A Coruña multiplica por seis el número de contagiados en dos semanas y concentra el 60% de los casos de Galicia

Dos agentes de la policía local de A Coruña se dirigen a un hombre que se encontraba fumando en una terraza de un bar de la ciudad. EFE/ CABALAR

El área de A Coruña concentra casi el 60% de los casos de coronavirus de toda Galicia. A pesar de que se cumple una semana desde que la Xunta aplicó medidas como el cierre del ocio nocturno en algunos ayuntamiento de su comarca o la limitación de aforos o reuniones, el ritmo al que se incrementan tantos los pacientes activos como los que se identifican cada día en la zona no para de aumentar. El área sanitaria ha multiplicado casi por seis los casos de COVID-19 en las dos semanas que han transcurrido del mes de agosto y dibuja una curva que impulsa hacia arriba el número de casos en toda la comunidad. Las últimas medidas de control anunciadas por el presidente de la Xunta entre críticas a la ciudadanía, los ayuntamientos y el Gobierno central evitan restringir la movilidad en la zona y se limitan a recuperar la atención preferente para mayores de 75 años.

La agrupación de ayuntamientos que componen el área sanitaria de A Coruña presenta 618 casos activos de los 1.053 que hay en toda Galicia. Una cifra que se calcula sumando los nuevos positivos que se identifican cada día, que ayuda a conocer la evolución y el ritmo de expansión del virus, y restando a quien ya ha superado la enfermedad y tiene el alta epidemiológica. En los últimos tres días, la comunidad está entre los 110 y los 142 nuevos contagios por día, unos números que no se repetían en Galicia desde finales del mes de abril, cuando comenzaba a remitir el pico de contagios, o desde mediados de marzo, en los primeros días del confinamiento. Buena parte del incremento de positivos cada día se debe a la expansión del virus en A Coruña y su área, que concentran más de la mitad de los nuevos casos de COVID-19 que se diagnostican en la comunidad.

Sin embargo, la Consellería de Sanidade no da ningún tipo de información sobre el coronavirus por ayuntamientos. Esas cifras que maneja la Xunta y que revelan de vez en cuando Alberto Núñez Feijóo o su conselleiro de Sanidade, Jesús Váazquez Almuíña, se queda para los informes que se citan en el Diario Oficial de Galicia (DOG) o en los que se remiten al juzgado para ratificar las medidas de restricción. A pesar de las peticiones de elDiario.es al Servizo Galego de Saúde (Sergas), no hay información oficial sobre qué municipios son los más afectados del área de A Coruña, que abarca un tercio de la provincia y a más de medio millón de residentes. Estas cifras sí se pueden encontrar en los periódicos de A Coruña. La Voz de Galicia publica que 428 de los 618 casos se encuentran en la ciudad, casi el 70%. Esto significa que hay en este municipio 174 casos por cada 100.000 habitantes. Esta incidencia del virus supera la que se registraba en la comarca de A Mariña el día en que se impusieron las restricciones de movilidad, cuando había 99 contagios en una población de apenas 70.000 personas.

Los datos que sí facilita la Consellería de Sanidade es la incidencia de casos a fecha del 11 de agosto. La media acumulada de positivos en las dos semanas anteriores era de 89 por cada 100.000 personas, de 68 en la semana previa y de 34 si se analizan de sábado a lunes de la pasada semana. Estos son los datos a los que hace referencia el informe de la Xunta que justifica la prolongación durante siete días más de las medidas de control en la comarca de A Coruña, junto con otros dos factores: la existencia de transmisión comunitaria de “intesidad desconocida” y un alto porcentaje de casos huérfanos, en los que no se puede seguir la cadena de contagio, que llega al 18%.

Este factor diferencia también la situación de A Coruña de la de A Mariña, en la que la Xunta aseguraba que prácticamente todos los casos podían ser rastreados. Ahora buena parte de los positivos pertenecen a “pequeños brotes familiares”, según fuentes sanitarias, y a otros identificados como los tres casos de una residencia de mayores DomusVi en la ciudad que fueron dados de alta en la jornada de ayer. La curva de contagios comenzó a ascender en la comarca a finales de julio con el diagnóstico de un trabajador de un pub el ayuntamiento de Oleiros, usuario de un gimnasio de Arteixo. Los casos relacionados se expandieron por un área metropolitana con muchos desplazamientos diarios, en la que es habitual vivir en un municipio y trabajar en otro, y afectaron a dos empleados de centros municipales, un centro cívico del barrio de Monte Alto y el matadero municipal. En las pruebas PCR que se realizaron en relación con este rebrote, el Sergas ya detectó casos aislados. Este foco se mantiene estable desde hace días con 58 casos, mientras que el otro principal rebrote detectado en el área sanitaria en las últimas semanas, en Vimianzo, sigue en siete.

Las restricciones dictadas por el Gobierno de Alberto Núñez Feijóo se mantendrán, como mínimo, hasta el 20 de agosto. Pese a considerar que la situación de la comarca coruñesa es “muy preocupante”, la Xunta ha optado por mantener las limitaciones que ya estaban en marcha y no aplicar otras que se emplearon en A Mariña como la reducción de la movilidad. El presidente en funciones sí advirtió que no le temblará la mano si la gente joven “sigue sin cumplir las normas”. Alberto Núñez Feijóo descargó la responsabiidad sobre las personas “que no están cumpliendo las medidas que hemos tomado” y que están “poniendo en riesgo” a otros grupos de población. Las críticas del presidente de la Xunta también se dirigieron a los ayuntamientos a cuenta del control policial que considera que no está siendo suficiente para vigilar el cumplimiento de las normas sanitarias y al Gobierno central, al que volvió a reclamar una norma estatal para tomar medidas sobre la población sin tener que recurrir a la autorización de un juzgado.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats