eldiario.es

9

"Sesiones maratonianas de alcohol, drogas y sexo", así describe el 'Mirror' las vacaciones de los jubilados ingleses que causan el "caos" en Benidorm

El rotativo británico describe la ciudad alicantina como un paraíso para la trata, la venta y consumo de drogas y el alcohol barato

Asociaciones de residentes y comerciantes británicos tratan de contrarrestar el efecto de las informaciones, muchas de ellas falsas, publicadas por la prensa sensacionalista y advierten de sus consecuencias

Una de las imágenes que utiliza el 'Daily Mirror' reproducida por La Sexta y Antena 3

Una de las imágenes que utiliza el 'Daily Mirror' reproducida por La Sexta y Antena 3

El tabloide sensacionalista británico Daily Mirror revela en un reportaje los desfases de sus compatriotas más veteranos, los de las generaciones de los setenta y ochenta, durante sus vacaciones en Benidorm, el destino preferido de muchos de los turistas procedentes del Reino Unido. El digital asegura que durante los últimos años se ha producido un repunte de los jubilados británicos que eligen la ciudad costera alicantina para sumergirse en juergas de "sexo, drogas y alcohol".

Uno de los casos descritos en el reportaje es el de una mujer a la que describen como una "abuela, camarera de Yorkshire, que ronda los sesenta años", quien, según el tabloide, se dedica a "introducir cocaína en los resorts escondida en un inhalador, mientras viste una camiseta en la que se puede leer 'puta de la cocaína".

El rotativo también narra cómo los jubilados británicos pueden llegar a consumir cocaína, éxtasis y marihuana durante toda la jornada y "no es inusual que te ofrezcan drogas mientras estás comiendo o simplemente dando una vuelta por el paseo marítimo·.

A la terrible imagen que ofrece el tabloide de la ciudad de Benidorm, en la que aseguran que los "camellos" trabajan "a plena luz del día frente a restaurantes familiares", añaden la prostitución callejera y la proliferación de locales de alterne. En muchos de estos locales, los jubilados británicos asisten a espectáculos de sexo en vivo. Otros, con entrada gratuita, hacen las delicias de aquellos mayores que, bajo los efectos del alcohol y los estupefacientes, buscan "experiencias más fuertes".

"Mientras caminas por la calle Gerona, putas del este de Europa te ofrecen sexo continuamente, muchas de ellas te ofrecen ir a un callejón por tan sólo 60 euros", afirma un testimonio en el reportaje del Mirror.

Mientras tanto, según el rotativo, los locales "parecen haber normalizado la situación y la policía parece ignorar esta situación completamente". Uno de los entrevistados en el reportaje afirma que la policía "cierra los ojos" mientras no afecte a los españoles.

Las fake news de los tabloides británicos

Asociaciones de residentes y comerciantes británicos de Benidorm tratan de contrarrestar el efecto de las crecientes informaciones falsas recogidas por la prensa sensacionalista de Londres durante los últimos tiempos. El último caso en el que se pudo demostrar la falsedad una de las informaciones lanzadas por uno de estos medios, fue el caso de la existencia de bandas que se dedican a drogar a turistas de aquel país para robarles sus pertenencias.

La Asociación de Comerciantes Británicos de Benidorm ya se vio obligada obligada a alzar la voz por las consecuencias que acarrea la prensa sensacionalista. "Nos afecta mucho al turismo, comerciantes y campings aseguran que este año lo han notado, que hay menos turistas británicos", afirmaba recientemente un portavoz. "Si insisten cada verano en que puede haber atentados aquí, y ahora salen con que los quieren drogar, al final acaba afectando y el turista inglés busca otro destino", concluía.

El Mirror frente al espejo

El mismo rotativo británico lanzaba en agosto del año pasado la noticia de una anciana británica, Freda Jackson, molesta por la presencia de españoles en Benidorm durante sus vacaciones. Jackson acabó pidiendo el reembolso por sus vacaciones, debido al malestar experimentado durante las mismas.

Uno de los principales factores que no agradaron a Freda fue la presencia de españoles en Benidorm. "El hotel estaba lleno de turistas españoles y nos sacaban de los nervios porque eran muy groseros", dice Freda. "Una tarde un español casi me noquea y se marchó sin ni siquiera pedirme disculpas".

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha