Almeida modifica su plan de movilidad una semana después: cambia calles y busca parcelas para coches de residentes

Multitud de personas pasean y hacen ejercicio por el Paseo de la Castellana, en Madrid.

El Ayuntamiento de Madrid ha modificado el plan de movilidad una semana después de ponerse en marcha. Tras las críticas de la oposición y una parte de la ciudadanía que consideraba poco ambiciosa su apuesta por el peatón, el Consistorio va a ampliar los tramos libres de tráfico en el Paseo de la Castellana y la Avenida Menéndez Pelayo y añade 12 vías nuevas a partir de este viernes, festivo local. Los kilómetros cerrados al tráfico pasan de 19,4 a 28,9, según el equipo municipal. El Gobierno también está buscando parcelas de propiedad municipal para desplazar allí a los coches de los residentes y liberar las bandas de aparcamiento de algunas calles. 

Madrid cierra al tráfico 29 calles desde el sábado, reabre los parques de distrito, pero no El Retiro o la Casa de Campo

Madrid cierra al tráfico 29 calles desde el sábado, reabre los parques de distrito, pero no El Retiro o la Casa de Campo

En la reestructuración del plan se pierden, a la vez, cinco calles que fueron peatonales el sábado y el domingo por "baja afluencia" o "excesiva pendiente", ha justificado el Ayuntamiento en una nota de prensa. Son: Vía Carpetana (Latina), Quintana (Moncloa-Aravaca), Sierra Gorda (Villa de Vallecas), plaza Mayor (Barajas) y Antonio Antoraz (Carabanchel). El alcalde, José Luis Martínez-Almeida, asegura que se trata de un plan "vivo" que se puede ir modificando de semana en semana. 



El Paseo de la Castellana amplía su espacio peatonal, pasando de los 1.656 metros lineales a los 2.340, por el "gran éxito la semana pasada", según el Consistorio. Este extra se debe a que en el tramo que discurre entre los distritos de Chamartín y Tetuán, en vez de realizarse el corte a los vehículos entre Concha Espina y Cuzco (656 metros) se lleva a cabo desde Raimundo Fernández Villaverde hasta la plaza de Cuzco (1.340 metros). La parte del paseo de la Castellana entre Goya y Emilio Castelar se mantiene igual (1.000 metros). En el caso de Menéndez Pelayo, se cortará el tráfico en toda la vía desde O’Donnell hasta Mariano de Cavia en los dos sentidos, a diferencia del fin de semana pasado en el que se restringió en sentido norte-sur.

Carabanchel suma tres nuevas calles en este plan y se convierte en el distrito con mayor número de tramos peatonales reservados durante festivos y fines de semana. Las nuevas vías son Los Morales (505 metros), el paseo de Quince de Mayo (525 metros) y el paseo de la Ermita del Santo (960 metros); se mantiene Laguna (365 metros), que ya estaba en el plan inicial, y pierde Antonio Antoranz (188 metros) por baja afluencia de público. Sin embargo, el distrito que desde el viernes contará con más metros peatonalizados será Villaverde, al incorporarse la Gran Vía de Villaverde, con 2.300 metros continuados reservados a los ciudadanos, además del tramo de paseo Alberto Palacios (335 metros) con el que ya contaba en el plan anterior.

En Moncloa quedará cortado el Paseo de Camoens (ya peatonal en el anterior mandato) y Ruperto Chapí. Usera gana una vía peatonal, Camino de Perales (1.580 metros) y Villa de Vallecas cambia Sierra Gorda (eliminada) por la avenida del Cerro Milano (520 metros). Y en Barajas se reserva la calle Rioja a los peatones (821 metros). Los vecinos de Chamartín suman la calle General López Pozas (390 metros) y los de Vallecas contarán también con Arroyo del Olivar para el paseo libre de coches. En Vicálvaro se peatonalizará un tramo de 700 metros de la Gran Vía del Este, según ha informado el Ayuntamiento. 

Como novedad, de 12 a 19 estará permitido que los menores de 12 años circulen con bicicletas, patinetes y patines por estos tramos "acompañados de un adulto a pie y sin sobrepasar la velocidad de paseo". 

Quejas de los vecinos y la oposición

El primer fin de semana de peatonalizaciones dejó imágenes inéditas del Paseo de la Castellana libre de tráfico pero también quejas de vecinos que consideraban demasiado pequeños los tramos cerrados en sus distritos o incluso peligrosos por solo reservarse un carril a los peatones. En la calle Arturo Soria, por ejemplo, el espacio para los viandantes por la calzada estaba separado por unos conos. Y en los carriles restantes seguían pasando coches. 

La oposición consideró insuficiente también que las medidas solo estuvieran vigentes los fines de semana y que no se hubiera atendido a favorecer el uso de la bicicleta en el plan de movilidad.

Dentro del plan de movilidad y urbanismo, el Ayuntamiento está buscando parcelas municipales para retirar coches de residentes de las bandas de aparcamiento de algunas calles. De momento, según fuentes del área de Urbanismo, se ha localizado una zona en Usera con espacio disponible para 270 coches. "Consiste en desplazar los coches a una parcela próxima que estará custodiada", han precisado. 

Tal y como ha avanzado 'El Mundo', se crearán itinerarios de proximidad para establecer una red de itinerarios que favorezcan la movilidad peatonal de proximidad en los distritos. Se trata de recorridos para conectar los centros de los barrios y las calles comerciales con equipamientos principales (mercados, centros de salud, colegios) y parques mediante la eliminación de barreras arquitectónicas, mejora de cruces, introducción de arbolado y ajardinamiento, acondicionamiento de alguna pequeña área estancial. Hay cuatro proyectos piloto en marcha: Del Río a Pradolongo (Usera), Miradores (Puente de Vallecas), unión de barrios Orcasitas, Orcasur y Meseta, y unión de parques en San Blas.

Etiquetas
Publicado el
13 de mayo de 2020 - 14:22 h

Descubre nuestras apps

stats