La portada de mañana
Acceder
La celebración en el chat militar tras la carta el rey
Los expertos piden concienciar sobre los riesgos de las cenas de Navidad
Opinión - La "dictadura" contra la que merece la pena dar la vida, por Ignacio Escolar

Almeida revierte un carril bus y devuelve espacio al coche en Ciudad Lineal

Tramo de carril bus de la Avenida de San Luis revertido.

Los coches del distrito de Ciudad Lineal tienen desde este fin de semana un carril más a su disposición para circular. El Ayuntamiento de Madrid ha revertido un tramo de la vía exclusiva para autobuses y taxis instalada desde 2018 en la Avenida de San Luis.

PP, Ciudadanos y Vox se han felicitado por la decisión, que aseguran era una "reclamación" de los vecinos de la zona. El área de Movilidad y Medio Ambiente justifica que el carril bus no ha mejorado la velocidad de las dos líneas de la Empresa Municipal de Transportes que pasan por la avenida (129 y 150) y subraya que se trata de un tramo de "750 metros".

"Hoy una reivindicación histórica de los vecinos se hace realidad. En múltiples reuniones la asociación vecinal Pinar de Chamartín nos mostraron con desacuerdo con este carril bus. Desde la Junta Municipal de Ciudad Lineal les apoyamos", ha escrito el concejal presidente del distrito, Ángel Niño (Ciudadanos), en su cuenta de Twitter.

El grupo de vecinos que ha empujado la reversión sostiene que no "son contrarios a los carriles bus, pero sí a que limiten la movilidad por postureo". "Es un carril bus que casi no se utiliza impuesto por justificar kilómetros de carril", aseguran a través de la red social en respuesta a las críticas por la eliminación de la vía.

La avenida está formada por dos carriles. En 2018, el tráfico general se quedó limitado a uno. En el espacio reservado entonces solo a buses y taxis era frecuente que los vecinos aparcaran el coche, según el exgerente de la EMT y responsable de aquella decisión, Álvaro Fernández Heredia, que considera la reversión un "ataque al transporte público".

El Ayuntamiento de Madrid explica que ha "analizado el comportamiento de este tramo comparando los niveles de servicio de las dos líneas (129 y 150) de manera previa y posterior a la implantación del carril bus" y ha concluido que "se ha incrementado la frecuencia de paso y se ha disminuido la velocidad comercial".

En el caso de la 129, la regularidad, sin embargo mejora levemente (0,03%) y la velocidad disminuye apenas un 0,08%, según los datos aportados por el área de Movilidad y Medio Ambiente a elDiario.es. La regularidad de la 150 ha bajado un 7,5% y su fluidez de tránsito un 10%, de acuerdo con la misma fuente.

El departamento que dirige Borja Carabante asegura también que "Madrid va a ganar más de 45 kilómetros tras convertir en permanente los provisionales que se implantaron en mayo", en relación al tramo eliminado de "750 metros".

No es la primera vez que el Gobierno municipal de PP y Ciudadanos revierte decisiones de movilidad adoptadas en el mandato de Manuela Carmena. El equipo se estrenó en el Palacio de Cibeles eliminando el urbanismo táctico de la calle Galileo, que ampliaba el espacio peatonal a través de jardineras, y tres meses después retiraron un carril bici segregado de la Gran Vía de Hortaleza con el argumento de que no era seguro.

Etiquetas
Publicado el
22 de noviembre de 2020 - 18:41 h

Descubre nuestras apps

stats