Igualdad propone un Pacto por los Cuidados que camine hacia "un robusto sistema estatal" que los garantice

Irene Montero comparece en la  Comisión para la Reconstrucción Social y Económica del Congreso de los Diputados

La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha propuesto un Pacto por los Cuidados para esta lesgislatura que camine hacia "un robusto sistema estatal público". El objetivo es que "garantice el derecho a recibir cuidados, a cuidar y a trabajar en los cuidados en condiciones dignas" y se desarrolle "en plena colaboración y coordinación entre todas las administraciones, comunidades autónomas y ayuntamientos". Así lo ha señalado en la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica del Congreso, donde ha comparecido este jueves.

Montero ha centrado su intervención en cómo la crisis del coronavirus "ha hecho visible con contundencia la crisis de cuidados a la que ya nos enfrentábamos", pero que "se ha agudizado" con la emergencia sanitaria. Una labor sostenida fundamentalmente por mujeres que "debe dejar de ser invisible y precaria": "Debemos dejar de vivir de espaldas a los cuidados" porque "sin ellos la sociedad colapsa, se realizan incluso cuando el país está paralizado y deben convertirse en un asunto público de primer orden", ha defendido.

Ante este escenario, el Estado, además de "promover" el reparto equitativo de tareas entre mujeres y hombres, "tiene que hacerse corresponsable, con empleos públicos y salarios de calidad", ha añadido, porque actualmente la red de cuidados en España "es frágil, feminizada, extremadamente precaria, y ha saltado por los aires durante esta crisis". 

En este sentido, Igualdad propone que el Pacto de Cuidados aborde "la dignificación y la extensión" del sistema de atención a la dependencia, que aún no ha recuperado los niveles de financiación por parte del Ejecutivo previos a la crisis. Según los últimos datos, casi 25.000 personas han fallecido en lo que va de año en la lista de espera. Asimismo, el pacto tendrá que acometer el "fortalecimiento" de la red pública de residencias, "las condiciones de vida y trabajo" de las trabajadoras del hogar y la "extensión" de la educación infantil de 0 a 3 años.

Montero ha explicado que "hacer políticas públicas que aseguren y dignifiquen" los cuidados no es solo "una cuestión de derechos", sino "económica" y ha apuntado a que un sistema estatal de cuidados podría crear 300.000 empleos en el ámbito de lo público. Por eso, ha apuntado, los cuidados deben ser "un eje central de las políticas del país porque si no seguirán recayendo sobre las mujeres y agrandando brechas".

Convenio 189 y Ley de Tiempo Corresponsable

La ministra ha lamentado que, a pesar de la "honorable excepción de la Ley de Dependencia" hasta ahora "ningún Gobierno ha podido ocuparse de los cuidados en toda su complejidad", ni los que ocurren "en el interior de las casas" ni "cuando se hace en el mercado laboral bajo condiciones de extrema precariedad y nulo reconocimiento". En este sentido, ha reiterado el compromiso del Ejecutivo con la ratificación del Convenio 189 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Una demanda histórica de la trabajadoras del hogar que amplía sus derechos y que precisamente este miércoles volvieron a exigir a las puertas del Congreso entregando escobillas de baño a varios diputados.

En la misma comparecencia, la ministra ha recalcado que el Ministerio de Igualdad impulsará, junto al de Trabajo, tal y como ya anunció este, una Ley de Tiempo Corresponsable, que ha calificado de "prioridad". El objetivo será "garantizar el derecho a la conciliación, precisamente para asegurar el derecho a trabajar en condiciones de igualdad" para mujeres y hombres. También se ha referido a una futura regulación del teletrabajo que hará el ministerio dirigido por Yolanda Díaz y que tendrá "perspectiva de género para que no sea una trampa para las mujeres".

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats