Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
Ucrania entra en el tercer año de guerra con miedo al olvido y dificultades ante Rusia
Koldo García, su mujer y un hermano cobraban sueldos públicos y comisiones
La corrupción siempre llama dos veces. Por Rosa María Artal

Cientos de miles de personas toman Madrid en defensa de la sanidad pública y contra la gestión de Ayuso

Las cuatro columnas confluyen en la Plaza de Cibeles de Madrid en la manifestación por la sanidad pública.

Clara Angela Brascia / Víctor Honorato

Madrid —

119

Año nuevo, mismas reivindicaciones. Ciudadanos convocados por colectivos sociales, organizaciones médicas, enfermeras, sindicatos y partidos políticos han tomado este domingo las calles de Madrid. Tras la cita multitudinaria del pasado noviembre que concentró a cientos de miles de personas, los vecinos han vuelto a manifestarse para exigir “sanidad pública y soluciones al plan de atención primaria” del Gobierno de la Comunidad de Madrid que preside Isabel Díaz Ayuso. Según datos de la Delegación del Gobierno en Madrid, 250.000 personas se han manifestado este domingo en la capital.

Esta vez la protesta ha llegado en plena crisis de la atención primaria, cuyo síntoma más evidente es la huelga indefinida de los médicos de familia y pediatras, que perdura desde hace más de nueve semanas. “En los tres meses que han pasado desde el 13N las cosas no han hecho que empeorar. Ahora más que nunca es fundamental estar al lado de los sanitarios, que están luchando como nosotros para la salvaguardia de la atención primaria”, ha explicado José Luis Yuguero, coordinador de la manifestación. 

Asimismo, los organizadores vuelven a denunciar el desmantelamiento de las urgencias extrahospitalarias, que la Comunidad reabrió este otoño tras dos años de pandemia de forma precipitada y sin personal suficiente. Entre las reivindicaciones de esta convocatoria, se encuentran también el incremento del presupuesto de la atención primaria y el aumento de las plantillas en todas las categorías profesionales, además de la asistencia sanitaria para todas las personas migrantes y acabar con las sanciones hacia los sanitarios que denuncian las precarias condiciones de trabajo. 

Bajo el lema “Madrid se levanta y exige sanidad pública”, cuatro columnas de habitantes de los barrios y pueblos de la Comunidad han salido a las 12.00 horas camino la Plaza de Cibeles de la capital, donde posteriormente los organizadores han leído el manifiesto de la protesta. La columna sur, que la última vez empezó en Atocha, este domingo ha salido desde Legazpi, para permitir a los numerosos ciudadanos de los barrios sur de la capital de tomar parte de la convicatoria de forma más organizada. 

Partidos políticos y sindicatos piden más recursos para la sanidad

Antes de comenzar la manifestación, la diputada de Unidas Podemos en la Asamblea de Madrid Alejandra Jacinto ha asegurado que “hoy vamos a ver cómo miles de vecinos y vecinas salen para defender los servicios públicos y la salud de todos los madrileños”.

La también portavoz de UP en Madrid ha afirmado que “es evidente que la señora Ayuso está muy nerviosa y no para de decir ocurrencias, no para de decir barbaridades”, en referencia a la reacción de la Comunidad de Madrid tras el discurso de la viuda de Carlos Saura en la ceremonia de los Premios Goya, cuando agradeció el trabajo de los sanitarios. “Sus barbaridades no van a tapar la realidad y la realidad es que hay casi un millón de madrileños que no tienen a día de hoy ni médico de atención primaria, ni pediatra asignado”, ha añadido Jacinto.

El diputado de Más Madrid, Iñigo Errejón, ha valorado la manifestación como reflejo de una “mayoría de madrileños y madrileñas que está de acuerdo en una idea muy básica, que es la idea que nos hace sociedad: queremos vivir en un lugar donde tu salud y tu bienestar no dependen de tu dinero”. El diputado ha declarado además que las listas de espera en la Comunidad de Madrid así como la falta de médicos en muchos centros de salud tras el fracaso del plan de la presidenta Ayuso para la Atención Primaria “no es un descuido”. 

Junto a Errejón, la candidata de Más Madrid a la presidencia de la Comunidad de Madrid, Mónica García, ha lamentado que la sanidad pública madrileña “ha aguantado la pandemia, ha aguantado los recortes del Partido Popular, pero no aguanta cuatro años más de la negligencia programada de la señora Ayuso y del Partido Popular”. García ha llamado a los ciudadanos a elegir en las próximas elecciones “entre sanidad pública o un Partido Popular de una señora Ayuso” en el que “predomina la soberbia y el desprecio a la joya de nuestra corona”.

El PSOE madrileño también ha hecho este domingo un llamamiento a la “mayoría cabal” de la sociedad madrileña y ha empleazado a Ayuso y a Almeida a “escuchar” a la mayoría social que progete a la Sanidad pública de la Comunidad de Madrid. “No es fácil encontrar un madrileño que no esté agradecido después de estos 40 años a la Sanidad pública y por tanto esta manifestación demuestra que cientos de miles de familias están preocupadas por la situación”, ha subrayado el secretario general del PSOE de Madrid y candidato a la Presidencia de la Comunidad de Madrid, Juan Lobato, durante su participación en la manifestación.

Durante su asistencia a la marcha, la secretaría general de UGT-Madrid, Marina Priero, ha exigido al Gobierno de Ayuso que dote de recursos materiales y personales a la Sanidad pública madrileña para garantizar el derecho a la salud de los ciudadanos, así como la reapertura de los servicios de urgencias extrahospitalarios, de atención domiciliaria y rural.

Por su parte, la secretaria general de CCOO de Madrid, Paloma López, ha exigido a la Comunidad de Madrid políticas sanitarias “absolutamente” diferentes y no derivar dinero público a hospitales privados. “Nos encontramos con una derivación importante de capital publico a hospitales privados y eso no puede ser. Necesitamos una política absolutamente distinta”, ha recalcado incidiendo en que el poco dinero propio que recauda Madrid no lo invierte en inversiones sanitarias comprometidas.

El presidente del Gobierno y secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha reivindicado su defensa de la sanidad pública “digna, de calidad y universal” frente al “modelo del Partido Popular que es del que se cure quien pueda”. En su intervención en el acto de presentación del candidato socialista a la Alcaldía de Málaga, Daniel Pérez, Sánchez ha pedido “no olvidar cuán importantes” es tener una sanidad pública “gratuita, universal y de calidad” en España, más tras los momentos tan “complejos” de la pandemia.

Gran afluencia desde antes de comenzar la marcha

El tramo entre José abascal y Raimundo Fernández Villaverde ya estaba completamente ocupado cuando a las 12h ha arrancado la marcha. Otra columna llenaba la plaza de Legazpi y el Paseo de las Delicias, con miles de personas marchando en dirección a Cibeles al grito de “Sanidad pública” y “Ayuso fuera”. Había enseñas de asociaciones de vecinos del norte de Madrid o de Amnistía Internacional, elaboradas con tiempo, y otras más sencillas, incluso una simple hoja de papel impreso en carpeta transparente, que una señora llevaba pegada al abrigo, todas con variantes del mismo mensaje de defensa de la sanidad.

La gente intercambiaba impresiones sobre la afluencia, que desde esta columna empezaba a parecer masiva al comienzo de la marcha. Se oían los primeros cánticos, por ejemplo: “Con este consejero vamos de culo”, en referencia al responsable de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero.

Trabajadores del servicio municipal de limpieza sacaban fotografías a medida que la columna aumentaba de tamaño y ocupaba los cinco carriles de la vía en sentido descendente, mientras seguía emergiendo gente de las estaciones de tren y metro, los presentes se ubicaban y se daban instrucciones por teléfono para encontrarse. 

Una madre ha aprovechado la ocasión para que sus hijas pequeñas den un paseo en patines por el asfalto. Un furgón policial que circulaba en sentido contrario ha llamado la atención a un hombre despistado que ocupaba el carril a pesar de la sirena y daba un respingo cuando se encontró el coche. Aparecía entonces un vendedor de silbatos. Dos euros por uno, cinco por dos. En seguida encontró clientes.

Ricardo Fuentes miraba el desfile desde las aceras del paseo de las Delicias. Lo acompañaban sus hijas Inés y Laura, de 5 y 8 años, con una pancarta que decía “quiero mi pediatra”. “En nuestro centro de salud hay solo un profesional, que trabaja de mañana y de tarde. La mayoría de las veces que llevo a las niñas al centro tienen que ser atendidas por un doctor de adultos”, ha explicado Fuentes.

Los organizadores de la marcha han recordado este domingo desde el escenario de Cibeles que 600.000 adultos madrileños no tienen médico asignado y 212.000 niños no cuentan con pediatra de referencia para recalcar la necesidad de garantizar que toda persona tenga uno de estos profesionales asignado.

La manifestación ha sido organizada por más de 70 plataformas y asociaciones ciudadanas que engloban todo el tejido social de Madrid, desde el derecho a la vivienda, hasta las pensiones, pasando por la ecología y los colectivos migrantes. “Está claro que esta manifestación es política, la sanidad pública es un asunto político. Pero no es partidista, por cuanto a Ayuso le guste insinuar lo contrario. Es una convocatoria desde la calle, participativa. Tira para atrás todas las teorías y las confabulaciones de la Comunidad contra nosotros, que demuestra que no estamos manipulados por ningún partido”, ha reivindicado su organizador José Luis Yuguero. 

Desde su convocatoria, la manifestación ha recibido el respaldo de numerosos representantes del mundo de la cultura. Actores como Juan Diego Botto, Antonio de la Torre o la cantante Rozalén han compartido videos y mensajes de apoyo. También se han sumado los partidos de la oposición como PSOE, Más Madrid y Unidas Podemos, cuyos representantes han formado parte de la marcha. 

Etiquetas
stats