eldiario.es

9

¿De qué dependen el empleo y el desarrollo rural en el sector de las renovables?

El Instituto para el Ahorro de la Energía prevé que haya entre 251.000 y 364.000 nuevos trabajadores al año con horizonte 2030

“Necesitamos nuevos perfiles educativos y eso es algo a lo que no se da importancia, sobre todo en el mantenimiento de instalaciones”

Desde la Unión de Biomasa afirman que este sector genera una cantidad de empleo proporcionalmente más elevada que otras renovables

"Si queremos mejorar nuestra calidad de vida, necesitamos soberanía energética y comprometer a las personas que viven en la zona”, avisa Unión Renovables Coop

Convocadas subvenciones por casi 1,6 millones para renovables y eficiencia energética

Europa Press

La fijación de empleo y el desarrollo socio-económico local asociado a las energías renovables han constituido una de las áreas abordadas en la segunda jornada del Conama Local que acoge Toledo esta semana, con una amplia mesa de debate donde se han ofrecido diferentes puntos de vista sobre el escenario que marcan los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). Ha contado con la introducción previa de Carlos Alberto Fernández, del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), quien ha desvelado una serie de datos según los análisis realizados para el Plan de Energías Renovables 2011-2020 y el borrador del Plan Integral de Energía y Clima 2021-2030.

En primer lugar, ha destacado que el empleo asociado al impulso de las energías renovables es muy transversal tal y como se analizó durante los años 2008 y 2009, en un escenario anterior a la crisis económico-financiera pero que sirve como referente. De ese documento se ha extraído que las categorías profesionales más destacadas son las de ingenieros técnicos y operarios, ocupando un 80% del total, y con salarios brutos muy por encima de la media estatal.

Dicho esto, el representante del IDAE ha destacado la importancia de las habilidades profesionales necesarias, las cuales se pueden obtener mediante el “reciclaje de personal cualificado” de las industrias existentes, pero sobre todo mediante la formación, y en zonas que están ya llevando a cabo su transición energética. “Necesitamos nuevos perfiles educativos, y esto algo a lo que no se da la importancia que merece, sobre todo en la especialización del mantenimiento de instalaciones”, ha subrayado.

En su gran mayoría, las empresas dedicadas a las energías renovables son fundamentalmente pymes que necesitan formación continuada, y además, es importante determinar la calidad en el empleo que se genera, teniendo en cuenta que en el sector energético tradicional, el asociado al carbón y la minería, ha sido de de calidad. “Probablemente no será así tras la transición energética”, ha avisado.

Biomasa, autoconsumo y comunidades rurales

Asimismo, ha puesto varios ejemplos sobre la relevancia del empleo indirecto en sectores como la producción de biomasa, con la que también se lucha contra la despoblación, aunque lamentando que en este caso siga siendo “bastante difícil su desarrollo por motivos estructurales cuyas consecuencias luego pagamos”, en referencia a los impactos medioambientales o los incendios. Pero en definitiva, ha apuntado que el empleo neto asociado a las renovables aumentaría entre 251.000 y 364.000 personas al año con horizonte 2030, lo que supondría un incremento del 1,7%, “mucha gente y muchas familias”.

En el debate han intervenido otros expertos como Javier Rubio, de la Alianza por el Autoconsumo y responsable de Relaciones Internacionales de UNEF Fotovoltaica. Se ha mostrado convencido de que en este sector todavía queda “mucho camino por recorrer” ya que a nivel tecnológico siguen desarrollándose nuevas herramientas mientras que otras prácticas como el autoconsumo en el sector agrario son ya una realidad. Considera que el futuro es prometedor, sobre todo después de la derogación del ‘impuesto al sol’, pero ha pedido que las inversiones que se realicen en este tipo de energía se hagan "con garantías" y a largo plazo para generar ese empleo de calidad.

De su parte, David Howell, responsable de Energía y Clima de SEO/Birdlife, ha hecho hincapié en la importancia de generar puestos de trabajo en el medio rural y sobre todo “pensando en las zonas más despobladas”. Ha dicho que para ello el autoconsumo es una “oportunidad magnífica” y que a nivel local, otras áreas a tener en cuenta son los servicios públicos de alumbrado, el posible aumento de puntos de recarga para coches eléctricos o la bioenergía y los biocombustibles, las denominadas fuentes “de segunda generación”.

Al desarrollo rural se ha referido también Noelia Seller, vicepresidenta de Unión Renovables Coop, quien ha pedido dejar claro que ningún escenario de transición y creación de empleo es posible sin acciones e iniciativas que “mejoren nuestras comunidades rurales”. Se ha referido concretamente al sector primario de agricultura y ganadería y a su vínculo con las renovables: “Podemos hacer que sea competitivo en ese sentido porque la factura eléctrica es una de las más grandes de este sector, pero hasta ahora no se ha explotado lo suficiente”.

Debate sobre energías renovables, fijación de empleo y desarrollo local

Debate sobre energías renovables, fijación de empleo y desarrollo local Conama

“Mientras sigan llegando únicamente empresas externas al medio rural difícilmente habrá un desarrollo coherente con nuestras zonas y nuestras comunidades rurales”, ha manifestado Seller, demandando que la generación de empleo vaya más allá de los proyectos en fase de construcción. “Seguimos repitiendo los mismos errores, dejando otra vez todo en manos de grandes empresas, cuando, si queremos mejorar nuestra calidad de vida, necesitamos soberanía energética y comprometer a las personas que viven en la zona”.

De nuevo la importancia de la biomasa como fuente de energía ha quedado patente con la intervención de Jacinto Tello, de Unión por la Biomasa y responsable de Medio Ambiente de Cooperativas Agroalimentarias de Castilla-La Mancha. Ha remarcado que las oportunidades son “todas” y que este sector genera una cantidad de empleo proporcionalmente más elevada que otras renovables pero que es necesario que en España la sociedad vea “expectativas de futuro” que pasan por el sector primario.

Asimismo, ha criticado además que la “inseguridad jurídica” no haya ayudado a su desarrollo, puesto que se realizan inversiones que luego no se recuperan y de forma "cortoplacista". “Tenemos que ser cuidadosos porque en el entorno rural, si fracasan proyectos, luego es mucho más difícil retomarlos. Hay que abordar proyectos con inteligencia para no generar más reticencias”. El representante de Unión por la Biomasa ha precisado que esta energía es una de las que mejor se puede gestionar, ya que se puede “acumular para luego producir y consumir”.

Todos los expertos han coincidido en que la fijación de población y empleo debe ser una prioridad en el sector de las renovables y en que los impactos en el medio rural pueden medirse y paliarse. Como colofón, el representante del IDAE ha resaltado que el “mayor riesgo ambiental es abandonar el territorio”. “Las renovables no tienen riesgos. Habría que preguntarse qué riesgos correríamos si no hubiera renovables”, ha concluido.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha