocio. Sin embargo, apunta como "diferencias" respecto a la primera oleada que las políticas de rastreos son "eficaces" porque el 50% de los casos nuevos son ya contactos detectados previamente y no personas que estaban haciendo vida normal. El resto, en cambio, sí son sintomáticos que ven empeorada su situación, que no conocen el origen de la enfermedad y que acuden a la red de Osakidetza.

En este sentido, Murga ha anunciado que el Servicio Vasco de Salud prepara ya infraestructuras de UCI y de planta para un previsible incremento de las hospitalizaciones. Concretamente, ha hablado de reforzar los hospitales de Basurto en Bilbao y el Alfredo Espinosa de Urduliz, ya que es la zona donde más preocupa la evolución de los datos. Fuentes de Txagorritxu también han notado cierta mayor actividad en las últimas jornadas. Como aspecto positivo, la consejera ha citado que ahora la ocupación hospitalaria por el resto de enfermedades o por cirugías programadas es muy baja al ser agosto. Ha hablado de un nivel en torno al 40%: "Nuestra red asistencial está prácticamente sin utilizar". Eso sí, no le ha quedado más remedio que admitir que también es el momento de menos personal por la acumulación de vacaciones.

El virus no es menos letal que en marzo

Nekane Murga

En la jornada de ayer ingresaron 8 personas con coronavirus y son 62 el total de personas hospitalizadas. De ellos, cinco están graves en la UCI, varios con empeoramiento súbito en las últimas jornadas. Murga ha reconocido que la edad media de enfermos está subido respecto a cuando se iniciaron los rebrotes entre personas jóvenes. Y ello aumenta los riesgos. "Las personas de mediana edad, en muchas ocasiones, precisan hospitalización y UCI. Entre 40 y 70 años son frecuentemente personas que pueden tolerar mal las neumonías bilaterales y precisan de intubación prolonganda. A mayor edad de las personas infectadas, es previsible que en los próximos días se identifiquen mayores necesidades. Llevamos varios días con ingresos diarios en UCI. El virus no es menos letal que en marzo", ha explicado la titular de Salud.

Etiquetas
Publicado el
6 de agosto de 2020 - 14:46 h

Descubre nuestras apps

stats