eldiario.es

9
Menú

INTERNACIONAL

YouTube, acusada de recabar ilegalmente información de niños

Una veintena de organizaciones ha presentado una queja ante la Comisión Federal de Comercio de EEUU alegando que YouTube viola las leyes de protección del menor

YouTube afirma que su plataforma es para mayores de 12 años, pero los denunciantes alegan que el 80% de los menores de entre 6 y 12 años la utilizan

- PUBLICIDAD -
YouTube busca estrellas

Un grupo de 23 organizaciones de defensa de los menores, de los consumidores y de la privacidad  ha presentado una queja ante la Comisión Federal de Comercio (FTC) de EEUU alegando que Google está violando las leyes de protección del menor con sus anuncios dirigidos a menores de 13 años y al recabar información personal sobre ellos. 

El grupo, que incluye a Campaign for a Commercial-Free Childhood (Campaña por una Infancia sin Anuncios), el Center for Digital Democracy (Centro por la Democracia Digital) y otros 21 colectivos, alega que, a pesar de que Google afirma que YouTube es solo para mayores de 12 años, sabe que menores de esa edad utilizan la plataforma. Denuncia que Google recaba información personal de menores de 13 años tales como su localización, identificadores de dispositivo y números de teléfono y los rastrea a través de diferentes sitios web y servicios sin obtener primero el consentimiento paterno, tal y como requiere la Ley de Protección de la Privacidad del Menor Online (Coppa, por sus siglas en inglés).

La coalición de organizaciones insta a la Comisión que investigue y sancione a Google por sus supuestas violaciones.

"Durante años, Google ha renunciado a su responsabilidad con los menores y las familias al afirmar falsamente que YouTube –un sitio lleno de dibujos animados populares, canciones infantiles y anuncios de juguetes– no es para menores de 13 años", afirma Josh Golin, director ejecutivo de Campaign for a Commercial-Free Childhood. "Google se beneficia inmensamente al emitir anuncios dirigidos a menores y debe cumplir la Ley Coppa. Es hora de que la Comisión haga responsable a Google por su recogida ilegal de información y sus prácticas de publicidad", añade.

El grupo sostiene que YouTube es la plataforma más popular para los menores estadounidenses, utilizada por aproximadamente el 80% de los menores entre 6 y 12 años.

Google tiene una aplicación dedicada a los más pequeños llamada YouTube Kids que fue lanzada en 2015 y que está diseñada para mostrar contenido y anuncios adecuados a los menores. Recientemente, la plataforma también ha contratado a miles de moderadores para revisar el contenido de YouTube ante las críticas generalizadas de que permite el contenido ofensivo y violento, incluyendo  contenido infantil perturbador y vídeos de abuso infantil.

Pero la coalición afirma que esto no es suficiente. "Google ha actuado de forma astuta al afirmar falsamente en sus condiciones de servicio que YouTube es solo para aquellos de 13 años y mayores, al tiempo que atrae a los jóvenes a un recreo digital lleno de anuncios", afirma Jeff Chester, del Center for Digital Democracy.

"Del mismo modo que Facebook, Google ha centrado sus inmensos recursos en generar beneficios en vez de en proteger la privacidad".

Los denunciantes aseguran que entre los canales más populares de Youtube se encuentran unos cuantos que están dirigidos directamente a niños. Entre ellos están ChuChuTV Nursery Rhymes & Kids Songs con 15,9 millones de suscriptores y más de 10.000 millones de visualizaciones, y LittleBabyBum con 14,6 millones de suscriptores y 14.000 millones de visualizaciones.

La alianza también afirma que la plataforma publicitaria Google Preferred contiene una línea de anuncios, "paternidad y familia", en la que la mayor parte de los anunciantes pagan una prima para colocar ciertos anuncios.

La queja de 59 páginas de la Comisión Federal de comercio afirma que "YouTube tiene un conocimiento de cuántos niños hay en YouTube, tal y como demuestran los proveedores de contenido, las declaraciones públicas de los ejecutivos de YouTube y la creación de la app YouTube Kids".

Katie McInnis, consejera política de Consumers Union lo ha explicado así: "YouTube sabe que los niños están viendo vídeos en su plataforma y ha creado canales de contenido específicamente dirigidos a ellos, pero no parece que esté obteniendo el consentimiento paternal requerido antes de recoger información sobre ellos".

"Google tiene la responsabilidad de cumplir con la ley Coppa y asegurarse de que los niños pueden ver con seguridad los programas diseñados y que se promocionan para los menores. Estas prácticas suponen serias preocupaciones que merecen tener la atención de la FTC", añade.

"Ha llegado el momento de que Google sea del todo transparente con todos los hechos y que ponga en marcha nuevas políticas responsables para avanzar en lo referente a la protección de los niños", dice James P. Steyer, director ejecutivo de Common Sense. "Esperamos que Google trabaje estrechamente con los defensores y contacte con los padres con información sobre controles parentales, contenidos y las prácticas de recopilación de datos en YouTube para que los padres puedan tomar decisiones sobre el contenido que permiten que sus hijos vean y sobre cómo proteger su privacidad.

"Aunque no hemos recibido quejas, proteger a los niños y a las familias siempre ha sido una prioridad para nosotros. Leeremos la queja con atención y evaluaremos si hay cosas que podamos hacer para mejorar. Dado que YouTube no es una plataforma específica para niños, hemos hecho una importante inversión en la creación la app YouTube Kids para ofrecer una alternativa específica para ellos", ha zanjado un portavoz de Youtube.

Traducido por Javier Biosca y Cristina Armunia

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha