La portada de mañana
Acceder
El Gobierno prima a los funcionarios y los jubilados en sus últimos Presupuestos
Juan Diego Botto: "La gente cree que los desahucios ya no ocurren, y hay cien al día"
'Huyendo de la mediocridad con Jesús Quintero', por Rosa María Artal

Los trabajadores del servicio de Emergencias 112 y del 061 de Castilla y León extienden la huelga de forma indefinida

Manifestación de trabajadores del 112 y del 061 de Castilla y León del día 15 de julio.

Hace un mes los trabajadores del 112 de Castilla y León y del 061 de Emergencias Sanitarias comenzaron una huelga para reclamar mejoras laborales, un marco estable ajeno al del telemárketing y acorde al trabajo que realizan. Ahora la plantilla ha decidido continuar sus acciones reivindicativas y extender las movilizaciones de forma permanente con una huelga indefinida todos los viernes de cada mes “ hasta la favorable resolución de las negociaciones con las empresas concesionarias Ilunion Emergencias y Serveo”, como han informado en un comunicado.

El comité de empresa ha revindicado “el mantenimiento de los acuerdos vigentes, con una estructura sería y ordenada de turnos dotada con un nivel suficiente de personal que garantice una atención adecuada a la ciudadanía de Castilla y León”. Además, entre sus demandas se encuentra el mantenimiento de la figura del personal de guardia integrado en esa estructura, y esencial en un servicio de Emergencias, “así como una mejora salarial digna, ya que se sitúa ahora mismo prácticamente en el salario mínimo interprofesional, de media mil euros mensuales o menos”.

En el texto, los representantes de los empleados han afirmado que “se han planteado las medidas que los trabajadores consideran necesarias e imprescindibles para asegurar la buena marcha de ambos servicios, habiendo mantenido ya una primera reunión con Ilunion Emergencias y estamos a la espera de que Serveo dé igualmente el mismo paso”. Asimismo, han señalado que, tras las reuniones mantenidas con el consejero de Fomento y el Secretario General de la Consejería de Sanidad, en las que estos “mostraron su interés en solucionar el conflicto”, todavía no se lo han trasladado las empresas adjudicatarias.

Los trabajadores han apuntado también que desde la Junta de Castilla y León parecen descartar “nuestra salida del convenio de venta telefónica”, “que sería lo justo”, han aclarado. Esta huelga indefinida de carácter semanal se iniciará este viernes, días 12 de agosto, con una marcha en Valladolid que comenzará en la sede del 112, en el antiguo Hospital Militar, y acabará en la plaza Mayor.

Hay que recordar quela Junta de Castilla y León tiene privatizados estos servicios: Ilunion gestiona el 112 y Serveo, el 061. De hecho, firmó un contrato de emergencia para dar el servicio de mayo a diciembre de 2022 por tres millones de euros después de que la Justicia frenara el contrato que estaba en trámite. El Tribunal Administrativo de Recursos Contractuales estimó el recurso interpuesto por el comité de empresa, que denunció que no se subrogaba a los trabajadores. 

Servicios mínimos

De cara a esta nueva movilización ya se conocen los servicios mínimos para los días de huelga. Serán de entre el 88% y el 91%, según ha recogido este jueves el Boletín Oficial de Castilla y León, para la plantilla del 112 integrada en la sección de Operación y mientras que para el 061 estarán “por encima de los de un día normal”, como han afirmado desde el comité de empresa.

La prestación de servicios mínimos en caso de huelga es otro de los escollos a los que se han tenido que enfrentar. En los días 15 y 16 de julio, primeros días de movilizaciones, los servicios telefónicos de emergencias del 112 y emergencias sanitarias 061 registraron más empleados que un día normal, algo que para los trabajadores fue algo “abusivo” llegando a ser hasta del 120%.

Por su parte desde la Junta, en el documento publicado en el Bocyl, han recordado a las empresas adjudicatarias que el servicios que dan es “esencial” por lo que es “imprescindible” adoptar las medidas necesarias para la continuidad del mismo. Asimismo, han avisado que “el derecho a la huelga, en todo caso, no es un derecho absoluto” y tendrá que ser “conjugado con la garantía de atender a los intereses generales y mantener aquellos servicios públicos de reconocida e inaplazable necesidad, de forma tal que se evite la producción de situaciones de desamparo”.

Es por eso que el Ejecutivo autonómico han aclarado en caso de ser “perturbados” por alteraciones o paros del personal designado para los servicios mínimos “serán considerados ilegales y quienes los ocasionaren incurrirán en responsabilidad, que les será exigida de acuerdo con el ordenamiento jurídico vigente”.

La Junta se escuda en fijar este número de trabajadores debido al peligro alto ante el riesgo de incendios forestales, el incremento de los desplazamientos de carretera y la festividad de muchos municipios de la Comunidad.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats