eldiario.es

9

ENTREVISTA | Candidata del PP en Álava para el 10N

Marimar Blanco (PP): "No sé su nombre, pero yo sé que hay un representante de EH Bildu en el Gobierno de Navarra"

¿Pactos con Vox? "Los acuerdos, insisto, han sido con Ciudadanos. Vox lo que ha querido es sumarse luego con su voto para permitir el desbloqueo"

Sobre la pérdida de escaños en Euskadi en abril: "Teníamos un mensaje no tan centrado y no tan moderado como el que tenemos en estos momentos"

Necesidad de cambio: "Llevamos un año y medio de parón absoluto por la ineficacia y por la irresponsabilidad de un presidente como Pedro Sánchez"

"No comparto absolutamente para nada que haya que ilegalizar al PNV, aunque nos diferencien muchísimas cosas"

62 Comentarios

Marimar Blanco, candidata del PP por Álava

Marimar Blanco, candidata del PP por Álava ELDIARIONORTE.ES

Marimar Blanco (Ermua, 1974) es la nueva candidata del PP en Álava para el 10N tras haber sido diputada por Madrid en esta breve legislatura. Recibe a este periódico en la sede de Vitoria, donde trabajan intensamente en todos los frentes de la contienda electoral. Sobre la mesa, hay un folleto del candidato Pablo Casado. En abril el cabeza de cartel en Álava fue Javier Maroto, quien se dejó el escaño en una dura pugna con EH Bildu.

En general, el PP vasco se quedó sin representación en las Cortes Generales. Sostiene Blanco que hubo "errores", una campaña quizás "dura" en el tono y "no tan centrada" y moderada como la que se intenta desarrollar ahora, en la línea de las demandas del PP vasco. Han aprendido del "palo". Preguntada por su primera medida de resultar elegida, responde durante varios minutos con una larga lista de asuntos pendientes por el "parón absoluto" que ha representado el Gobierno de Pedro Sánchez. Muchas tienen componente económico porque se avecina una crisis, advierte. Como hermana de una víctima de ETA, la condena del terrorismo también se halla entre sus prioridades. Aspira a que Pablo Casado gobierne con "constitucionalistas" y que "desbloquee" España pero insiste en que el PP sólo pacta con Ciudadanos y no con la ultraderecha que representa Vox. Sí acusa al PSOE de acordar con EH Bildu -asegura que forma parte del Gobierno de Navarra- y con los independentistas catalanes. 

Empecemos con una frase de Javier Maroto en la anterior campaña. “Nos han colado a Isabel Celaá, que desconoce la realidad alavesa y no ha recibido nunca aquí. Ejerce de bilbaína y ni sabe nada de Alava, ni defenderá nunca a los alaveses. ¿Por qué lo que no valía para los socialistas en abril vale para el PP ahora?

Hay una clara diferencia. Como bien decía Maroto, Isabel Celaá es de Bizkaia y ejerce de vizcaína. Es cierto que yo nací en Ermua, pero tengo que decir que desde hace más de veinte años mis padres están viviendo aquí en Vitoria, con lo cual yo estoy muy ligada a Vitoria y también a la provincia de Álava. Tengo que decir que inicié mi carrera política aquí, en Álava. Me afilié a Nuevas Generaciones aquí, en Álava. Fui parlamentaria vasca por Álava en la legislatura del 2009 al 2012 y me volví a presentar en el 2012. No salí elegida y yo siempre he seguido muy ligada al PP de Álava, que es mi partido, que es mi casa política, que es mi familia política. Y por supuesto, Vitoria, que es donde residen mis padres y donde yo tengo mi cuadrilla, mis amigos. Es donde salgo y donde conozco a muchísima gente. Creo que hay una clara diferencia entre Isabel Celaá, que es vizcaína de nacimiento y que ejerce de vizcaína, y yo, que sí he nacido en Ermua pero que toda mi vida y, sobre todo, mi vida política, la he desarrollado aquí, en Álava y en Vitoria.

Pero viene de ser diputada por Madrid en esta legislatura corta…

Porque las circunstancias de la vida me llevaron a ser candidata por el PP por Madrid. El hecho de que yo sea diputada por Madrid no quiere decir que yo me haya desligado de Vitoria, porque no puedo, insisto, porque mis padres viven aquí y porque no he querido. Mi familia política ha estado, está y estará siempre aquí en Vitoria,

Hace un par de semanas, Iñaki Oyarzábal dijo que estaba haciendo una inmersión intensiva para conocer Álava y a sus asociaciones.

Como todos los candidatos cuando se presentan a unas elecciones. No estoy haciendo nada excepcional. Y es lo que hacemos no solamente en campaña. Nosotros al menos tenemos la sana costumbre de tener siempre esa cercanía y ese contacto con la ciudadanía y con las asociaciones que representan los diferentes sectores. Llevo un mes y pico centrada en escuchar. El equipo que me acompaña en estas elecciones, tanto al Congreso como al Senado, el grupo del PP en las Juntas Generales y el grupo municipal de Vitoria lo llevan haciendo tiempo y no es algo novedoso. Lo que quiero es trasladar sus problemas al Congreso de los Diputados, trabajar para mejorar su día a día y, sobre todo, poder ayudar en sus reivindicaciones o en sus necesidades.

Si le pregunto por el municipio menos poblado de Álava, ¿me lo sabría decir?

Pues el nombre ahora no recuerdo –soy bastante mala para los nombres- pero sé que hay dos municipios de uno y dos habitantes y sé que hay 51 ayuntamientos y más de 200 pueblos. No es porque no lo sepa, sino porque soy bastante mala para los nombres. Sé que hay dos municipios de uno y dos habitantes.

¿Por qué no es Javier Maroto el candidato en estas elecciones? Nadie en el PP todavía lo ha explicado públicamente.

Adoptó una decisión personal y lógicamente no podía ser candidato en estas elecciones generales.

¿Quién le propuso ser candidata?

Alfonso Alonso, el presidente del PP de Euskadi, es el que me llama y me dice que para él sería un honor que yo aceptara ser candidata del PP por Álava. Para mí fue una tremenda alegría, un verdadero honor. Recuerdo la frase que le dije: "Simplemente con tu ofrecimiento y con ser candidata, para mí es como si me hubiera tocado la lotería".

El PP perdió el escaño por algo menos de 400 votos. ¿Se ve en condiciones de recuperar el terreno perdido y superar a EH Bildu?

Estamos trabajando muy duro para conseguirlo. Como he dicho antes, estamos recorriendo la provincia y teniendo un contacto muy directo con los ciudadanos y lo que nos transmiten es su hartazgo. Necesitan un cambio de presidente del Gobierno, una alternativa que nos lleve al desbloqueo y que ponga a funcionar este país de una vez por todas. Que nos lleve a la senda de la recuperación económica y de la creación de empleo, porque la gente está muy preocupada por los alarmantes datos no solamente a nivel de España, sino también aquí en Euskadi. El País Vasco es una de las cuatro comunidades que lidera la destrucción de empleo, con lo cual la gente vuelva a tener inseguridad, incertidumbre. Saben que todo eso se termina con un Gobierno del PP. No es que lo digamos: lo hemos demostrado cada vez que hemos gobernado. Cuando ha gobernado el PP, se ha creado empleo. Cuando ha gobernado el PSOE, se ha generado crisis y se ha destruido empleo. Con Mariano Rajoy se generaban 500.000 puestos de trabajo al año y en un año y medio que lleva Pedro Sánchez, tan sólo 100.000. La gente sabe que PP es sinónimo de estabilidad y de creación de empleo, entre otras muchas cosas. Y saben que con Pedro Sánchez y Gobierno socialista es sinónimo de crisis y más paro. Sabemos que vamos a tener la confianza de muchísimos ciudadanos. Estamos haciendo un llamamiento a la unidad de ese voto de centro-derecha, porque si gana el PP no es que no gane Sánchez, es que si gana el PP ganamos todos.

Citaba la gestión económica del PP como ejemplo. Con José María Aznar, el responsable económico fue Rodrigo Rato.

Sí, ya sé por dónde va. Sabemos dónde está. Pero él está donde está no por su gestión y no por su paso por el Gobierno como ministro, sino por otras cosas que vinieron después. Él no está donde está por su paso por el Gobierno del PP.

¿Qué ha significado para el PP vasco perder toda la representación institucional en el Congreso en las elecciones de abril?

Hay que reconocer que para nosotros fue un verdadero palo. Siempre habíamos tenido voz en el Congreso e incluso también en el Senado. Es la preocupación de que desde que el PP no tiene voz en el Congreso hay una falta de interés por conseguir proyectos vitales no solamente para la ciudad de Vitoria, sino también para la provincia de Álava. Hablo del tren de alta velocidad que teníamos prevista su llegada para el año 2023. Así lo teníamos programado desde el Gobierno del PP y ahora ya nos dicen que la fecha más o menos es 2026. Tenemos también el aeropuerto de Foronda. Pedro Sánchez no está haciendo absolutamente nada. Los presupuestos de Rajoy vigentes contemplaban una partida de 10 millones de euros para la renovación de la terminal y eso ni se ha ejecutado. Sin la voz de los ‘populares’ en el Congreso, vemos cómo la ciudad y la provincia están bastante paralizadas. Insisto en que hay muchos proyectos vitales para nosotros.

Pero usted ha sido ya diputada…

Sí, he sido diputada, pero la voz de los alaveses no estaba representada en esos momentos con un diputado por Álava.

Citaba el compromiso del 2023 respecto AVE, pero lo cierto es que los presupuestos que están vigentes, que son los últimos de Rajoy, ya fijaban como fecha 2024

2023. Tenemos las comparecencias y había un compromiso por parte del Gobierno del PP de que en el 2023 el AVE llegará. La realidad es que en el 2023 no va a llegar. Hay una fecha prevista que es el 2026, pero como llevamos un año y medio con un país totalmente paralizado, con un presidente del Gobierno bloqueado que no está haciendo absolutamente nada, sinceramente no me creo ya incluso esa fecha. Puede ser sólo con un Gobierno del PP que ponga a funcionar este país y que haga realidad todos los proyectos que pendientes y que llevan muchísimo retraso.

Entrevista suya en 'El Correo': "Hasta el 28 de abril hubo algunos mensajes de Casado que no gustaron mucho a los votantes del PP vasco, pero aprendemos de los errores". ¿Qué mensajes son ésos?

Pues quizás teníamos un mensaje no tan centrado y no tan moderado como el que tenemos en estos momentos. Posiblemente ciertos proyectos que pudimos trasladar a la ciudadanía no gustaron o -mejor dicho- no se entendieron muy bien por parte de los alaveses y los votantes decidieron depositar su confianza en otras opciones políticas. Pero somos un partido que cuando las cosas no han sido las más acertadas, asumimos el error. Y, desde luego, intentamos mejorar.

¿Pero cuáles fueron los errores?

No, pero no hay un error concreto. Quizás es la forma de trasladar el mensaje. Muchas veces el tono duro… Incluso el propio Pablo Casado ha reconocido que él estaba enfadado. Lo ha dicho públicamente. No es algo que me esté inventando. Estaba enfadado porque, lógicamente, la situación a la que nos ha llevado de incertidumbre y de inseguridad Pedro Sánchez, y sobre todo lo de Cataluña, da para que nos enfadamos todos y cada uno de los españoles. No es un error en concreto, sino muchas veces el tono o la forma de trasladar los mensajes. Ahora hemos aprendido de cuando las cosas no van bien, hemos mejorado y tenemos un discurso moderado, centrado, directo y sólido. Y eso está siendo percibido aquí en Álava como algo muy positivo. Así nos lo están diciendo también los alaveses.

Visto el debate televisado, ¿el tono de Casado era más moderado que en abril?

Desde luego fue el único que trasladó en un tono moderado cuál era su proyecto, este gran proyecto para el PP que es España. Vimos a un presidente del Gobierno en funciones que lleva un año y medio y no ha hecho absolutamente nada. Estaba cabizbajo, mirando papeles a ver qué es lo que tenía que decir. El ganador más claro fue Pablo Casado. Con un mensaje centrado y moderado dio propuestas y, sobre todo, trasladó ese mensaje de desbloqueo, de garantía, de estabilidad política que es, al fin y al cabo, lo que necesitamos ya de una vez por todas los españoles.

¿Cayetana Álvarez de Toledo es la portavoz ideal para un mensaje centrado y moderado? Lo digo porque hubo una polémica con ella en la convención de septiembre del PP vasco porque dijo que el PP vasco mostraba tibieza con el nacionalismo.

Lo bueno de este partido es que no es un partido cerrado. Aquí podemos opinar. No pasa nada. Se habla con la persona, se aclaran las cosas y desde luego se cierra cualquier tipo de malentendido o de herida.

Respecto al escenario posterior a las elecciones. Si estuviera en la mano del PP gobernar, ¿lo haría con Ciudadanos y Vox?

A ver, nosotros salimos a ganar y lo que se tenga que hacer se hará después del 11 de noviembre. Ya lo hemos dicho, nuestra prioridad es hablar con las fuerzas constitucionalistas y formar Gobierno lo antes posible, un Gobierno que desbloquee esta situación a la que nos ha llevado única y exclusivamente Pedro Sánchez. Un Gobierno que ponga en marcha una serie de reformas que necesita este país para volver a la senda del crecimiento y a la senda de la creación de empleo. Porque es que llevamos un año y medio de parón absoluto por la ineficacia y por la irresponsabilidad de un presidente como Pedro Sánchez, que ha sido incapaz de poner encima de la mesa ni una sola reforma que evite la crisis que nos están diciendo que viene. No está haciendo absolutamente nada. Los datos del paro vuelven a ser muy alarmantes. Volvemos otra vez a los del 2012. España necesita un desbloqueo. Ya no podemos perder ni un solo minuto porque hemos perdido un año y medio de inacción del Gobierno. España necesita ponerse a funcionar para, insisto, crear empleo y evitar esta crisis económica.

Pero, ¿con quién se desbloquea España? ¿Con Vox?

Nosotros en todas las comunidades autónomas hemos llegado a unos acuerdos con Ciudadanos.

¿Y con Vox no?

No, no, no. El acuerdo de Gobierno es con Ciudadanos y los puntos que hemos acordado han sido con Ciudadanos. Nosotros, desde luego, no hemos renunciado ni a un solo principio ni valor de nuestro programa electoral. Porque los acuerdos, insisto, han sido con Ciudadanos. Vox  lo que ha querido es sumarse luego con su voto para permitir el desbloqueo. Las pruebas son Murcia, Andalucía, Madrid y Castilla y León, donde hay un acuerdo de Gobierno con Ciudadanos, no con Vox.

¿Y entonces por qué se acusa desde el PP al PSOE de gobernar en Navarra con EH Bildu?

¡Hombre! Creo que estamos hablando de cosas distintas. Que yo sepa, Vox ha condenado el terrorismo y cada uno de los asesinatos y todavía estoy esperando que EH Bildu condene el terrorismo y cada uno de los asesinatos. No tiene nada que ver.

La presidenta navarra alega que tampoco tiene un acuerdo.

Pero yo creo que hay una clara diferencia. En Navarra el problema es que EH Bildu sí que forma parte del Gobierno. Vox no forma parte de ningún Gobierno.

¿Quién de EH Bildu forma parte del Gobierno de Navarra?

De EH Bildu sí que hay en el Gobierno algún representante. Y ya no solamente con EH Bildu, lo estamos viendo en Cataluña también. Hay que recordar que el Partido Socialista tiene 40 acuerdos con los independentistas, más la Diputación de Barcelona. Creo que no tiene nada que ver. Allí sí que tienen acuerdos de Gobierno con los independentistas. En Cataluña y en Barcelona. Y a día de hoy se niegan a romperlos. Nosotros no tenemos ningún tipo de acuerdo de gobierno con Vox.

¿Quién es el representante de EH Bildu en el Gobierno de Navarra?

No sé su nombre, pero yo sé que hay un representante en el Gobierno de EH Bildu.

Se lo digo precisamente porque esta legislatura ha salido del Gobierno la que era consejera propuesta por EH Bildu, María José Beaumont. EH Bildu sale del Gobierno de Navarra en esta legislatura.

Yo sé que en el Gobierno de Navarra hay un representante de EH Bildu.

La semana pasada hubo un pleno en el Parlamento Vasco sobre Comercio y el PP y EH Bildu llegaron a cuatro acuerdos sectoriales.

Son votaciones.

No, eran acuerdos firmados por los dos partidos.

Son votaciones. Lógicamente si votan a favor de una iniciativa del PP…

Eran iniciativas transadas entre los dos partidos políticos.

Son votaciones y lógicamente yo ahí no tengo nada que decir.

Vox ha sugerido la ilegalización del PNV y el PNV ha pedido a los demás partidos que se posicionen.

Lo primero que tengo que decir es que los partidos no somos quién para ilegalizar absolutamente a nadie. Lo hacen los tribunales. Y una vez dicho esto, desde luego no comparto absolutamente para nada que haya que ilegalizar al PNV. Nos diferencian muchísimas, muchísimas cosas, pero de ahí a ilegalizar al PNV… Por supuesto que estoy totalmente en contra.

¿El PNV podría ser un socio como lo fue en la etapa de Mariano Rajoy?

Yo no voy a hablar de pactos postelectorales. Vamos a salir a ganar. Vamos a conseguir el mejor resultado.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha