eldiario.es

9

Tengo un Golf diésel trucado: ¿qué debo hacer?

En España hay algo más de 683.000 coches con el motor manipulado de las marcas Seat, Volkswagen, Audi y Skoda

Aún hay muchas dudas de cómo va a actuar la compañía a la que se le ha exigido en España un plan de acción antes del 31 de octubre

En Alemania ya se conocerán detalles de las llamadas a revisión la próxima semana

Volkswagen Navarra ratifica una producción de 274.157 coches para 2015

El Golf es uno de los modelos más afectados por los diésel trucados.

Tengo un vehículo diésel de las marcas afectadas, ¿qué tengo que hacer ahora?

"Esperar, tener un poco de calma porque falta saber los vehículos concretos con su número de bastidor -el DNI del coche-", explica Mario Arnaldo, presidente de Automovilistas Europeos Asociados. Todavía hay que esperar porque aunque el grupo Volkswagen ha desglosado el número afectado de vehículos por cada una de sus filiales (Volkswagen, Audi, Seat y Skoda) no ha especificado en todos los casos exactamente qué modelos o generaciones de estos están afectados y no se han dado los números de bastidores. Lo que es seguro que los afectados son motores diésel EA189 1.6 o 2.0.

Volkswagen ha anunciado que en las páginas web de sus cuatro empresas se colgará a partir del sábado 3 de octubre un número de contacto gratuito con el que se informará a los afectados de los pasos a dar. Lo cierto es que la compañía tiene tiempo para trazar un plan ya que el Gobierno solo le ha exigido que esté lista antes del 31 de octubre. Sin embargo, la empresa tiene la orden de Berlín de tener preparados los planes para el 7 de octubre y se harán réplicas en el resto de países.

¿Quién me llamará a revisión?

La compañía se ha comprometido a revisar los vehículos que necesitan parchear su software falseado de emisiones de NOx. Lo que todavía no se sabe exactamente es si la llamada la realizará la propia compañía, los talleres o la DGT. "El problema es que la compañía puede no tener los datos del propietario actual en el caso de que este haya optado por venderlo en el mercado de segunda mano", explica Arnaldo.

¿Qué le van a hacer a mi coche?

Parece que la solución puede pasar por la reprogramación del software instalado con el fin de que deje de engañar en las pruebas donde se miden emisiones de óxidos de nitrógeno. "El llamado ‘trucaje’ consiste en hacer trabajar al motor con unos parámetros de funcionamiento diferentes a los de la conducción normal con el fin de obtener unos resultados satisfactorios en una prueba en banco de rodillos para medir emisiones contaminantes. El motor en sí no se ve afectado desde el punto de vista mecánico, pero sí que se alteran los procesos termodinámicos en la combustión.

Como el problema está en los óxidos de nitrógeno (NOx) lo que se hará será aumentar la tasa de recirculación de gases de escape (EGR) y modificará las leyes de inyección retrasando el inicio de la combustión. En estas condiciones el motor baja su temperatura de combustión, pierde potencia, hace menos ruido y empeora su rendimiento. Una vez que salen del banco de rodillos, el motor funciona correctamente, eso sí, contaminando algo más de lo debido", explica Juan de Norverto Moríñigo profesor asociado de Motores de la Universidad Antonio de Nebrija y experto que ha trabajado para empresas como Nissan o Bosch.

Una vez que se lleven a cabo estos cambios en el automóvil para que no entre en marcha el dispositivo que falsea las emisiones, es probable que las emisiones sean más elevadas y tengan que realizarse más ajustes para que el vehículo cumpla con la normativa. No están claros cuáles serán esos cambios para hacer que las emisiones sean más bajas, pero pueden ir desde cambios parciales en la mecánica del vehículo, cambios en el motor o cambios completos del mismo. Estos sí que pueden afectar a la potencia o al consumo, reduciendo la primera e incrementando el segundo.

¿Me van a cambiar las prestaciones?

"Es muy posible que bajen las prestaciones y suba el consumo", apunta De Noverto, una vez que se hagan todos los cambios necesarios para que se rebajen las emisiones. Una opinión que también comparte David Patiño, profesor del Grupo de Tecnología Energética (GTE) de la Universidad de Vigo, que asegura que si hacen un cambio de este tipo, puede afectar de algún modo al comportamiento del motor.

Según recoge Reuters tras hablar con expertos del sector del motor, dependiendo del año del vehículo la solución también puede ser diferente. A partir del año 2012, en los diésel con motor TDI 2.0 se introdujo un nuevo sistema más caro y sofisticado para reducir las emisiones, el Selective Catalytic Reduction SCR. Arreglar este sistema, que inyecta urea para reducir las emisiones, es más complicado y llevaría a cambios en el motor que serán los más afectados por la revisión en términos de eficiencia y potencia. Sin embargo, la autoridad estadounidense que descubrió el fraude también cree que los vehículos producidos entre 2009 y 2014 pueden tener más complicaciones para su arreglo, punto en el que discrepan los expertos.

En el caso de que baje la eficiencia o suba el consumo, la OCU recuerda a los afectados que deben pedir un desglose de lo realizado en el vehículo. Facua también asegura que en el caso de que se rebaje la potencia el consumidor tiene derecho a una indemnización económica o al cambio de su vehículo por uno que cumpla con las prestaciones adquiridas.

¿Me van a cobrar algo por el arreglo?

La compañía ha asegurado que correrá con los gastos que conlleven estas modificaciones en el vehículo. Las asociaciones de consumidores recuerdan que el coste nunca debe recaer en el consumidor. Rubén Sánchez, de Facua, señala que "en ningún caso puede suponer un coste pero tampoco bajar prestaciones".

¿Cuánto tiempo pueden tardar en tener el vehículo listo?

Los expertos señalan que el cambio del software no debería ser largo. "Muy poco. Basta con cambiar la unidad de control o reprogramarla", señala De Norverto, pero advierte que esto es en el caso de que solo con el cambio se solvente el problema. Todo apunta que serán necesarias más modificaciones y si hay que hacer algún cambio más esto puede conllevar más tiempo. Las organizaciones de consumidores recuerdan que si las reparaciones tardan, el consumidor tiene derecho a solicitar un coche de sustitución.

¿Es obligatoria la revisión?

"La revisión es un derecho al que usuario no debería renunciar", apunta Arnaldo. En este sentido, habrá que esperar hasta ver cómo se convocan las revisiones, qué plazos se dan y cuál es el calendario de actuación que fija la compañía. En cualquier caso, cabe recordar que el que no quiera pasar esta revisión se tendrá que enfrentar tarde o temprano a la ITV donde pueden detectar si no se ha puesto al día al vehículo con los consiguientes perjuicios.

¿Pueden retirar el vehículo de la circulación?

La respuesta es complicada porque en teoría los vehículos tienen que estar homologados para poder circular y en estas homologaciones se incluyen las emisiones. En función de las normativas europeas de emisiones (actualmente está en vigor la Euro6 pero parece que los vehículos afectados son aquellos relativos a la Euro5), los automóviles no pueden superar las cifras de emisión establecidas para poder circular. Lo que es cierto es que una vez homologado el coche aunque la normativa se vaya endureciendo no se retiran de circulación los vehículos homologados con fechas anteriores y el parque móvil se va modernizando conforme se van introduciendo nuevos coches en las calles y se van retirando los anteriores.

En el caso de los vehículos afectados por el fraude se apunta que estos tendrían que cumplir con los límites establecidos en la Euro5 que es la que parece que afecta a estos motores.

Desde el Ministerio de Industria no se mojan al respecto. "Lo que contempla la reglamentación europea de homologación es que el fabricante debe realizar una llamada a revisión para subsanar el problema, y en este caso para que el vehículo contamine lo que debiera haber contaminado en el momento de su matriculación, sin disminuir otras prestaciones como puede ser la potencia o el consumo", señalan, pero no dicen si en el caso de que esto no se arreglara prohibirían circular a los coches.

Los expertos tampoco tienen absolutamente claro cuál será la forma de proceder. Si el vehículo no cumple con la normativa no puede circular, apunta Arnaldo. Por su parte, Patiño señala que la homologación es necesaria para la venta y se pregunta qué se puede hacer una vez que estos vehículos ya están vendidos. Esa es la incógnita que se plantea ahora puesto que todavía no se han ofrecido ni siquiera los datos de los coches afectados por este fraude que circulan por España.

¿Tengo derecho a alguna contraprestación económica?

Las asociaciones de los consumidores han abierto varias líneas de acción para que los consumidores sean conscientes de los derechos que les corresponden. Por ahora la compañía ha asegurado que correrá con los gastos derivados de las reparaciones, pero todavía queda por ver cuáles serán estas y cómo afectarán a las prestaciones del vehículo. Hay impactos económicos difíciles de calibrar como la pérdida de valor del coche en caso de una hipotética reventa en el mercado de segunda mano. En cualquier caso, es en este punto donde los consumidores se muestran más beligerantes puesto que recuerdan que el comprador adquirió un producto con unas características específicas y estas no pueden ser reducidas. Ya hay varias plataformas de afectados que demandarán para conseguir estas contraprestaciones.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha