eldiario.es

Menú

La "tercermundista" línea de tren para discapacitados

María Luisa Goikoetxea, una vecina de Orduña que sufrió una hemorragia cerebral y se desplaza en silla de ruedas, no puede ir en tren a Bilbao para seguir con su proceso de rehabilitación porque la estación de Renfe no está adaptada para discapacitados

- PUBLICIDAD -
María Luisa Goikoetxea.

María Luisa Goikoetxea.

"Lo fácil hubiera sido morir, algo que tengo que confesar que deseé con todas mis fuerzas cuando salí del coma y fui consciente de mi nueva situación. Pero, el destino tenía otros planes para mí. Tal vez para que diera la tabarra a Renfe y conseguir que por fin adapten la tercermundista línea de tren para todos los discapacitados". La que así habla es María Luisa Goikoetxea Diaz,  de 55 años y vecina de la localidad vizcaína de Orduña, que ha emprendido una cruzada para que Renfe adapte la estación de su pueblo y coloque una plataforma elevadora, lo que le permitiría acceder al tren y seguir con normalidad su proceso de rehabilitación en Bilbao. En febrero de 2014 sufrió una hemorragia cerebral que le mantuvo en coma durante tres semanas. Cuando despertó se encontró ciega y con la parte derecha de su cuerpo paralizada. " Mi vida, en un instante dio un vuelco brutal, de tener una vida plena tanto a nivel familiar como profesional [es médico y su trabajo le encanta] a encontrarme postrada primero en una cama y luego en una silla de ruedas de la que todavía dependo".

A partir de ahí empezó un largo peregrinar por distintos centros hospitalarios: Cruces, Górliz, Aita Menni luchando por recuperar la autonomía perdida, relata en la petición que ha lanzado a través de la plataforma  Change.org para lograr esa plataforma elevadora. "Después de ocho largos meses, volví a mi casa en Orduña, pero sigo con la rehabilitación en Bilbao. Para poder acudir, dependo de mi marido o de mi hijo porque el tren no está adaptado para discapacitados, lo que supone que mi marido deje de trabajar o que mi hijo deje de estudiar".

La solución, en su opinión, es bien sencilla. "Me consta que en Bilbao ya hay una plataforma elevadora para largos recorridos, por lo que solo haría falta poner otra en Orduña. No puedo creer que sea la única afectada, y por ello me gustaría exigirle a RENFE que ponga una de estas plataformas en Orduña y en cada estación de tren para que esto no vuelva a ocurrir".

Hasta el momento, su petición para que las personas que como ella se desplacen en silla de ruedas puedan subir y bajar del tren sin depender de nadie ha recabado el apoyo de más de 105.000 personas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha